CANCELACIÓN NAICM

Las mega obras ya prometidas que Fox, Calderón y Peña también cancelaron

Las mega obras no se concretaron por razones tales como el daño ambiental que provocaban o dudas respecto a la asignación de contratos
Las mega obras ya prometidas que Fox, Calderón y Peña también cancelaronSeis son las obras que se cancelaron durante los sexenios de Fox, Calderón y Peña Nieto. (Especial)

A propósito de la reciente cancelación del Nuevo Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México (NAICM), tras la consulta ciudadana convocada por Andrés Manuel López Obrador, en La Silla Rota recordamos las obras ya prometidas y en construcción que Fox, Calderón y Enrique Peña Nieto rescindieron durante sus mandatos presidenciales.

El listado se conforma de planes enfocados en el mejoramiento de la infraestructura pública. Sin embargo, los proyectos no se concretaron por razones tales como el daño ambiental que provocaban o las dudas que había respecto a la asignación de los contratos.

Encuentra en La Silla Rota: El acuerdo al que llegó AMLO con los contratistas del NAICM

FOX

Aeropuerto en Texcoco: La administración federal del panista Vicente Fox anunció la cancelación de este proyecto, tras el rechazo de las comunidades ejidales locales para construir una base aérea comercial, a fuerza de tener que expropiar sus terrenos por un pago menor a los 7.20 pesos por metro cuadrado.

Para agosto de 2002, la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT), anunció la cancelación del proyecto de construcción del aeropuerto internacional de Texcoco. De acuerdo a la dependencia, entonces a cargo de Pedro Cerisola y Weber, existían nuevas condiciones y opciones convenientes para iniciar un plan de ampliación en la base aeroportuaria del centro del país.

La Parota: A pesar de que durante el sexenio de Fox este proyecto no fue cancelado, las obras nunca se concretaron. El objetivo de la obra era satisfacer la demanda de energía de la región oriente del país al construir sobre el Río Papagayo, en Guerrero.

Ante ello, los principales opositores fueron los habitantes de la zona, mismos que se negaban a tener que ser reubicados. En adición, argumentaban que el proyecto contribuiría a incrementar la desigualdad social y exclusión, ya que los beneficiarios serían las grandes empresas nacionales y trasnacionales.

CALDERÓN

Cabo Pulmo: Durante el mandato del también afiliado al Partido Acción Nacional, Felipe Calderón, se planteó la construcción de un complejo turístico de 3,800 hectáreas que integrara 27 mil habitaciones, así como dos campos del golf en Cabo Cortés, Baja California.

Distintos organismos internacionales ejercieron presión contra el desarrollo del proyecto en defensa del medio ambiente. Posteriormente, el entonces jefe del ejecutivo reconoció que la obra no garantizaba la sustentabilidad en el área del Mar de Cortés.

Previamente, el gobierno de Calderón había otorgado autorización previa a la empresa inmobiliaria de origen español, Hansa Urbana, para la realización del proyecto, mismo que se cancelo de manera definitiva en junio de 2012.

Refinería Bicentenario: En marzo de 2008, Calderón Hinojosa anunció el plan de construcción de una refinería en Atitalaquia, Hidalgo, la cual tenía el fin de reducir la importación de gasolina al país, con una inversión calculada en 11 mil 610 millones de dólares.

Para el desarrollo de este mega proyecto, el entonces gobernador del estado, Miguel Ángel Osorio Chong, contrajo una deuda a pagarse en 14 años que rebasaba los 1,500 millones de dólares en la compra de 700 hectáreas de terreno.

La cancelación, en diciembre de 2009, ocurrió después de que ya se habían destinado recursos equivalentes a nueve mil millones de pesos, tan sólo a ocho meses después de que el gobierno de Hidalgo había sido designado como el estado en que se establecería la obra.

Lee también: Prohibirá AMLO que precio de obras incremente exponencialmente

PEÑA NIETO

Tren bala México-Querétaro: La licitación de este mega proyecto durante el gobierno de EPN, con un costo estimado de 58 mil 951 millones de pesos, fue asignada a un consorcio empresarial encabezado por la firma China Railway Construcción Corporation.

En noviembre de 2014, Gerardo Ruiz Esparza, titular de la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT), anunció la cancelación de la obra que conectaría a la capital de Querétaro con la terminal Buenavista de la Ciudad de México, arguyendo dar transparencia a las empresas participantes y legitimar el proceso.

Según un reporte periodístico, el gobierno de China solicita una indemnización por 11 mil 294 millones de pesos.

Dragon Mart: El complejo comercial que llevaría este nombre y se ubicaría en la zona de El Tucán, Quintana Roo, se encontraba en construcción al momento del anuncio de su cancelación.

Dentro de los objetivos de este proyecto, se contemplaba la construcción de 722 viviendas, 20 naves comerciales y 3,000 locales, en un emplazamiento de 561 hectáreas. La inversión estimada se calculó en 2,300 millones de pesos.

En el caso de Dragon Mart, las críticas no sólo llegaron de parte de los habitantes locales, también  fue señalado por cámaras de comercio y empresariales tales como Concamin, Canacintra y el CCE, al afirmar que sería un refugio fiscal para artículos importados.

En enero de 2015, la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa) ordenó la cancelación total del proyecto debido a distintas irregularidades, entre las que se cuenta la falta de autorizaciones para cambio de uso de suelo, además de violaciones a distintas leyes y reglamentos de protección del medio ambiente.

LEA TAMBIEN


Así reseñó la prensa internacional la cancelación del NAICM

Los medios de comunicación en distintas partes del mundo reseñaron la decisión del presidente electo, AMLO de cancelar el NAICM

DJH





Debe iniciar sesión para poder enviar información

Debe iniciar sesión para poder enviar información