POR DESCUIDOS HUMANOS

Tultepec acalla sus tragedias

En 16 años han muerto 81 personas en 37 explosiones por almacenar pólvora y fabricar piroctenia
Tultepec acalla sus tragediasLa tradición en el municipio, aparte de la pólvora, es ocultar a sus muertos. (Especial).

Nota del editor: Con las explosiones de este jueves 5 de julio suman 107 muertos en 39 accidentes a lo largo de 16 años por almacenar pólvora y fabricar piroctenia en la localidad.

TULTEPEC, Edomex.- Otro accidente provocó luto en este municipio mexiquense, cuando el olor a pólvora quemada se apoderó del ambiente la madrugada de este miércoles, con la explosión de una bodega clandestina de fuegos artificiales. 

LA GENTE SE LLEVA Y ESCONDE A LOS HERIDOS EN SUS CASAS: VECINO DE TULTEPEC

A sus pobladores no les gusta hablar de sus muertos, mucho menos que los entrevisten o que lleguen decenas de reporteros que para ellos, más que contar las historias, los ponen bajo la lupa de las autoridades quienes se preguntan por qué las tragedias no paran. 

Pero Don Pablo Jiménez no quiso callar, y narra que escuchó un fuerte golpeteo en el techo de su casa ubicada en la calle Hortensia. "Vieja, ¿está cayendo granizo?", pregunta a su mujer y se asoma a la calle donde ve una escena que, lamenta, no es nueva: hombres corrían ensangrentados o con quemaduras, casas derrumbadas, humo y mucho fuego.

Supone lo que otra vez ocurre, mientras se asoman pedazos de loza que salieron disparados como proyectiles, y rompieron techos de láminas y vidrios, cuando por la madrugada casi todos dormían en el barrio de La Piedad, ubicado en una loma del municipio de Tultepec.

Entonces, Don Pablo recuerda que un amigo suyo, de profesión enfermero, rentaba uno de los cuartos en la casa donde se registró la explosión, en la calle Hortensia esquina con Azalea. Otras vecinas que aceptaron hablar con La Silla Rota respaldaron esa versión y que además alquilaban habitaciones a familias completas. 

"Las víctimas no sabían que la dueña guardaba fuegos pirotécnicos en uno de los cuartos", dijeron. El barrio La Piedad es una zona habitacional que por seguridad está lejos del área permitida para la elaboración de fuegos pirotécnicos. 

Por eso, los vecinos nunca olvidarán lo que ocurrió la madrugada de este 6 de junio de 2018, con 7 personas más que perdieron la vida y que engloban en 81 los muertos de los últimos 16 años, tras 37 explosiones en Tultepec.

Una de las vecinas dijo que como pudieron empezaron a ayudar a los heridos, pero la ambulancia que llegó ni material de curación llevaba. A otra le ganó el miedo y mejor salió con su familia; sólo quería huir del lugar al escuchar la explosión. Hizo bien, porque luego sintió por la espalda cómo el techo de su casa se derrumbó.

El señor Eduardo Goriba, otro vecino del lugar, recordó que eran como 10 minutos para la una de la madrugada cuando se escuchó la explosión. "Estábamos descansando ya. Se oyó como si hubiera tronado algo adentro de un bote", expresó.

Sobre la existencia de la bodega clandestina dijo que desconocían que donde rentaban cuartos se dedicaran a eso, "siempre veíamos que juntaban papel y papel (los dueños), no pensamos que tuvieran una bodega en su casa".

Pero, en Tultepec el 65 por ciento de la población se dedica a la producción y venta de pirotecnia

La señora Guadalupe Amaya, cuya casa está en la calle Azaleas, detalló que estaba dormida y escuchó la cadena de explosiones, por lo que se levantó y quiso correr, pero la puerta de su casa se trabó. Su mayor temor era que explotara el tanque de gas.

"Estuve forzando la puerta hasta que se abrió. Al salir otros vecinos ya se habían ido, porque me gritaban. Ahí voy, ahí voy, ya salí. Entonces se fueron corriendo", contó, mientras aseguró que no sabía que en esa casa que explotó almacenaban cohetes.

"Nunca comprobé que almacenaban cohetes, es peligroso y ellas (las dueñas) dicen que no es cierto, y como está cerrada la puerta no dejan pasar a nadie".

Elvira Piedra tiene 25 años de vivir en el barrio de La Piedad. Cuando el ruido de la explosión la despertó, lo único que vio fue una nube de fuego.

"Mi hermana me empezó a gritar, salí a ver qué pasaba, pero no encontraba mis zapatos. Ya estaba todo tirado, ya no pude salir". Entonces, su hermana sacó a su niña de 12 años, pero le cayó una piedra y "aun así arrastró a la niña y la dejó afuera".

Pese a la prohibición, algunas casas del barrio son utilizadas como bodegas clandestinas y "las autoridades municipales lo saben, pero se hacen de la vista gorda porque reciben una mochada", aseguraron las mujeres del vecindario que sólo observaban el lugar donde quedaron los restos de las casas afectadas.

PREFIEREN CALLAR Y OCULTARLO PARA TENER TRABAJO

Tras la explosión del Mercado de San Pablito, en diciembre de 2016, LA SILLA ROTA obtuvo testimonios de que debido a los accidentes a lo largo de historia de la pirotecnia en el Estado de México, los artesanos se organizan para evitar que los incidentes aparezcan en los medios de comunicación, y que las autoridades no tengan conocimiento. 

"Si tenemos un accidente y esto se sabe, nos perjudica, pues llegan a clausurar el inmueble y nos quedamos sin trabajo", declaró un artesano originario de San Mateo Tlalchichilpan en Almoloya de Juárez.

Precisamente en la explosión del mercado, "mucha gente se llevó a los heridos a sus casas para curarlos, se los llevó cargando", contó a LA SILLA ROTA Daniel, vecino de Tultepec, sobre esta práctica que es usual entre ellos para atender con sus propios medios a los lesionados por las explosiones, a fin de reducir las cifras oficiales de víctimas.

Explicó que los coheteros lo hacen por miedo a que les cierren el mercado y pierdan su trabajo.

"Póngale que digan que hay 26 muertos, pero en realidad mucha gente sabemos que no son esos, que hay más y no lo van a decir por el miedo de que le cierren la zona", indicó el joven.

LOS MUERTOS DE ESTE "6 DEL 6"

El fiscal mexiquense, Alejandro Gómez Sánchez, confirmó que la cifra de muertos se elevó de 5 a 7 este día.

Por el estallido murieron María Juana García M., de 69 años; José Colín, de 22 años; Arely Garfias Colín, de 24 años, en tanto que María Estela Colín M., de 47 años, murió al ser trasladada para su atención médica.

En la lista de lesionados se encuentran María del Carmen Rodríguez Damián, de 38 años; Alexis Caleb Cruz Quiroz, de 7 años; Brandon Antonio Cruz Quiroz, de 9 años; Areli Joana Gamero Rodríguez, de 15 años y Daniel Arturo Mendoza Hernández, de 16 años, quienes se encuentran en el Hospital de Alta Especialidad en Zumpango. 

Otros lesionados fueron ingresados al Hospital Vicente Villada de Cuautitlán y son: Eduardo Gutiérrez Tenorio, de 31 años y Marisela Martínez Orozco, de 23 años. En tanto que Amalia Méndez "N", de 34 años, ingresó al Hospital IMSS de Coacalco.

El ayuntamiento informó que en total 23 casas resultaron con daños materiales: cinco presentaron daños estructurales mayores, y 11 daños menores. De igual manera, 12 vehículos tuvieron daños parciales o totales.

La alcaldesa de Tultepec, María de Lourdes Nieto Sánchez y el General de la Secretaría de la Defensa Nacional, Xicoténcatl Azolohua Márquez, recorrieron la zona afectada para valorar los daños.

Las diligencias judiciales se realizarán en el Centro de Justicia de Cuautitlán, para la entrega de los cuerpos, seguimiento a lesionados y atención a propietarios de los muebles e inmuebles dañados. 

Los hechos quedaron registrados en la carpeta de investigación  CUA/CUA/CUN/031/115281/18/06 para deslindar responsabilidades por homicidio, lesiones y daño en bienes.

EL SEGUNDO SUSTO EN EL MISMO DÍA

Mientras que trabajadores de la Comisión Federal de Electricidad (CFE) realizaban las reparaciones de los cables afectados por la explosión, y empleados municipales recogían con maquinaria los desechos de las casas dañadas en La Saucera, zona permitida para la elaboración de fuegos pirotécnicos, se registró un incendio debido a un chispazo en uno de los talleres ahí establecidos.

Esto ocurrió en la zona de polvorines, donde hubo una combustión rápida, sin explosión y de material pirotécnico en el taller con permiso general 121.

De acuerdo a Protección Civil del Estado de México, el percance inició cuando cayeron las chispas de un fuego de pirotecnia denominado "bomba" sobre material flamable.

El incendio fue controlado por Bomberos de Tultepec, Protección Civil y la Policía estatal, así como la municipal.

LAS 37 TRAGEDIAS EN TULTEPEC

En los últimos 16 años han ocurrido 37 explosiones en Tultepec, con un saldo de 81 muertos. De manera cronológica, LA SILLA ROTA enlista las explosiones que han sucedido en el municipio mexiquense:

El 26 de septiembre de 2002, la explosión de un polvorín en un local clandestino provocó la muerte de dos personas, un lesionado y una casa destruida.

Cuatro días después, el 30 de septiembre de ese año, otra explosión de pólvora en el Barrio Teyahualco, entre los límites de Tultepec y Coacalco, dejó seis lesionados.

Para el 9 de marzo de 2003, una casa que almacenaba pólvora explotó dejando a tres personas lesionadas.

Otra explosión cobró la vida de una persona y dejó a otras tres lesionadas de gravedad en la localidad de La Saucera, el 8 de mayo de 2003.

El 21 de octubre de 2004, entre los límites de Melchor Ocampo y Tultepec, ocurrió otro estallido que dejó a tres lesionados que fueron trasladados en helicóptero a un hospital.      

A finales de ese año, un cuarto que fabricaba cohetes tipo "paloma" tuvo una explosión y provocó sólo daños materiales.

El 15 de septiembre de 2005 se registró la primera explosión en el Mercado de San Pablito, que dejó a 129 personas lesionadas. Los hechos ocurrieron luego que un cliente probara el producto, y generó que 150 toneladas de cohetes explotaran, así como que 300 puestos se calcinaran.

Casi un año después de la explosión ocurrida en 2005, y un Mercado de San Pablito totalmente remodelado, otro estallido consumió 280 locales y dejó a una persona lesionada, el 11 de septiembre de 2006.

Al inicio del 2007, un taller clandestino explotó y causó la muerte a una mujer que resultó con 80% de quemaduras en su cuerpo. Los hechos ocurrieron en la Avenida Los Parajes, del Barrio de Xahuento.

La explosión en un taller de cohetes, el 28 de abril del 2008, provocó la muerte de dos personas y lesionó a tres más en el Barrio La Piedad.

En noviembre de ese mismo año (2008), cuatro personas resultaron con quemaduras, dos de ellas de gravedad, al estallar un taller clandestino en el Barrio de San Martín.

En enero del 2010, otra explosión en un taller clandestino de la avenida Buenavista, en el Barrio La Morita, dejó dos personas muertas y cinco lesionadas.

Cuatro meses después, cinco personas resultaron muertas por la explosión de un taller autorizado para la elaboración de pirotecnia, en La Saucera.

Una explosión ocurrida el 29 de septiembre de 2010, otra vez en el Mercado de San Pablito, dejó un lesionado y provocó que el Ejército mexicano resguardara el lugar. 

Al año siguiente, el 3 de marzo del 2011, cuando armaban un "torito" para los festejos de la Feria Nacional de la Pirotecnia, un flamazo provocó una explosión en la que dos hombres resultaron heridos de gravedad.

Un muerto y ocho lesionados dejaron las tres explosiones de tres talleres de cohetes en la colonia La Saucera, el 26 de enero de 2012.

El 26 de agosto de 2014, un joven de 15 años falleció dentro de su casa luego que le explotara un cohete conocido como "Grito de Satanás", en la colonia La Piedad.

Tres personas fallecieron y cinco resultaron heridas, después de que una explosión por acumulación de gas se presentara en un taller clandestino en el barrio de San Antonio Xahuento, el 21 de marzo de 2016.

En la avenida Insurgentes, colonia El Mirador, una persona sufrió quemaduras en el 30% de su cuerpo al estallar un taller clandestino de pirotecnia, un 7 de julio de 2016.

La explosión en un taller pirotécnico cobró la vida de una persona y dejó a cuatro más lesionadas, el 15 de octubre de 2016 en la comunidad de Xahuento.

-El 20 de diciembre de 2016 se registró la muerte de 42 personas y decenas de heridos, luego de una serie de explosiones en el Mercado San Pablito; los bomberos tardaron más de dos horas en controlar las llamas.

Cuatro personas murieron y 6 resultaron heridas el 4 de marzo de 2017, por una explosión ocurrida en un inmueble en donde se almacenaba pólvora en la colonia Jardines de Santa Cruz, durante los festejos de la Feria Nacional de la Pirotecnia, celebrada en Tultepec.

Dos personas más murieron y una resultó herida, tras un estallido en una bodega clandestina de pólvora ubicada en la calle Salvador Díaz Mirón, en la colonia Amado Nervo, el 15 de agosto de 2017.

Seis días después, el  21 de agosto de 2017, una explosión en la calle Xochimilco, en la colonia México, dejó un muerto y dos personas heridas.

El 5 de octubre de 2017, otro estallido más se registró en una bodega con pirotecnia ubicada en los municipios de Tultepec y Melchor Ocampo; por fortuna, sólo se reportaron pérdidas materiales.

Una persona sin vida y dos heridas dejó una explosión de un polvorín en la zona de Xahuento, en la colonia La Saucera, el 30 de octubre de ese mismo año (2017).

El 20 noviembre 2017, tres personas resultaron lesionadas luego de estallar una bodega en donde fabricaban y almacenaban artículos pirotécnicos, en el Ejido de Santiago Meyehualco, en los límites de los municipios de Tultepec y Tultitlán.

Tres muertos y ocho heridos dejó la explosión de tres talleres pirotécnicos ubicados en la comunidad de San Lorenzo, el 15 de diciembre de 2017.

Tres días después, el 18 de diciembre de 2017, una explosión en un predio donde se fabricaba pirotecnia ubicado en la calle libertad, en la colonia San Miguel Otilca, dejó un muerto.

El 27 de febrero de 2018, un estallido registrado en un taller en donde se elaboraban y almacenaban artículos pirotécnicos en la calle Octavio Paz, en el Barrio de San Antonio Xahuento, dejó dos personas sin vida y otras tres lesionadas.

En marzo de este año, alrededor de 549 heridos dejó una quema de "toritos" durante la Feria Internacional de Pirotecnia, realizada en la Plaza Hidalgo.

Una persona muerta y una herida fue el saldo de la explosión en un taller de pirotecnia clandestina, ubicado en la colonia Amado Nervo, el 18 de mayo de 2018.

Por último, la madrugada de este miércoles 6 de junio, se registró la muerte de siete personas y nueve más lesionados, luego de la explosión en un taller clandestino de pirotecnia en el barrio de La Piedad.

LEA TAMBIEN


Estado de México, entre la pirotecnia y la tragedia

La entidad es la principal proveedora de fuegos artificiales artesanales, al menos 60 municipios del Edomex se dedican a esta labor

LEA TAMBIEN


La gente se llevó a los heridos a sus casas: vecino de Tultepec

Joven mexiquense indicó que es una práctica usual entre los artesanos de la pirotecnía atender con sus propios medios a los lesionados por las explosiones para reducir las cifras oficiales de víctimas

ams












Debe iniciar sesión para poder enviar información

Debe iniciar sesión para poder enviar información