NACIÓN

“El Mini Lic” es cambiado de penal; “Los Chapitos” buscan matarlo

López Serrano ha protagonizado una serie de traiciones contra el cártel de Sinaloa, principalmente con la fracción ligada a "El Chapo"

  • REDACCIÓN
  • 20/08/2019
  • 15:36 hrs
  • Escuchar
“El Mini Lic” es cambiado de penal; “Los Chapitos” buscan matarlo
“El Mini Lic” es cambiado de penal; “Los Chapitos” buscan matarlo (Foto Especial)

La vida de Dámaso López Serrano, “El Mini Lic”, hijo de Dámaso López Núñez, “El Licenciado”, cabecilla del cártel de Sinaloa, está en peligro.

Detenido en Estados Unidos, “El Mini Lic” fue cambiado de prisión luego de haber recibido amenazas de muerte por miembros del propio cártel de Sinaloa.

Dámaso fue cambiado de un penal federal en Nueva York a otro en Oklahoma, según detallaron autoridades estadunidenses.

Ahijado de Joaquín Guzmán Loera, “El Chapo”, López Serrano ha protagonizado una serie de traiciones contra la organización criminal que formó parte.

Primero, junto a su padre, comenzaron una disputa contra Iván Archivaldo y Jesús Alfredo Guzmán Salazar, “Los Chapitos”, hijos de Guzmán Loera, por el liderato de la organización.

Tras la captura de “El Licenciado” en la Ciudad de México, “El Mini Lic” se entregó a las autoridades estadunidenses.

Como el gran ausente en el juicio de “El Chapo”, Dámaso sí declaró en el juicio contra Jesús Raúl León Beltrán, apodado como "Chuy Raúl" o "El Trébol".

León Beltrán es identificado como jefe de seguridad y cuñado de Jesús Alfredo Guzmán Salazar, así como hijo de Jesús Raúl Beltrán Uriarte, principal lugarteniente y operador financiero de Ignacio "Nacho" Coronel.

Los fiscales estadunidenses que llevan el caso de León Beltrán aseguraron que un amigo cercano de la familia de Guzmán Loera, ofreció 25 mil dólares para asesinar a "El Mini Lic", para que no testificara.

La oferta llegó a los oídos, detallaron autoridades norteamericanas, de Four Corner Hustlers, una pandilla que opera en Chicago.

Sin embargo, el asesinato no se pudo concretar, López Serrano se incorporó pronto al programa de testigos protegidos.

Beltrán León fue sentenciado el 6 de agosto en Chicago a 28 años de prisión por su papel en la coordinación del tráfico de drogas para el cártel de Sinaloa en Estados Unidos.

Aun así, todo indica que las amenazas de muerte siguen latentes: Aliados de “El Chapo” intentaron sin éxito dar una paliza a “El Mini Lic” en represalia por su colaboración con la Fiscalía.

Por ello, lo trasladaron discretamente desde Nueva York, donde se encontraba hasta ahora, al presidio de Oklahoma.

A esperas de condena, López Serrano se declaró culpable en enero de 2018 de haber importado a Estados Unidos miles de kilos de heroína, metanfetaminas y cocaína.

Con información de EFE

rgg