ESTADOS

Encuestas no influyen en votantes, pero si en resultados: Roy Campos

El presidente de Mitofsky, Roy Campos, advierte que candidatos harán guerra sucia con encuestas falsas; “van a agarrarse de lo que sea para ganar”, dice

  • RAMÓN SEVILLA
  • 22/03/2021
  • 20:42 hrs
  • Escuchar
Encuestas no influyen en votantes, pero si en resultados: Roy Campos
El presidente de Mitofsky, Roy Campos, advierte que candidatos harán guerra sucia con encuestas falsas; “van a agarrarse de lo que sea para ganar”, advierte. Foto Cuartoscuro

Luego de que se publicara una nota falsa en San Luis Potosí, sobre preferencias electorales y citaran a Mitofsky, su presidente Roy Campos augura que en las elecciones de este año habrá guerra sucia con el uso de encuestas porque los candidatos intentarán “agarrarse de los que sea” para ganar.

También lee: Gallardo, aspirante en SLP, denunciando en la UIF por operaciones ilegales

En entrevista con La Silla Rota, subrayó que estos ejercicios de medición de las preferencias electorales son importantes, pero no ganan votos para los aspirantes a algún puesto de elección popular.

No influyen en el votante pero sí pueden llegar a influir en el resultado. El votante no está pendiente de lo que dice la encuesta pero el periodista, el empresario, las negociaciones políticas, los sindicatos, los apostadores de las campañas si están pendientes de lo que dicen las encuestas

“Las encuestas vienen a darle una dinámica a la campaña donde todo el mundo pone interés en los que realmente pueden ganar; entonces, sí terminan influyendo en el resultado porque son más mencionados, más promocionados los que las encuestas ubican en las primeras posiciones”.

Roy Campos, cuenta, ha hecho cuatro desmentidos en cuatro semanas debido a que algunos medios y candidatos han utilizado, de manera ilegal, la imagen de Mitofsky.

Los candidatos piensan viejito, que el electoral va a votar por el que tiene más preferencias electorales, pero eso es falso

En San Luis Potosí, donde se va a renovar la gubernatura, estaban haciendo mal uso del nombre de Mitofsky

Sí vi la nota, pero no estaban haciendo mal uso de una encuesta sino de una nota. Es decir, ponían una nota donde decían que un candidato iba adelante según Mitofsky, pero no daban datos de nada, no estaban difundiendo formalmente ninguna encuesta, me estaban citando a mí para decir que iba adelante cierto personaje. 

Pero la encuesta al final del día ahí está y es muy clara ¿no?

Exactamente, yo lo pongo así: es una pelea en donde, aunque sean nueve candidatos, contando al independiente, prácticamente son tres los que están buscando la gubernatura, así lo veo, dos de ellos con el oficialismo, porque una candidata de Morena y uno del Verde vienen de una pelea entre ellos. 

Si hubieran ido unidos tal vez estarían en primer lugar, cualquiera de los candidatos que hubieran elegido, pero se dividieron y entonces están ahí peleándose quién va a ser el competidor contra Octavio Pedroza, de la alianza PRI-PAN-PRD, pero ahorita, sin ser contundentes, el panista está esperando quién va a ser el competidor. Hoy en día, va ligeramente adelante la candidata de Morena, Mónica Rangel.

¿Qué te parece esta guerra sucia y el uso de notas con información falsa a modo de propaganda?

Los candidatos van a tratar de agarrarse de lo que sea para hacer propaganda, limpia y sucia, con mentiras y con verdades, todo es propaganda. Si aparecen dos muertos, casi casi te dicen que el otro candidato los mató, eso van a hacer siempre. 

El otro día, por ejemplo, desmentí una encuesta del PRI en Zacatecas, salí con un desplegado porque pusieron mi logo, barras y la presentaron como encuesta de Mitofsky para poner a la candidata del PRI adelante, y yo no dije si va adelante o atrás, simplemente salí a desmentirla, a decir que es falsa y entonces Morena destacó que Mitofsky desmentía al PRI, porque es muy normal.

Llevo cuatro desmentidos en cuatro semanas, he desmentido en Veracruz, Tabasco, ahora en Zacatecas y en este caso de San Luis Potosí no podía desmentir porque no había encuesta, nada más había como una supuesta declaración, entonces lo que hice fue publicar la encuesta, para salir con lo que yo tengo, que es verdad. 

¿Qué me parece? Muy normal, los políticos piensan viejito, piensan que el votante va a votar por el que va adelante, pero las encuestas tienen otro objetivo, por ejemplo, conseguir apoyos, hacer negociaciones. En el fondo, (partidos y candidatos) piensan que los electores votan por el que va adelante, lo cual es falso. 

 ¿Qué peso va a tener el buen uso de estos ejercicios, que al final miden preferencias electorales? 

Cuando ya pasa la elección, es más, el mismo día de la elección, las encuestas pasan a otro nivel y ya ni nos acordamos. Una vez que llega la elección se olvidan las encuestas, entonces al final no juegan un papel relevante en ese punto, pero durante la campaña sí juegan un papel relevante para los mensajes y discursos de los candidatos

Aún recuerdo el tercer debate presidencial en donde López Obrador les dice a Meade y a Anaya “pónganse de acuerdo ustedes dos porque van muy lejos”, sirve para un mensaje, para un discurso, pero una vez que acaba la elección las encuestas pasan al olvido totalmente.

¿Pero sirven para influir en el electorado? 

No, no influyen en el votante pero sí pueden llegar a influir en el resultado. El votante no está pendiente de lo que dice la encuesta pero el periodista, el empresario, las negociaciones políticas, los sindicatos, los apostadores de las campañas si están pendientes de lo que dicen las encuestas.

Las encuestas vienen a darle una dinámica a la campaña donde todo el mundo pone interés en los que realmente pueden ganar; entonces, sí terminan influyendo en el resultado porque son más mencionados, más promocionados los que las encuestas ubican en las primeras posiciones.

Por ejemplo, la publicidad que trae en sus campañas Va Por México, donde pide ir contra Morena y votar por el primer lugar si Morena va en segundo o por el segundo si Morena va en primero, lo que está pidiendo al votante es que decida con las encuestas, pero en la práctica pesa más un saco de cemento que una encuesta.