ESTADOS

Tuzobús, tras cuatro años un barril sin fondo

Hace cuatro años el Tuzobús inició operaciones entre quejas y muestras de rechazo por parte de la ciudadanía

  • SUSANA JIMÉNEZ
  • 15/08/2019
  • 20:55 hrs
  • Escuchar
Tuzobús, tras cuatro años un barril sin fondo
Desde el 15 de enero de 2017, el Tuzobús recibe un subsidio mensual de 2.7 millones de pesos. (LSR)

PACHUCA.- En cuatro años de operación, el Sistema de Transporte Masivo Tuzobús consumió alrededor de 128 millones de pesos de los bolsillos de los hidalguenses, con financiamientos estatal y federal, así como la asignación de presupuesto para la nueva estación en la central de autobuses.

Desde el 15 de enero de 2017, el Tuzobús recibe un subsidio mensual de 2.7 millones de pesos, refiere la glosa del primer informe de Omar Fayad Meneses.

El documento también menciona que el exgobernador Francisco Olvera suministró al esquema de movilidad 5.4 millones cada mes desde su inauguración, el 16 de agosto de 2015.

Lee más en LSR HidalgoVan 257 quejas contra el transporte público en Hidalgo

A la inyección millonaria de recursos procedentes del estado se suman los proyectos financiados con dinero federal.

La Unidad de Planeación, a cargo de Lamán Carranza Ramírez, en 2017 etiquetó 19.5 millones de pesos del Fondo Metropolitano para construir una estación extra en la Central de Abastos, que desde diciembre del año pasado permanece cerrada.

Además, la federación destinó 25 millones de pesos para construir la primera fase del Centro de Transferencia en Téllez (Cetram), a través del Fondo Metropolitano del Valle de México de 2017.

El 22 de diciembre de 2016, el gobierno estatal anunció una intervención al esquema de movilidad, tras críticas por una operación deficiente, con una inversión inicial de 10 millones de pesos.

Pese a la inyección millonaria de recursos, el sistema de transporte sigue presentando fallas operativas notables.

El 5 de agosto pasado, pasajeros compartieron imágenes en las que señalaron tiempos de espera de hasta 30 minutos y saturación por falta de camiones en la troncal 1, que va de Téllez al centro de la ciudad.

Asimismo, refirieron retrasos de 20 hasta 50 minutos en las rutas alimentadoras que circulan principalmente en las periferias de la capital del estado.

Ese día, el Sistema de Transporte Masivo de Hidalgo (Sitmah), que opera el Tuzobús luego de que el 3 de junio revocó la concesión al Corredor Felipe Ángeles SAPI, informó que circularon 75 unidades, pero estaban programadas 98.

DATOS FALSOS

En 2011, Francisco Olvera usó recursos del Fondo Nacional de Infraestructura (Fonadin) para financiar un estudio de movilidad para la zona metropolitana de Pachuca.

La empresa ITS Technology de México S.A. de C.V., propiedad de Antonio de León Góngora, fue la encargada de elaborar el diagnóstico titulado: Análisis Costo Beneficio BRT Tuzo-Bus Corredor 1 Centro-Téllez.

El documento calculó 150 mil 397 usuarios del Tuzobús en 2014, 159 mil 602 en 2017 y 166 mil 50 en 2019. Las cifras están lejos de la realidad, pues la Secretaría de Movilidad informó que el promedio de pasajeros es de 70 mil en la troncal y 38 mil en las alimentadoras.

Antonio de León Góngora también es propietario de la firma Consultores en Sistemas Integrales de Vialidad S.A. de C.V., la cual participó para obtener contratos con el ayuntamiento de Puerto Vallarta en 2011, para la construcción de un malecón.

De acuerdo con medios tapatíos, en la licitación se registraron dos empresas de Hidalgo cuyos números telefónicos no existían: Constructora Inmobiliaria Dazhá, con domicilio en Pachuca, de Manuel Navarro Gómez, y Urbanizaciones del Valle de Tulancingo, cuyo representante legal es Héctor Pérez Rodríguez.

EL TRANSPORTE QUE NADIE QUERÍA

Manifestaciones de rechazo social contra el sistema de transporte ocurrieron de forma intermitente entre agosto de 2015 y marzo de 2016. Los habitantes de la ciudad organizaron movilizaciones masivas, bloqueos y, en algunos casos, retención de unidades o ataques con huevos.

El 20 de agosto de 2015, elementos de la Secretaría de Seguridad Pública de Hidalgo usaron gas lacrimógeno contra un grupo de pobladores de El Huixmí que bloquearon el bulevar Santa Catarina porque las camionetas alimentadoras eran insuficientes y el pasaje incrementó de 8 pesos a 10.

Ese mismo día, otro grupo de personas se movilizó en la plaza Bicentenario, en rechazo al transporte.

Cuatro días después, más de 2 mil personas marcharon por las principales vialidades de la ciudad para exigir el desmantelamiento del Tuzobús.

Tras las movilizaciones multitudinarias, los brotes de inconformidad se focalizaron en colonias como El Palmar, Santa Julia y Tulipanes, entre otras.

En marzo de 2016, ante la presión ciudadana, Olvera eliminó el pago de 2 pesos en las rutas alimentadoras y regresó el servicio de unidades Urvan.

LAS PÉRDIDAS DE LOS PEQUEÑOS EMPRESARIOS

El 3 de junio, el Corredor Felipe Ángeles SAPI perdió los derechos para operar el Tuzobús, luego de que un grupo de choferes se manifestaron y dejaron de prestar el servicio.

De acuerdo con el accionista minoritario, Oscar Monzalvo, la movilización fue orquestada por Joaquín Gutiérrez García para recuperar el control de la mesa directiva de la empresa, la cual controló desde que se conformó la asociación privada (25 de junio de 2014) hasta el 26 de abril de 2019, cuando la mayoría de los socios lo destituyó y nombró en su lugar a Catarino Zúñiga.

Quería recuperar la presidencia del consejo a como diera lugar, hizo el paro con gente de su confianza pensando en sabotear a Catarino Zúñiga, pero no leyó los reglamentos y se perdió la concesión", dijo.

En distintos momentos, la administración de Gutiérrez García fue señalada por 200 accionistas minoritarios de prácticas de nepotismo, opacidad en el uso de los recursos, falta de mantenimiento a las unidades de transporte, entre otras.

Antes del Tuzobús, los transportistas tenían un ingreso semanal de aproximadamente 20 mil pesos, pero desde hace cuatro años no han recibido dinero de la empresa, dijo Monzalvo.


mai