METRÓPOLI

Peligran 6 especies de maíz nativo de CDMX

El maíz pozolero y el azul peligran por el crecimiento de la mancha urbana en la ciudad.

  • NOTIMEX
  • 17/04/2017
  • 00:00 hrs
  • Escuchar
Peligran 6 especies de maíz nativo de CDMX

Debido a que la superficie de cultivo de maíz en la Ciudad de México se ha reducido en forma alarmante, existe el riesgo de que se pierdan seis razas de maíces nativos de la zona, señaló el investigador Gerardo Noriega. 

 

El experto de la Universidad Autónoma de Chapingo explicó que el crecimiento de la mancha urbana y el cambio de uso de suelos amenazan el patrimonio alimentario, basado en maíz azul, rojo, cacahuazintle o pozolero, chalqueño, palomero toluqueño, y el chinampero o cónico

 

Noriega Altamirano detalló que dichos granos son afectados por la degradación que enfrenta la tierra de cultivo en las delegaciones políticas donde todavía se practica una agricultura de riego, como Tláhuac y Xochimilco, así como de temporal. 

 

En un comunicado, la Universidad de Chapingo indicó que la superficie cultivada con maíz en la capital se reduce de manera alarmante; entre 1995 y 2010 lo hizo en mil 726 hectáreas, pero al llegar al 2015 se redujo tres mil 753 hectáreas. 

 

Además, la producción de maíz es mínima, de hasta 1.5 toneladas por hectárea, lo que pone en riesgo la permanencia de seis razas de maíz nativo en la región. 

 

Al respecto, el investigador consideró que existen cinco acciones básicas indispensables para revertir ese problema y que consisten en conciliar el crecimiento urbano de la Ciudad de México con la diversidad de maíz nativo. 

 

Asimismo, conservar el patrimonio cultural de los pueblos originarios de la Ciudad de México; y conservar el conocimiento campesino sobre las razas nativas. 

 

Además, se requiere rescatar el germoplasma de los granos nativos que existen en esta porción de la Cuenca de México; y desarrollar estrategias de valor para la diferenciación de los nativos en el suelo de conservación. 

 

El gran reto para la Ciudad de México, subrayó, es desarrollar la agricultura urbana aprovechando la precipitación pluvial, así como combinar políticas públicas incluyentes de sectores productivos rurales, organizaciones campesinas, investigadores y autoridades locales y federales.

 

 

fmma