Opinión

OLGA SÁNCHEZ

  • 19/01/2020
  • Escuchar

   Cordero no volvió a equivocarse. Cuentan que en el gobierno de la 4T no cayó muy bien que la secretaria de Gobernación tuviera una postura hace casi un año muy favorable para los migrantes centroamericanos. Incluso algunos ven que por eso el titular de la SRE Marcelo Ebrard tomó la batuta en el tema. Ante la nueva oleada de migrantes este año parece que ahora sí van todos en línea: no habrá acceso fácil y la prueba está en que los elementos de la Guardia Nacional de Alfonso Durazo los contuvieron hasta con lacrimógenos. Todo sea por no hacer enojar al Tío Sam...