Opinión

MARIO DELGADO

  • 07/08/2019
  • Escuchar

tiene alebrestada a la gallera. No sólo en Morena le echan ojos de pistola por su ruta hacia la dirigencia, también en San Lázaro están que trinan porque hay mucho ruido en torno a quién debe presidir ese órgano legislativo. La oposición acusa que se los quieren agandallar. Los panistas ya se ven ahí. Siguen estirando la liga en lo que a todas luces es un pleito palaciego. Se van a poner de acuerdo, todos tranquilos.