Opinión

Trata de personas

México es el segundo país que más víctimas de trata provee a Estados Unidos, sólo después de Tailandia. | Carla Humphrey

  • 11/10/2019
  • Escuchar

La trata de personas es uno de los delitos que se combate frontalmente desde el gobierno federal. Es un delito que esclaviza a las personas y lacera a la sociedad. La trata de personas puede tener distintos propósitos: esclavitud laboral, explotación sexual, trabajos forzados, tráfico de órganos.

Es un delito de lesa humanidad que se persigue internacionalmente. El Protocolo contra la Trata de Personas, fue adoptado en Palermo en el año 2000 y forma parte de la Convención de las Naciones Unidas contra la Delincuencia Organizada, como reconocimiento a la dimensión internacional de este delito y a la necesidad de favorecer la cooperación internacional y las investigaciones en el mundo. El Protocolo entró en vigor en 2003 y ha sido ratificado por más de 170 países. México lo ratificó en 2003. Los países que ratifican el protocolo se comprometen a prevenir y combatir este delito así como a proveer protección y asistencia a las víctimas.

Más de 130 países en el mundo han identificado este delito en sus jurisdicciones y, después del tráfico de drogas y de armas es una de las actividades criminales que mayores recursos genera. Este delito reporta ingresos por más de 32 mil millones de dólares anuales.

De conformidad con datos de la Organización de las Naciones Unidas, en la actualidad dos millones y medio de personas están siendo víctimas de este delito, específicamente de explotación sexual y laboral. El 80 por ciento de las personas tratadas son mujeres y niñas.

A nivel internacional, México se encuentra en el rango de los países que no cumplen con los estándares mínimos para prevenir y combatir este delito, pero que están en la ruta de trabajo para alcanzarlos, al igual que Centro y Sudamérica, Europa del Este y algunos países en Asia como Mongolia. México es considerado como país de origen, tránsito y destino del delito de la trata de personas. México es el segundo país que más víctimas de trata provee a Estados Unidos, sólo después de Tailandia. Tenancingo, Tlaxcala, y la Ciudad en México es donde se enganchan a más mujeres y niñas para este delito.

En México las mujeres víctimas de trata son engañadas y obligadas a prostituirse. Mujeres mexicanas y extranjeras caen en las redes de trata en nuestro país mediante falsas ofertas de trabajo o por sus parejas sentimentales. Las extranjeras son despojadas de sus pasaportes y obligadas a prostituirse para pagar el boleto de avión y su sustento diario en nuestro país, para recuperar su pasaporte o para evitar que las amenazas contra sus familiares se conviertan en realidad.

La forma en la que operan las redes de tráfico de personas no puede entenderse sin la corrupción de autoridades locales y federales que permiten, facilitan, cooperan y protegen a los tratantes a cambio de dinero.

El combate a este delito en nuestro país incluye la identificación de un mayor número de víctimas en México y en el extranjero, la investigación y enjuiciamiento de funcionarios públicos corruptos cómplices de estas redes y en la detención y condena de líderes de estas organizaciones de trata. La asistencia a las víctimas es un elemento esencial en el que México aún no logra cumplir con los estándares internacionales.

Para La Silla Rota es importante la participación de sus lectores a través de  comentarios sobre nuestros textos periodísticos, sean de opinión o informativos. Su participación, fundada, argumentada, con respeto y tolerancia hacia las ideas de otros, contribuye a enriquecer nuestros contenidos y a fortalecer el debate en torno a los asuntos de carácter público. Sin embargo, buscaremos bloquear los comentarios que contengan insultos y ataques personales, opiniones xenófobas, racistas, homófobas o discriminatorias. El objetivo es convivir en una discusión que puede ser fuerte, pero distanciarnos de la toxicidad.