Opinión

Salvando al Godín con una vacuna

¿El regreso a las oficinas? | Aniela Cordero

  • 02/04/2021
  • Escuchar

Este primer trimestre del 2021 ha traído tanto malas, como buenas noticias. Una de ellas es que en México ya comenzó el programa de vacunación en contra del Sars-COV-2 con nuestros adultos mayores. Y aunque a las generaciones más jóvenes y que forman el grueso de la pirámide laboral aún no nos toca la vacuna, ya empieza a tomar forma la posibilidad de regresar físicamente a las oficinas.

No hay que confiarnos, aún hay mucha incertidumbre sobre lo que nos espera después de la pandemia (si es que un día se acaba). ¿Querrá la gente regresar a trabajar a una oficina? ¿Querrán quedarse para siempre trabajando desde su casa? ¿O se inclinarán por un esquema mixto? En lo personal, este último es el que más me atrae. ¿Cómo reaccionarán las compañías? ¿Serán flexibles? ¿Su infraestructura les permitirá seguir manteniendo el home office?

Es igual de importante el cómo reaccionen y se adapten ahora, a cómo reaccionaron y se adaptaron al inicio de la pandemia hace un año. Tal vez aún más, pues han tenido tiempo de moldear y pulir todas las ideas del regreso a una normalidad que ya no existe.

Uno de los principales puntos a considerar es el manejo de las políticas sobre el lugar de trabajo. Mientras se lleva a cabo la transición para el regreso junto con las vacunas, hay que manejar dos lugares de trabajo, no solamente uno. No es nada nuevo, eso lo sabemos, llevamos un año trabajando en home office, y si bien algunas compañías han sabido adaptar su manera de trabajar, orientarse a resultados y medir el desempeño de sus colaboradores, aún hay empresas que siguen haciendo prueba y error.

Este regreso es una excelente oportunidad de abrir un diálogo entre la compañía y sus colaboradores para evaluar la mejor manera de trabajar y entregar resultados mientras se cuida la salud mental y física de todos. Eso también significará que las compañías deban reinventar sus procesos, políticas e incluso enfoques hacia los colaboradores para lograr robustecer la estructura interna y dar el salto que a muchos les ha costado trabajo.

Para La Silla Rota es importante la participación de sus lectores a través de  comentarios sobre nuestros textos periodísticos, sean de opinión o informativos. Su participación, fundada, argumentada, con respeto y tolerancia hacia las ideas de otros, contribuye a enriquecer nuestros contenidos y a fortalecer el debate en torno a los asuntos de carácter público. Sin embargo, buscaremos bloquear los comentarios que contengan insultos y ataques personales, opiniones xenófobas, racistas, homófobas o discriminatorias. El objetivo es convivir en una discusión que puede ser fuerte, pero distanciarnos de la toxicidad.