Opinión

Morir por una selfie

No se qué piense usted estimado lector, pero francamente me parece una expresión de lo más estúpido que nos hereda la nueva era digital. | Ulises Castellanos

  • 28/10/2021
  • Escuchar

Hay mil maneras de morir, ¿pero, morir por tomarse una selfie arriesgada? No se qué piense usted estimado lector, pero francamente me parece una expresión de lo más estúpido que nos hereda la nueva era digital.

Según diversos estudios internacionales, desde 2009, más de 380 personas han muerto en el mundo por hacerse un selfie, esto da un promedio de casi 3 muertes por mes desde entonces. Según la BBC “en julio de este año Gavin Zimmerman, un joven de 19 años, falleció tomándose selfies en un acantilado en Nueva Gales del Sur, Australia y Tomer Frankfurter murió en el Parque Nacional Yosemite, en EU, en septiembre, después de una caída de 250 metros que sufrió tratando de tomarse un autorretrato.”

Los investigadores destacan que las muertes en busca de un “like” son más comunes en India, Rusia, Pakistán y Estados Unidos. El 80% son hombres. Y en la mayoría de esos casos sus protagonistas mueren por caer de grandes alturas, montañas o edificios; otros por ahogamiento o golpeados por un tren.

La foto que aquí les presento es de Ervin Punkar quién se fotografió sobre una torre de televisión en Estonia. El sobrevivió, pero otros no.

India es el líder con 100 muertes por selfie, -generalmente por golpe de trenes-. México suma 10 casos y se coloca en el noveno sitio apenas por arriba de Bolivia que tiene siete incidentes de este tipo.

Y no vayamos tan lejos, el caso más reciente en México fue en Guanajuato y aquí en La Silla Rota se dio testimonio. Se trató de un hombre de 37 años qué falleció frente a su esposa “al intentar tomarse una selfie en una cascada ubicada en las serranías de Guanajuato capital. La tragedia se suscitó en medio de un paseo de amigos y familias. Su nombre era Saúl y cayó de una cascada a 10 metros de altura, de donde obviamente no sobrevivió.

Este fenómeno se explica porque es patente que las redes sociales estimulan y “premian” las imágenes o conductas arriesgadas de sus usuarios, y obviamente esto provoca que los protagonistas de estas tragedias busquen siempre impactar con tomas cada vez más arriesgadas a sus seguidores o audiencias. En esa ruta se desata la posibilidad de la muerte.

Es por ello que frente al próximo día de muertos, además de honrar a nuestros seres queridos que ya fallecieron para tenerlos presentes, los invito a colocar una ofrenda para este fin de semana, en memoria de todas y todos los que han muerto por ganar un “like”.

Para La Silla Rota es importante la participación de sus lectores a través de  comentarios sobre nuestros textos periodísticos, sean de opinión o informativos. Su participación, fundada, argumentada, con respeto y tolerancia hacia las ideas de otros, contribuye a enriquecer nuestros contenidos y a fortalecer el debate en torno a los asuntos de carácter público. Sin embargo, buscaremos bloquear los comentarios que contengan insultos y ataques personales, opiniones xenófobas, racistas, homófobas o discriminatorias. El objetivo es convivir en una discusión que puede ser fuerte, pero distanciarnos de la toxicidad.