Opinión

MORENA: Por los demás

Es loable la intención de apoyar a los mexicanos damnificados, pero debe hacerse mediante mecanismos que no vulneren el marco legal. | Carla Humphrey

  • 20/07/2018
  • Escuchar

El miércoles de esta semana el Consejo General del Instituto Nacional Electoral sancionó al partido político MORENA con 197 millones de pesos en virtud de la constitución, origen y destino de los recursos destinados al fideicomisoPor los demás”.

Después del terremoto del 19 de septiembre del año pasado, varios partidos políticos y sus dirigentes públicamente ofrecieron recursos públicos a los que tienen acceso como prerrogativa para destinarlos a la reconstrucción. Entendiendo la importancia de apoyar en las labores de reconstrucción y ayuda a las personas más afectadas, la autoridad electoral indicó a los partidos políticos que, derivado de su naturaleza constitucional como entidades de interés público y ser la vía por la que los ciudadanos acceden a los cargos de elección popular, el mecanismo por el que legalmente podían aportar fondos para las actividades señaladas era mediante la devolución del financiamiento público a la Tesorería de la Federación, para que desde ahí se destinaran a estas tareas.

El régimen constitucional de los partidos políticos les impide recibir recursos de origen desconocido y de empresas de carácter mercantil nacionales o extranjeras así como la obligación de destinar los recursos con los que cuenten para las actividades señaladas en la ley.

La equidad y transparencia de las contiendas electorales hace indispensable que las autoridades conozcan el monto, fuente y uso del financiamiento que reciben los partidos políticos así como las personas que ostenten una candidatura a un cargo de elección popular.

La constitución del fideicomisoPor los demás” no puede deslindarse de MORENA y su operación no puede concebirse si la participación de legisladores, dirigentes y candidatos de ese partido político tanto por los depósitos en las que se identifica el aportante que en el 84 por ciento de los casos se trata de legisladores de ese partido político, como en la mayoría de los miembros del comité técnico del fideicomiso ya que han sido postulados por este partido a cargos de elección popular o integran sus órganos de dirección y, por último, que tanto el fideicomiso como el partido político comparten el mismo domicilio.

El fideicomiso recibió en ocho meses de operación casi 79 millones de pesos. El 56 por ciento de los recursos que entraron a la cuenta de este fideicomiso fueron depósitos en efectivo sin que pudiera detectarse el origen de estos recursos que ascienden a 44.4 millones de pesos de los que, de conformidad con la investigación del INE, casi el 45 por ciento de este monto fue depositado en siete días y en las mismas sucursales del banco.

Por otra parte, de la investigación se desprende que a fines de mayo de este año habían salido de las cuentas del fideicomiso 64.5 millones de pesos mediante cheques de caja cobrados en efectivo, lo que hacen imposible determinar el destino de los recursos y que el 80 por ciento de las personas que cobraron estos cheques se encuentran relacionadas con el partido político ya que están en la nómina del partido, integran sus órganos directivos, son militantes o candidatos de MORENA.

El INE sancionó a MORENA con 197 millones de pesos por tres razones centrales: por desconocer  el origen de 44 millones de pesos que ingresaron a este fideicomiso; por recibir aportaciones de empresas de carácter mercantil por 3.2 millones de pesos y, finalmente, por hacer uso de estos recursos mediante personas ligadas a ese partido político y el manejo de casi el 82 por ciento de los recursos depositados en este fideicomiso en efectivo sin que se conozca su destino.

Sin lugar a duda, es loable la intención de los partidos políticos de apoyar a los mexicanos damnificados por el sismo, pero debe hacerse mediante mecanismos que no vulneren el marco legal.

Congresos paritarios

@C_Humphrey_J | @OpinionLSR | @lasillarota


Para La Silla Rota es importante la participación de sus lectores a través de  comentarios sobre nuestros textos periodísticos, sean de opinión o informativos. Su participación, fundada, argumentada, con respeto y tolerancia hacia las ideas de otros, contribuye a enriquecer nuestros contenidos y a fortalecer el debate en torno a los asuntos de carácter público. Sin embargo, buscaremos bloquear los comentarios que contengan insultos y ataques personales, opiniones xenófobas, racistas, homófobas o discriminatorias. El objetivo es convivir en una discusión que puede ser fuerte, pero distanciarnos de la toxicidad.