Opinión

Longaniza y otros datos

La difusión del programa de adquisiciones de presidencia no corresponde a lo erogado y difundido en el Portal de Obligaciones de Transparencia | Adolfo Gómez Vives

  • 12/08/2019
  • Escuchar

Ofendido por la difusión del costo de adquisición de diversos productos y servicios, el presidente de la República solicitó que articulistas, expertos y miembros de la sociedad civil "ofrezcan una disculpa", por haber divulgado información que, según él, no corresponde a los gastos que se han realizado en su oficina.

López Obrador hizo referencia a la información dada a conocer por el senador panista Julen Rementería, relativa al Programa Anual de Adquisiciones 2019, documento oficial disponible en la página del gobierno federal desde el 31 de enero de 2019, es decir, 61 días después de su toma de posesión y que, por lo mismo, no contiene en modo alguno una proyección de gasto realizada durante la saliente administración de Enrique Peña Nieto, sino un documento que se elabora a partir de los recursos contemplados en el Presupuesto de Egresos de la Federación para el ejercicio fiscal 2019.

El Programa Anual de Adquisiciones es un documento que debe elaborarse y difundirse por ley, según se establece en el artículo 31 de la Ley de Adquisiciones, Arrendamientos y Servicios del Sector Público, aunque dicha norma reconoce que las compras proyectadas "podrán ser adicionadas, modificadas, suspendidas o canceladas", de lo que se deberá informar a la Secretaría de la Función Pública y ésta realizar la difusión correspondiente a través del Programa CompraNet.

Asimismo, el artículo 68 de la Ley Federal de Transparencia obliga a las dependencias del Ejecutivo a "poner a disposición del público y mantener actualizada en sus respectivos medios electrónicos, la información financiera sobre el presupuesto asignado, los informes del ejercicio trimestral del gasto", entre otros.

Al día de la fecha, en el Sistema de Portales de Obligaciones de Transparencia (Sipot), solamente aparecen tres contratos realizados por presidencia de la República en lo que va de 2019, aunque —por otro lado— el informe presupuestal relativo al gasto de presidencia del periodo enero-julio, precisa que se han erogado 385.9 millones de pesos. Dicho informe está disponible en la liga: https://www.gob.mx/cms/uploads/attachment/file/483563/CPM_Presidencia_Informe_Presupuestal_ene-jul_2019__07ago19__2_.pdf

Los tres contratos que aparecen en el Sipot hacen referencia a la adquisición de agua embotellada, al servicio de internet y al mantenimiento del sistema eléctrico de presidencia. En todos los casos se trata de invitaciones a cuando menos tres personas.

El primero, identificado con el número ITP-001-001-19, registrado en CompraNet con número de procedimiento: IA-002000999-E1-2019, relativo al "suministro de agua purificada embotellada", que se celebró el 26 de abril de 2019, con la empresa Bebidas Purificadas, S. de R.L de C.V., por un monto que oscila entre los 222 mil 132 pesos y los 555 mil 330 pesos.

El segundo, con número de contrato ITP-002-002-19, registrado en CompraNet con el número de procedimiento IA-002000999-E4-2019, se refiere a la prestación del "servicio de internet para la oficina de la Presidencia de la República", celebrado con la empresa Axtel, S.A.B., por un monto mensual de 274 mil 497.82 pesos, signado el 13 de mayo de 2019.

En el último caso, se trata del contrato ITP-003-2019, relativo al "Servicio de Mantenimiento Preventivo y Correctivo a Plantas de Emergencia, Subestaciones Eléctricas, Transformadores, Centros de Carga, Circuitos Eléctricos, redes de Distribución y Banco de Capacitores", por un monto máximo de un millón 800 mil pesos, cuyo proveedor es un particular, de nombre Ezequiel Becerril Barrera, documento que no está publicado, aunque no se precisa el porqué.

Lo expuesto apunta a que presidencia de la República no ha informado del detalle del gasto por alrededor de 2 millones 904 mil 325 pesos, cuyos respectivos contratos no aparecen en el Sipot, por más que se trate de una obligación de ley. Ante esta evidencia, ¿quién debe ofrecer una disculpa?