Opinión

La visita de AMLO y la política migratoria estadounidense

La relación de México y Estados Unidos es esencial para ambos países y debe mantenerse en los mejores términos posibles. | Aura Guerrero

  • 10/07/2020
  • Escuchar

En Estados Unidos la cobertura mediática y el interés de la comunidad política en la visita relámpago del presidente mexicano a Washington D.C. no fueron tan intensos como en México. Sin embargo, la comunidad mexicana que vive en el país del norte sí estuvo al tanto de las actividades de la comitiva de AMLO. Fue particularmente inusual e inesperado ver a muchas mexicanas y mexicanos acompañar al presidente en su visita a los monumentos de Abraham Lincoln y de Benito Juárez, y ver a algunos integrantes de la comunidad mexicana exhibir la riqueza cultural que nos representa afuera de la Casa Blanca con bailes regionales y mariachi. A la par, también se han dado pronunciamientos abiertamente en contra de la manera en que el gobierno mexicano ha manejado las crisis migratorias en estos últimos años.

Los connacionales que residen en EE. UU. esperan que las autoridades mexicanas aboguen por sus intereses y su bienestar, no sólo por el simple hecho de ser mexicanos, sino también por lo mucho que aportan a la economía regional. Muchos migrantes viven hoy ante una realidad migratoria inestable y cambiante, además de enfrentarse a condiciones inequitativas en el ámbito laboral y social en Estados Unidos.

En general, los gobiernos latinoamericanos no han adoptado posturas claras y contundentes con respecto a la situación en la que viven sus connacionales detenidos en centros de detención de migrantes en EE. UU., en donde hay un mayor riesgo de contagio de covid-19, y las condiciones sanitarias están muy por debajo de las requeridas por la comunidad internacional. Recientemente una jueza federal de California, Dolly Gee, ordenó a la Oficina de Inmigración y Aduanas (I.C.E. por sus siglas en inglés) liberar a todos los niños y niñas detenidos en los referidos centros a más tardar el 17 de julio. De acuerdo con la jueza, el gobierno de Trump incumplió con las necesidades más mínimas necesarias para proteger a la infancia y a las familias durante la pandemia, como el asegurar condiciones de higiene. Falta por ver si esta medida será cumplida, y si I.C.E. también liberará a los parientes que acompañan a estos menores de edad a efecto de evitar romper con la unidad familiar.

La política migratoria del gobierno estadounidense está impactando, no sólo a la comunidad migrante menos privilegiada, sino también a quienes buscan estudiar en Estados Unidos con visados que, de acuerdo con un comunicado emitido por el gobierno estadounidense el 7 de julio, tienen más restricciones. Por ejemplo, quienes vayan a estudiar en universidades en Estados Unidos que en este otoño tengan únicamente programas académicos en línea, tendrán que regresarse a sus países de origen, y en caso de no hacerlo, podrán ser deportados.

Los procesos de emisión de diversos tipos de visas se han alterado, así como la tramitación de permisos de residencia, mejor conocidos como green cards. Todas estas medidas han tenido un fuerte impacto en la población mexicana, que representa poco más del 25% de la población migrante que vive en Estados Unidos. De acuerdo con algunos medios, los presidentes Trump y AMLO hablaron sobre el tema migratorio en la visita de esta semana. Hasta este momento, no se sabe con claridad qué se dijo o acordó.

La relación de México y Estados Unidos es esencial para ambos países y debe mantenerse en los mejores términos posibles. La visita de AMLO fue una oportunidad para mejorar las relaciones bilaterales, dentro de lo permitido por las circunstancias hoy existentes. El tema de migración es indispensable en las dos agendas nacionales, y debe dársele la misma importancia que a las políticas sobre comercio internacional, seguridad nacional e inversión extranjera. México y Estados Unidos le deben mucho al tránsito de nacionales entre sus fronteras, particularmente al de millones de mexicanos que trabajan en EE. UU. en sectores que son esenciales durante esta pandemia, como el agrícola y sanitario.

Para La Silla Rota es importante la participación de sus lectores a través de  comentarios sobre nuestros textos periodísticos, sean de opinión o informativos. Su participación, fundada, argumentada, con respeto y tolerancia hacia las ideas de otros, contribuye a enriquecer nuestros contenidos y a fortalecer el debate en torno a los asuntos de carácter público. Sin embargo, buscaremos bloquear los comentarios que contengan insultos y ataques personales, opiniones xenófobas, racistas, homófobas o discriminatorias. El objetivo es convivir en una discusión que puede ser fuerte, pero distanciarnos de la toxicidad.