Opinión

La parresia en las campañas

La verdad siempre ha sido manipulada por los medios. No hace falta recordar al dueño de Televisa declarándose “soldado del presidente” | Julio Castillo

  • 04/04/2018
  • Escuchar

Con el inicio oficial de las campañas, todos los noticieros, una buena parte del espectro de redes sociales, la televisión, el radio, los periódicos y el internet se saturan de diferentes tipos de información. Comerciales producidos, opiniones, mesas de análisis, debates, memes, videos y un sin fin de productos comerciales compiten para intentar imponer una visión de lo que pasa. En este 2018 nos enfrentaremos por primera vez a un proceso en donde encontrar la verdad de lo que pasa será el reto de todo votante.

Guía para el elector

·         La verdad siempre ha sido manipulada por los medios. No hace falta recordar al dueño de Televisa declarándose “soldado del presidente” para saber que durante décadas la mayoría de los medios construían la verdad que el sistema les dictaba. Recuerdo incluso cómo se repartían en los eventos del PAN calcomanías con el lema “no veas 24 horas”, refiriéndose al noticiero que conducía Jacobo Zabludovsky en canal 2.

·         En 1994, en el primer debate presidencial con cobertura nacional, se rompió un paradigma histórico y por primera vez la oposición (Diego Fernández y Cuauhtémoc Cárdenas) se pudo presentar en un medio masivo sin intermediarios y sin censura.

·         Desde entonces y hasta la fecha, con sus épocas obscuras (como la actual) y sus épocas diáfanas, se ha logrado equilibrar un poco la cobertura mediática. Con esto no quiero decir que no haya medios “gobiernistas”, la diferencia es que ahora hay más opciones y el control se da con dinero (y el que lo pague lo puede comprar), no con poder. Basta con ver la lista de los 5 medios de comunicación en los que más ha invertido el gobierno, (y estamos hablando de miles de millones) para entender su línea editorial.

Esto gastaría Meade en sus anuncios de Google

·         Lo curioso y lo nuevo es que ahora se puede distorsionar la verdad desde medios alternos a los tradicionales. Ya no solo Jacobo o Joaquín pueden dictar sus verdades a medias, hoy lo puede hacer cualquiera desde su celular.

¿Qué es lo peor que podría pasar?

·         Desde las cosas más absurdas, como los memes de fotos en donde se ve a Salinas con AMLO (que se ve bastante real, pero no lo es) y hasta el burdo intento de los bots del PRI de hacer parecer que el inicio de campaña de Ricardo Anaya estaba vacío, (fue el más lleno de todos, tuvo más del doble de asistentes que en los de Meade y de AMLO) hoy la verdad se intenta manipular, con ánimos de broma o con mucha malicia, a partir de las redes. Y no estamos hablando de personas, estamos hablando de miles de cuentas que buscan generar tendencias.

·         Esto se hace peor cuando entendemos que las redes funcionan por algoritmos lógicos que intentan mostrar al usuario contenido similar del que ha mostrado interés… o dicho de una forma muy simple, si se le da “like” a una noticia falsa o a un artículo con una tendencia clara, aparecerán más y más; a la par que van desapareciendo los puntos de vista de aquellos que no comparten su forma de ver las cosas.

·         Existen perfiles en redes sociales que intentan desenmascarar las noticias falsas, pero para enterarse de lo que dicen, hay que seguirlos… y no todos han demostrado ser muy confiables.

Tres debates presidenciales

La parresia es un vocablo proveniente del griego que indica la obligación de hablar con la verdad; es la franqueza sobre la persuasión.

Una vez más, igual que en 1994, parece que la única información totalmente certera en las campañas, será ver los debates sin interrupciones ni ediciones para encontrar la mayor verdad posible.

@JulioCastilloL | @OpinionLSR | @lasillarota