Opinión

La jauría de los apóstoles de Goebbels

Manipulación, mentiras, confusión y redes sociales, atentan contra la democracia en tiempos de pandemia. | Ismael Jiménez

  • 30/03/2021
  • Escuchar

Vivimos un momento decisivo para el futuro de la sociedad y de la democracia. Hoy más que nunca, los mensajes de manipulación y mentiras, se han convertido en la ley motive, de quienes afanosamente, buscan atacar a sus contrincantes en aras de conservar o mantener el poder.

La oposición al actual gobierno, junto con sus legiones de opinadores y comunicadores, se han dado a la tarea de desdeñar, tergiversar y confundir todas las acciones de gobierno con ánimo de distraer a la opinión pública. Cierto, el gobierno de la 4T no es perfecto, comete y cometerá errores, como todos. Pero a diferencia de otros, está combatiendo las entrañas de la corrupción, que tiene sus cimientos en el poder económico.

Pero no se mal interprete, la generación de riqueza es importante para el desarrollo y bienestar de las sociedades, lo que se está buscando y eso deseamos todos los mexicanos, es que no se abuse de ese poder y que se antepongan, los intereses económicos de unos cuantos sobre el del resto de la sociedad. Una vez más, para no dar paso a la mala interpretación, no se habla de ningún tipo de socialismo o comunismo, lo que se demanda es un desarrollo en igualdad de oportunidades y no sólo por el privilegio y el poder del capital.

En esta dicotomía de ideas, es donde la jauría de los emuladores de Goebbels, se han dado un festín para, en principio, atacar a la 4T y en segundo, recuperar lo que perdieron en las urnas. El asunto es tan complejo, que ahora la democracia, según entendida por ellos, debe ser de participaciones para garantizar, dicen, la representación de los distintos sectores.

¿Pero de qué democracia proporcional hablan, cuando tres partidos hacen coalición (PRI,PAN,PRD) para enfrentar a MORENA, o hablarán de cuando ellos gobernaron y generalizaron las alianzas legislativas para mayoritear a la oposición e imponer sus reformas y acondicionar las leyes a su conveniencia pasando sobre las representaciones proporcionales sólo por tener más quórum? En términos pragmáticos, el escenario está claro, sólo hay dos grupos. Uno de ellos dominante en el aspeco económico y mediático y el otro, predominante en el terreno político y social.

Los medios masivos de comunicación, hoy llamados convencionales, también se han sumado a la campaña de propaganda de distorsión contra la 4T. El escenario está claro, muchas de las voces de sus legionarios, se han dado a la tarea de seguir con estricta disciplina, los fundamentos de la propaganda de Goebbels.

Minimizar lo dicho o hecho por el adversario; agrupar a los adeptos en una lucha individualizada; cargar los errores propios al adversario, exagerar cualquier situación o acción para convertirla en amenaza; simplificar y vulgarizar las ideas y mensajes para influir en las clases populares; repetir una mentira hasta convertirla en verdad; generar verdades fragmentadas; ocultar los aciertos del adversario; convencer de que sus argumentos, son el pensamiento global; promover los prejuicios personales propagados como una abominación, todo esto, bajo el manejo de los medio masivos de comunicación.

Estos son algunos de los aspectos que podemos descubrir en las columnas y voces de muchos opinadores que, se han prestado a la campaña de propaganda de descrédito de la 4T.

En este juego perverso en el que realmente la democracia está en peligro, y no porque la democracia proporcional sea un problema, si no porque ésta, puede ser manipulada y desplazada a conveniencia de los gestores de la ley y del poder económico, y es que, estas dicotomías se convierten en una misma figura que manipulan y confunden a la opinión pública.

Bajo ese contexto, las redes sociales están jugando un papel importante como uno de los campos de batalla más significativos, pues su nivel de penetración e influencia, es fundamental para abonar a la propagación de la confusión, la manipulación y la mentira.

El documental de Netflix “El dilema de las redes sociales”, explica lo que parece ser un proceso de manipulación a través de las redes sociales, desde donde se condicionan todas nuestras decisiones de vida, incluso nuestra filiación política, ideológica, religiosa y familiar. Todo, según el documental, a través de la mentira y alteración de la realidad.

Los apóstoles de Goebbels en México, está utilizando toda la doctrina de este manipulador de la ultraderecha y acondicionando sus discursos a las redes sociales en contextos en que, el mismo propagandista del nazismo los habría envidiado.

El documental de Netflix, termina con la reflexión sobre si el mundo que vemos y en el que habitamos, es cien por ciento real. Los detractores de la 4T, se están encargando de distorsionar esa realidad para imponer la propia. Igual que lo hiciera Goebbels a petición de su líder.

Para La Silla Rota es importante la participación de sus lectores a través de  comentarios sobre nuestros textos periodísticos, sean de opinión o informativos. Su participación, fundada, argumentada, con respeto y tolerancia hacia las ideas de otros, contribuye a enriquecer nuestros contenidos y a fortalecer el debate en torno a los asuntos de carácter público. Sin embargo, buscaremos bloquear los comentarios que contengan insultos y ataques personales, opiniones xenófobas, racistas, homófobas o discriminatorias. El objetivo es convivir en una discusión que puede ser fuerte, pero distanciarnos de la toxicidad.