Opinión

García Luna pide llevar el juicio en libertad

¿Qué posibilidades hay de que se le otorgue la libertad bajo fianza a Genaro García Luna? | Fred Álvarez

  • 27/02/2020
  • Escuchar

·  El juez Cogan ordenó que programe una audiencia de fianza.

El martes 25 de febrero la defensa de Genaro García Luna (GGL), pidió formalmente al juez Brian M. Cogan que autorice la libertad a su cliente bajo una garantía de fianza de un millón de dólares, y pide que se le coloque un dispositivo de localización mientras aguarda el inicio de su juicio con jurado, que según calcula no tendrá lugar antes de 2021.

“Solicitamos respetuosamente que la Corte libere al señor García Luna bajo una caución personal de un millón de dólares, asegurada con la firma de tres individuos financieramente responsables, un confirmante adicional, y soportada además por bienes raíces propiedad de García Luna con valor aproximado de 1.2 millones de dólares”, afirmaron los abogados Valerie Gotlib y Cesar De Castro P.C. en una carta enviada al juez Brian M. Cogan, fechada el martes 25 de febrero, y con copia a Michael P. Robotti Ryan Harris Erin Reid (Assistant United States Attorneys vía ECF).

La carta se puede leer en el sistema electrónico de la corte de Nueva York

Ahí la defensa asegura al juez que su cliente no tiene la menor intención de darse a la fuga, ni los recursos para hacerlo pues prácticamente está en bancarrota: “El Sr. García Luna le proporcionó al gobierno su pasaporte y tarjeta de residencia, no tiene activos disponibles, y la idea de que huiría a México donde no tiene acceso a su sistema financiero y probablemente enfrentará arresto y enjuiciamiento, es absurdo (además) García Luna tuvo conocimiento de estas acusaciones durante más de un año antes de su arresto y no huyó de los Estados Unidos”.

En efecto, GGL entonces pudo haberse fugado cuando estas acusaciones se hicieran públicas en noviembre de 2018.

(En la imagen el abogado de Castro).

GGL está acusado de tres cargos de asociación delictiva para el tráfico de cocaína y de falso testimonio. Sin embargo, se ha declarado inocente de las acusaciones de los fiscales, quienes alegan que recibió enormes cantidades de dinero por parte de la delincuencia organizada.

En otra parte la defensa argumenta con datos que la fianza debe ser aceptada debido a que “el estándar legal sobre la detención preventiva se limita a un grupo limitado de delincuentes”; y califica como “absurda la acusación -de Jesús Zambada- de que GGL se reunió en un restaurante hace más de una década con un miembro del Cártel de Sinaloa y que este le dio una bolsa que tenía entre 3 y 5 millones de dólares; aseguran que el Gobierno estadounidense no ha demostrado la existencia de ese supuesto dinero y tampoco ha logrado relacionarlo con García Luna”.

Al final dice la defensa que el juicio como tal con jurado ex profeso  -que anticipa litigios bajo la Ley de Procedimientos de Información Clasificada-, probablemente no ocurrirá hasta 2021.

La próxima cita en la Corte está programada a las 10 horas del próximo jueves 2 de abril. Será la quinta audiencia ante un juez luego de su detención en diciembre de 2019.

El juez Cogan ordenó a los abogados y a los fiscales del caso que programen una audiencia de fianza ante un juez Magistrado.

Mientras, el imputado aguardará bajo duras medidas de seguridad en una cárcel neoyorquina, lo que lo limita para reunirse con un abogado y preparar adecuadamente su defensa.

Anteayer, el titular de la UIF, Santiago Nieto explicó que hasta el momento ha confiscadas 14 cuentas tienen que ver con personas físicas y morales relacionadas con la detención del ex secretario de Seguridad Publica;  indicó que la UIF ha proporcionado toda la información que les han pedido el gobierno de Estados Unidos.

Varias preguntas.

¿Qué posibilidades hay de que se le otorgue la libertad bajo fianza?

Puede ser. En el documento presentado al juez se señala el fundamento legal.

¿Qué dice la fiscalía de Estados Unidos?

Nada, aun. Empero, en la última audiencia la fiscalía dijo que tenía toneladas de información en su contra; curiosamente esa información surgió justamente dos días después de la visita del fiscal norteamericano William Barr, a México.

¿Quiénes son los tres individuos que le dan el aval a GGL?

No sabemos.

El asunto es que el pasado domingo Alan Feurer aseguró en su cuenta de Twitter @alanfeuer que los fiscales que acusan a GGL cuentan con evidencias para incriminarlo y añadió una imagen restringida del sitio web de la Fiscalía del Distrito Este de Nueva York.

“Incluye comunicaciones interceptadas (no necesariamente las propias comunicaciones de García Luna) y descargas de sus dispositivos electrónicos”, añadió el periodista. En ella se lee que los archivos incluyen declaraciones, registros migratorios y financieros, fotografías, documentos y videos relacionados con narcotráfico.

Esa información del periodista descarta la posibilidad de la fianza.

¿Qué pasaría si el juez decide otorgar libertad bajo fianza a GGL? ¿Qué diría el C. Presidente en las mañaneras?

Vamos a esperar, la función sigue...

Por cierto, García Luna adoptó a Cesar De Castro, quien en un principio se presentó como de oficio, atrás quedó el despacho de Quinn, Emanuel, Urquhart & Sullivan”. Sin embargo, leemos en la web, es una persona versada en la justicia penal de Estados Unidos con un gran currículum; es profesor de la Facultad de Derecho de Nueva York, donde imparte un curso titulado “La investigación, el enjuiciamiento y la defensa de los casos de delitos organizados y de cuello blanco de hoy”.

El documento redactado tiene peso legal.

Línea del tiempo...

1.- El 9 de diciembre de 2019 GGL fue detenido en Dallas, Texas a solicitud del fiscal Richard P. Donoghue...

2.- El 17 se presentó con un juez de Dallas, iba acompañado de su abogada, vestido con uniforme naranja y esposado de manos y pies. La audiencia duró 15 minutos, se le negó el derecho a fianza, y estuvo de acuerdo en que su caso se traslade a NY; se negó a recibir asistencia consular, renunciando su derecho a audiencia;

3.- Tres de enero de 2020. GGL compareció ante la jueza Peggy Kuo, iba con esposas en las manos y grilletes en los tobillos; además se le vio “pálido y un poco desaliñado apareciendo en una sudadera gris y pantalones caqui. Su esposa y sus dos hijos estaban presentes”; se declaró no culpable de los cargos que se le imputan;

4.- El 6 de enero, trascendió que el imputado se encontraba en negociaciones para declararse culpable, de acuerdo con un documento público dado a conocer por Alan Feuer del Times.

5.- 21 de enero. Llegó puntual a la Corte, iba vestido con una camisa corta y pantalón beige, traía las manos atrás pero sin esposas. Lucía delgado, con el cabello cortado y peinando perfectamente; se veía bien.

El juez determinó programar una nueva audiencia para el 2 de abril y otorgó a la Fiscalía 30 días para acreditar las “toneladas” de evidencia que aseguran tener.

El abogado defensor expuso entonces a periodistas que su cliente niega los cargos y no está en estos momentos negociando ninguna declaración de culpabilidad, como lo había dicho Feuer.