Opinión

Esperamos un debido proceso, pero empezamos mal

Están haciendo de la justicia un circo y México no lo merece. | Fred Álvarez

  • 15/08/2019
  • Escuchar

La crónica que nos hace Abel Barajas reportero de Reforma es excelente para conocer la intención de la Fiscalía y la personalidad del juez.

Nos relata la llegada de Rosario Robles Berlanga (RRB) al juzgado de distrito para reanudar la audiencia pendiente días antes en el reclusorio sur hasta la vinculación a proceso que le aplicó el juez Felipe Delgadillo Padierna.

Rosario llegó a su cita puntual la tarde del lunes 12 de agosto y desde ahí lanzó un reto público: “vengo con las faldas bien puestas, tomando el toro por los cuernos y dando la cara”.  

Horas después, al  amanecer del martes 13  y casi al final de la audiencia el fiscal Manuel Granados Quirós le reviró con una puya: “qué bueno que dijo que vino a dar la cara, sin embargo, lo hizo mucho tiempo después de que nos vieran la cara a todos los mexicanos”.

El fiscal como el representante de los intereses de la sociedad se excedió en las formas y el lenguaje empleado.

En ese momento RRB ya había sido vinculada a proceso. Las pruebas presentadas por la Fiscalía fueron 24 dictámenes de la ASF, testimonios de tres testigos colaboradores, además de ocho oficios que ellos enviaron a Robles para advertirle de irregularidades y falsificación de firmas.

Agrega Barajas que con las pruebas aceptadas y valoradas por el juez, el fiscal aprovechó para reprocharle  la protección política y jurídica que tuvo en el anterior gobierno de Enrique Peña Nieto: "Quizá puede argumentar que vino a dar la cara, como cuando creía tener el manto protector del 'No te preocupes, Rosario', cuando finalmente fue tocada con el pétalo de una denuncia penal”.

Ante ello la reacción del abogado Manuel Saucedo Ortíz fue inmediata, le dijo: ¡'bájale de huevos'!

Ante ello, el juez advirtió enérgico que si volvía a tener una expresión de esa naturaleza lo sacaría de la sala penal.

En ese momento, Rosario pidió la palabra.“Aquí he estado y siempre he dado la cara. En consecuencia, debe actuar conforme a las leyes y no para la tribuna (los medios), le dijo.

Con voz firme pero quebrada le pidió al juez que le permitiera llevar su juicio en libertad.

En ese momento eran las 6:25 horas del martes 13, minutos antes  -4:56 horas-, el juez la había vinculado a proceso por lo que señala la fracción III del artículo 214 del código penal federal: ejercicio indebido de servicio público.

¡La defensa no lo podía creer!

¿Por qué lo hizo el juez?

Pensó que se iba a fugar. Según Reforma fue debido a un informe de inteligencia de la FGR, el cual señala que RRB tramitó hace unos días una licencia de conducir con un domicilio distinto al que ella dice habitar desde hace 24 años. "Hay una falsedad de domicilio... este no es un tribunal de carácter social y como dice el presidente de la Suprema Corte, no se debe dictar una sentencia popular", apuntó el juez categórico.

Fijó un plazo de dos meses para el cierre de la investigación complementaria, dentro del cual las partes podrán acopiar los datos de prueba necesarios para defender sus posturas.

Rosario ingresó a Santa Martha Acatitla pasadas las 8 horas del martes trece donde permanecerá por lo menos dos meses.

Aquí no se dictan sentencias populares dijo el juez pero debió agregar que tampoco se aplica la ley en sus términos, y como si fuera súper hombre le aplicó una medida cautelar de la prisión preventiva exagerada y fuera de la ley.

Desde anteayer estamos esperado la nota informativa que normalmente en estos casos publicita el CJF de la causa penal 314/2019, pero la web ha quedado muda. Ayudaría mucho que el juez fundamentará las razones de la medida cautelar.

Rosario goza de la presunción de inocencia que le otorga la Constitución, pero anteayer le fue violado ese principio; el aparentemente juez de consiga decidió enviarla a prisión por un presunto delito que no la merece.

Esa es nuestra justicia en la 4T lamentablemente: huele mal, tiene tufo de venganza.

Con todo respeto, pero parece más bien un espectáculo político, están haciendo de la justicia un circo y México no lo merece.

Parece que sin cárcel no hay función, no hay circo, parafraseando a Joel Grey: ¡la vida - y la justicia- es un Cabaret y la función debe continuar.

Julio Hernández Barros abogado versado en el nuevo sistema de justicia penal acusó la determinación del juez como violatoria de derechos humanos y de los tratados internacionales.

En referencia a la vinculación a proceso y la imposición de la prisión preventiva justificada como medida cautelar para su clienta, subrayó que estamos ante un  triste panorama, "jamás pensamos que llegara a haber una arbitrariedad como esta”. La justicia nos ha fallado, lamentó Julio, él conoce de esas cosas fue presidente de la comisión Nacional de Atención a Víctimas en el gobierno de Enrique Peña Nieto.

Dijo que Rosario es inocente y presa política, la primera del sexenio.

Empero, el presidente López Obrador se lavó las manos al afirmar que ese no era un asunto de ellos y que tampoco era Poncio Pilatos. También afirmó que ‘es un logro el que no haya impunidad y que exista un auténtico Estado de derecho, no como antes- dijo-, que era un Estado de cohecho’.

O sea, ¿antes de su gobierno no hubo aplicación del Estado de Derecho?

Un día después -miércoles 14-, precisó como falso lo que horas antes difundió Santiago Nieto en el sentido de que exista una nueva denuncia contra Robles, precisó que a él no le han "presentado ninguna información sobre este asunto… (...y que) la investigación está a cargo de la Fiscalía General”.

Además dijo que no va a dar consigna para perjudicar a nadie "es el justo medio, así como no voy a pedir que fabriquen delitos y persigan a nadie, tampoco voy a intervenir para que prevalezca la impunidad. Voy a actuar con rectitud y tampoco voy a permitir que nadie del gobierno actué de manera fastuosa”, subrayó en conferencia.

Creemos, con todo respeto, que el presidente debe abstenerse de opinar en un proceso penal que ni siquiera ha iniciado formalmente, apenas estamos ante la vinculación a proceso. 

Varios líderes de opinión y especialistas han alzado la voz…

Incluso la fracción priísta en San Lázaro emitió un comunicado, precisando que en un Estado de derecho,"las autoridades están obligadas a conducirse con pleno respeto al debido proceso y a los derechos fundamentales de las personas”.

La fracción parlamentaria subrayó que, en tanto no concluya el procedimiento judicial en curso, Robles Berlanga tiene derecho (..,) a que se presuma su inocencia y a no ser expuesta públicamente. 

Precisó la coordinación priista que lidera el dip. René Juárez que “la prisión preventiva justificada a la que fue sujeta debe ser entendida como una medida cautelar, no como un castigo anticipado que prejuzga su culpabilidad”, señaló.

En el mismo sentido se han expresado otras voces.

Por cierto en la madrugada del martes, Rosario lanzó un duro petardo a la 4T haciendo alusión a un Napoleón Gómez Urrutia "no tengo un patrimonio que me permita huir de la justicia. No tengo millones de pesos para irme a vivir a Canadá y regresar impunemente”.

De repente me vienen a la mente el poema del poeta británico norteamericano W. H Auden, la ley (es) como el amor...:

"La Ley, dice el juez desde su solio,

hablando claramente y con severidad (...),

La Ley, como antes había dicho,

La Ley, como supongo ya saben,

La Ley, si otra vez me permiten explicarlo,

La Ley es La Ley...(y) no es ni equívoca ni justa...”.

PD. Insiste Ebrard en el tema de terrorismo. Anteayer se emitió un comunicado para dar seguimiento a las investigaciones. Participaron autoridades de Estados Unidos y ayer hubo una reunión en Texas. En conferencia, expresó Marcelo "habrá quien diga: ‘No, no, no, no es terrorismo, (y que el autor) es una persona solamente’. Bueno, habría que decir, el señor que cometió este acto deleznable, abominable y condenable es parte de una red…”.

¡Órale! 

¿Y dónde está la motivación política?

Daremos seguimiento…