La desproporcionada y continuada incomunicación en la que se mantiene a Lula es una condición que en la mayoría de los países está reservada a criminales de alta peligrosidad. No se contemplan la dimensión anímica del encierro y las particularidades de un septuagenario sobreviviente de cáncer. Un análisis de las condiciones de confinamiento por parte de una comitiva internacional y con una perspectiva del derecho a la salud es una cuestión humanitaria y un derecho de las personas privadas de libertad.

En México prevalece la convicción de que la condena de cárcel al expresidente Lula da Silva no sólo es injusta y desproporcionada, sino que es motivada por el interés político de impedir su candidatura a la presidencia de Brasil. Esta convicción ha sido expresada por numerosas organizaciones civiles y académicas que han pedido hacer llegar un mensaje de solidaridad a los participantes que se mantienen en campamento y resistencia en Curitiba y en otros lugares de Brasil.

La condena injusta a Lula rebasa el ámbito nacional brasileño y tiene una importancia para toda la región latinoamericana. Del mismo modo, las decisiones que las instancias jurídicas tomen para liberar a Lula o mantenerlo en la cárcel, van a tener consecuencias políticas para toda la región.

Durante la presidencia de Lula, Brasil hizo progresos muy importantes que colocaron al país a la vanguardia de la región. Los informes sobre las condiciones de los derechos económicos, sociales y culturales en Brasil mostraron una importante disminución de la desigualdad social, una reducción de la pobreza y una mejoría en vivienda, salud, educación y alimentación. Las políticas sociales impulsadas por la administración de Lula inspiraron el desarrollo de programas en la región contra la pobreza y el hambre. Estos logros contaron con gran reconocimiento internacional.

El aparato de justicia de Brasil está a prueba por el caso de Lula. La atención del mundo entero se ha fijado en las decisiones que jueces y juezas tomen respecto al ex presidente; sus nombres serán recordados y asociados a la determinación de liberarlo o mantenerlo en prisión. De este modo, serán recordados indeleblemente como personas honorables que supieron aquilatar objetivamente las pruebas y tomar decisiones proporcionales o como personas que con sus importantes cargos permitieron el secuestro de la administración de justicia para fines políticos.

Los laureados con el Premio Right Livelihood (´Nobel Alternativo´) que nos hicimos presentes en Curitiba, estamos preocupados por la desproporcionada y continuada incomunicación en la que se mantiene a Lula, condición reservada en la mayoría de los países a los criminales de alta peligrosidad. Señalamos la necesidad de que una comitiva internacional revise las condiciones de su confinamiento desde una estricta perspectiva del derecho a la salud. Esto no atañe solo al estado material de su celda o trato, sino también a la dimensión anímica y las condiciones particulares de un septuagenario sobreviviente de cáncer. Todas las personas privadas de su libertad tienen derecho a estas visitas y es una cuestión humanitaria que Lula también la tenga. Negar esta posibilidad sería una decisión tan política como lo es su encierro.

Dr. Marcos Arana

*Coordinador en México de la Red Mundial de Grupos Pro Alimentación Infantil (IBFAN, en inglés), organización galardonada con el ´Premio Nobel Alternativo´. Director de la Defensoría del Derecho a la Salud de México. Integrante de la visita de solidaridad a Brasil organizada por la Fundación Right Livelihood Award.

No es lo mismo gobernar que ser oposición

@rlafoundation | @OpinionLSR | @lasillarota



Debe iniciar sesión para poder enviar información

Debe iniciar sesión para poder enviar información