Opinión

Cuando el vecino paga tu predial

"Te repito, es un amigo que está allá y que, efectivamente, le hizo un favor (a Angélica Rivera)", comentó Enrique Peña Nieto.

  • 17/08/2016
  • Escuchar

No cualquiera tiene ese privilegio, de tener un vecino que te haga el favor de pagarte el predial por 29 mil 703.82 dólares (alrededor de $534 mil 654 pesos mexicanos con el tipo de cambio en $18.00 por dólar). Fue la esposa del presidente mexicano quién le pidió a un amigo cercano, Ricardo Pierdant, acaudalado empresario, le hiciera ese favor.

 

No hay evidencia de que el pago se haya devuelto al empresario, pero es lo menos importante. Son favores que se hacen a quién ocupa la silla presidencial y no a cualquier persona, eso es lo grave.

 

En entrevista televisiva Enrique Peña Nieto con Joaquín López Dóriga confiesa:

 

“Te repito, es un amigo que está allá y que, efectivamente, le hizo un favor (a Angélica Rivera). En una ocasión de 11 años que tiene la propiedad, en una única ocasión, porque mi esposa estaba aquí, le dijo: 'Oye, puedes cubrir el impuesto predial, yo te lo cubro aquí'”.

 

Cuando este hecho, el pago del predial a un departamento de Angélica Rivera en Miami, fue denunciado por el periódico británico “The Guardian” la primera respuesta de Los Pinos fue decir que ésta persona no era contratista del gobierno, pero sin desmentir el hecho de fondo.

 

Ahora es reconocido por el propio presidente de la República este hecho de manera pública en esa entrevista televisiva al decir que:

 

“Esto acontece, es una relación común, ordinaria, que puede pasar entre quienes son amigos y vecinos”.

 

El periódico The Guardían había hecho público que Ricardo Pierdant había cubierto en 2014 el predial de dos departamentos, el 304 propiedad de Angélica Rivera y el 404 del complejo Ocean Club.

 

Este medio inglés dio a conocer también que, en ese año mismo año de 2014, la hermana de Ricardo Pierdant, había recibido 1 millón 160 mil pesos por una asesoría en materia energética por parte de la Comisión Nacional de Hidrocarburos a pesar de estar inhabilitada.

 

Aurora Pierdant negó estar inhabilitada y que todo era una calumnia, sin desconocer haber recibido ese pago y otros más.

 

Ricardo Pierdant reconoció en una entrevista en Univisión que “le presta” un apartamento en Miami a la pareja presidencial reconociendo ser amigo del presidente desde los 18 años de edad.

 

“Las cuentas claras y amistades largas. Como somos amigos yo no le pido ningún favor” (pero al él si le piden favores).

 

El periódico inglés en su investigación da cuenta que los dos departamentos, el 303 y el 404 están conectados por un mismo elevador privado.

 

Univisión Investiga dio cuenta que Angélica Rivera constituyó una empresa y a través de ésta realiza sus pagos de predial. ¿Qué tipo de empresa? ¿Para qué se constituyó y porque a través de ésta se realizan los pagos?

 

Los registros de impuestos de acuerdo a Univisión Investiga “muestran que Biscayne Ocean Holdings, una compañía de su propiedad (de Ricardo Pierdant), pagó los impuestos para la unidad 304, a nombre de una empresa de la primera dama, en el condominio Ocean Tower One”.

 

Esta empresa se denomina UNIT 304 OTO, INC de acuerdo a investigaciones de Aristegui Noticias.

 

Pierdant reconoció ante Univisión que una de sus empresas en México (no dijo cuál) le ha vendido material al Partido Revolucionario Institucional (PRI) y que cuando Peña Nieto era gobernador del Estado de México, antes de ser presidente, una vez lo acompañó a un viaje oficial a China.

 

Estos hechos no pueden pasar desapercibidos por lo que es urgente se inicien investigaciones por autoridades no dependientes del Ejecutivo federal para que, en su caso, se deslinden responsabilidades, tope donde tope.

 

Son hechos que causan indignación y de los que la sociedad requiere una respuesta seria e inmediata, no el disimulo vergonzoso.

 

@Manuel_FuentesM

@OpinionLSR

 

También te recomendamos:

Otra acusación a la figura presidencial

Aumentos

> Lee más sobre el autor

Para La Silla Rota es importante la participación de sus lectores a través de  comentarios sobre nuestros textos periodísticos, sean de opinión o informativos. Su participación, fundada, argumentada, con respeto y tolerancia hacia las ideas de otros, contribuye a enriquecer nuestros contenidos y a fortalecer el debate en torno a los asuntos de carácter público. Sin embargo, buscaremos bloquear los comentarios que contengan insultos y ataques personales, opiniones xenófobas, racistas, homófobas o discriminatorias. El objetivo es convivir en una discusión que puede ser fuerte, pero distanciarnos de la toxicidad.