Opinión

Crecimos en el primer trimestre del 2021

De acuerdo con el Inegi, el crecimiento de la economía del primer trimestre del 2021 respecto del último de 2020 fue de 0.4 por ciento. | César Cravioto

  • 03/05/2021
  • Escuchar

De acuerdo con el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi), el crecimiento de la economía del primer trimestre del 2021 respecto del último de 2020 fue de 0.4 por ciento. Esto es positivo, de acuerdo a analistas financieros, ya que no se cayó la economía en el marco del proceso de la recuperación económica en el mundo bajo la crítica coyuntura de la pandemia de covid-19.  

La cifra sugiere una inercia poderosa para la recuperación, y las estadísticas son mucho mejores de lo que se esperaba ante las contingencias de salud. Las actividades comerciales y de servicio son las que han impulsado el alza en marzo y llevamos cerca de 4 meses sin perder empleos.  

No se depreció el peso, no se tuvo retroceso, y a mediados de año se recuperarán los empleos perdidos. "Se mantuvieron los equilibrios macroeconómicos, no se depreció el peso, y hay equilibrios en cuanto a la inflación y se continúan creando empleos, crecimos poco este trimestre, pero no se nos cayó la economía", ha comentado el presidente Andrés Manuel López Obrador y prometió que el país crecerá entre el 5 y 6% este año.  

"A mediados de año ya vamos a estar en la situación económica en la que nos encontrábamos antes de la pandemia. Hoy en nuestro país hay estabilidad, hay confianza, hay condiciones inmejorables para la inversión y para que se sigan creando empleos ", agregó.  

Las razones del freno económico en el primer trimestre del 2021 se han debido al confinamiento que vivieron a comienzo de año varios estados, incluyendo la Ciudad de México, el Estado de México y Nuevo León debido al semáforo rojo de la pandemia, agregado a la crisis de suministro de gas por las bajas temperaturas en Texas que golpeó a la industria mexicana en febrero.  

Hoy, el secretario de Hacienda, Arturo Herrera señala como motores de la recuperación de la economía en el 2021: la aceleración del plan de vacunación, que en las últimas semanas ha aumentado notablemente su ritmo, aunado a la recuperación de la economía de Estados Unidos, el regreso al turismo de ese país y los beneficios del T-MEC que a pesar de su potencial, no se pudo aprovechar del todo debido a la crisis sanitaria.

Para Arturo Herrera, un problema muy importante es el desempeño de la economía de Estados Unidos, el tamaño de ambos países (México y Estados Unidos); que están fuertemente correlacionados; además con la entrada de la nueva administración en el vecino país del norte se darán cambios y se favorecerán las agendas multilaterales.

El funcionario ve la salida a la parte económica con cierto grado de optimismo en un periodo que no va a tardar mucho, "eso nos tiene que hacer pensar ya no, en cómo estamos operando en un contexto de emergencia, sino hacia dónde nos vamos a ir moviendo, ahí hay cosas como cuáles tiene que ser las palancas de crecimiento en el mediano plazo".  

México fue de los países que menos recurrió a deuda para dar apoyos por la crisis sanitaria a lo largo del 2020 y ante el avance en el plan de vacunación contra covid-19 hay un grado de optimismo para alcanzar la etapa plena de recuperación económica.  

El gobierno de México ha demostrado que cuenta con el presupuesto suficiente para la compra y administración de las vacunas, de manera gratuita, a todos los mexicanos, sin endeudarse.  

Además, los frutos del combate a la corrupción para el buen uso de los recursos públicos, así como de la recaudación lograda en 2020, por arriba de los parámetros del año previo, son otros motores que están llevando hacia la recuperación.  

Ya lo dijo AMLO: "2021 será el año oficial de la Independencia, pero también el de la esperanza en el porvenir".  

¡Qué así sea!  Mientras tanto no bajemos la guardia, #cuidémonos y cuidemos a los demás.

Para La Silla Rota es importante la participación de sus lectores a través de  comentarios sobre nuestros textos periodísticos, sean de opinión o informativos. Su participación, fundada, argumentada, con respeto y tolerancia hacia las ideas de otros, contribuye a enriquecer nuestros contenidos y a fortalecer el debate en torno a los asuntos de carácter público. Sin embargo, buscaremos bloquear los comentarios que contengan insultos y ataques personales, opiniones xenófobas, racistas, homófobas o discriminatorias. El objetivo es convivir en una discusión que puede ser fuerte, pero distanciarnos de la toxicidad.