Opinión

Caso familia LeBarón y Langford

¿Cómo va? | Fred Álvarez Palafox

  • 05/12/2019
  • Escuchar

Impresionante, doloroso y profundo el minuto de silencio... en recuerdo de las víctimas en el mitin del Monumento a la Revolución...

El silencio es "después de la palabra, la segunda potencia de este mundo…”, Jean Bautista Henri, predicador dominico.

La mañana del lunes 2 de diciembre, integrantes de la familia LeBarón y Langford llegaron puntuales a la cita con el C. Presidente y su gabinete de Seguridad para conocer de los avances en la tragedia ocurrida la mañana del 4 de noviembre en Bavispe, Sonora. Un día antes -el domingo 1 de diciembre-, la Fiscalía General de la República (FGR), emitió un comunicado -FGR 499/19-, informando de avances.

En ese momento nos enteramos que desde los primeros días un juez especializado aplicó la figura del arraigo y gracias a ello lograron "la detención de varios individuos, presuntamente involucrados en los hechos señalados”; el 8 de noviembre -cuatro días después de la tragedia-, la FGR obtuvo de la fiscalía local "un desglose de las investigaciones de los homicidios que, por ministerio de la ley, son originalmente del fuero común”.

Y  el 26 de noviembre la FGR atrajo la competencia del caso.

En el momento en que exista más información, confiable y fidedigna, se dará a conocer de inmediato, a la opinión pública, concluye el boletín.

La reunión en Palacio duró más de dos horas, y al salir el grupo de familiares se retiraron sin dar declaraciones a medios, incluso algunos abandonaron el recinto por otra de las salidas alternas.

Sólo Adrían dijo que no les dieron atole con el dedo, salieron satisfechos, aparentemente.

Aseguraron que se les anunció la inminente detención de posibles responsables. En el encuentro, empero, no se les planteó un móvil de los asesinatos.

¿Qué pasó en Palacio Nacional?

Entregaron un documento mismo que fue leído por Adrián LeBarón, en cual exigieron al gobierno que cumpla con su responsabilidad y encuentre y castigue a los asesinos de nuestra familia, hasta las últimas consecuencias”.

“No sólo que nos presente a algunos sospechosos, sino que termine la investigación hasta saber quién y por qué ordenó el ataque. Así debería ser con cualquier asesinato en México. Eso es lo que cualquier Presidente nos debe garantizar”, demandaron las familias al Presidente.

Pidieron que “se comprometa a quitarle al crimen organizado el control de los municipios del país. Y que en concreto mande seguridad federal para tener una zona segura en Bavispe para empezar”.

La propuesta fue que ellos se convertirían en aliados cívicos para lograr la unidad y la pacificación de México”.

Eso sí, reiteraron que para llevar a cabo este proyecto requieren de la "asistencia internacional de países que tengan las mejores experiencias de policías, instituciones e inteligencia anti-crimen,  y reiteraron su postura de que los grupos del narcotráfico deben ser considerados como terroristas.

Lenzo Widmar, dijo que no les queda de otra que creerle al Presidente, y que ellos lo único que buscan es saber quiénes y por qué cometieron estos delitos.

Incluso hubo una oración en Palacio Nacional.

Los LeBarón no hablaron casi, quien cogió el micrófono fue el Presidente, el enviado de la FGR -que no el fiscal general- y  el secretario Arturo Durazo.

Reconocieron que existe el vídeo de la masacre.

Reunión en Senado...

Dos días después acudieron al Senado atendiendo una invitación del senador Emilio Álvarez Icaza, ahí ofrecieron un breve mensaje, Julián pidió a senadores dejar a un lado sus diferencias y enfocar esfuerzos para erradicar actos de violencia. “Me gustaría hacer un llamado a los senadores que sientan el reclamo de los muertos que nos reclaman nuestra apatía y nuestra violencia, nuestra debilidad y cobardía (...) Por el amor de Dios dejen sus diferencias a un lado y que se unan con nosotros para buscar detener la violencia”, expresó.

Se pronunciaron por no dejar que en el combate al crimen organizado "paguen justos por pecadores", aunque dieron el beneficio de la duda a las autoridades que investigan el caso.

"No puede haber tortura, no pueden haber chivos expiatorios, todo tiene que ser transparente", pidió Adrián quien además urgió a la CNDH estar al pendiente de cada arresto que se haga, donde Julián  explicó que han recibido llamadas diciéndoles que los detenido por los hechos del 4 de noviembre son inocentes.

¿Por qué dijeron eso?

Por las detenciones supuestamente arbitrarias.

La tarde del lunes, un grupo considerable de habitantes del municipio de Janos, Chihuahua, bloqueó la carretera federal número 10, a la altura del kilómetro 255, en el tramo Janos-Nuevo Casas Grandes.

Protestaban por la detención de los hermanos Héctor Mario y Luis Manuel Hernández Herrera como presuntos responsables de la masacre en Bavispe...

El primero de ellos, apodado El Mayo, es señalado por las autoridades como el líder local del grupo delictivo conocido como La Línea, brazo armado del Cártel de Juárez.

Sin embargo, los manifestantes, incluido el propio presidente municipal, comentaron que los detenidos son trabajadores del campo.

Los tres fueron detenidos por la FGR a primeras horas del domingo, y por eso se emitió el comunicado #FGR 499/19.

“Si los LeBarón quieren justicia, nosotros también. No pongan inocentes”, se escucha en el video dado a conocer en el Diario de Juárez, y anunciaron que se trasladarán a la Ciudad de México para dar a conocer la inocencia de los acusados.

Las protestas se incrementaron el martes. Incluso taparon con bolsas negras las letras que conforman la palabra Janos, en la entrada al municipio fronterizo. El pueblo está de luto porque la justicia murió #Janosestáunido", se leía en una cartulina instalada junto al monumento. "Colocamos las bolsas negras para hacer referencia a que el pueblo está de luto porque la ley para nosotros murió", comentó a Reforma Estefanía Hernández, hija de Manuel Hernández, uno de los detenidos.

Estefanía señaló a Reforma que su tío Mario es ganadero, tiene vacas y un terreno, mientras que su padre opera una veterinaria.

La familiar denunció que a Mario y Manuel les sembraron droga luego de arrestarlos de forma violenta.

Es una lástima de verdad una gran desgracia lo que paso con la familia LeBaron. Todos queremos justicia, todos esperamos que se haga lo necesario para dar con los responsables. Pero no me parece justo, que se esté culpando directamente a gente que no tuvo nada que ver solamente porque se tienen que dar resultados del "arduo" trabajo de las corporaciones correspondientes (sic)", publicó Estefanía en sus redes sociales.

Por su parte, la Fiscalía de Chihuahua no tuvo conocimiento “formal” de las detenciones.

Cuestionado por Reforma sobre si "El Mayo" estaba en el radar de la Fiscalía estatal y si se conocía que operaba en la región de Janos, el Fiscal General César Augusto Peniche,  aseguró que esperan información de la FGR. "No tenemos mayores datos más que el apelativo de esta persona, vamos a esperar a que fluya mayor información.

Los LeBarón estuvieron en varios medios y están dudando de las detenciones por la gran movilización en Janos...

¿Qué sigue en el caso de Bavispe?

Esperar a lo que diga la autoridad y lo que investigue el periodismo especializado.

De entrada hay dudas de las detenciones realizadas por la FGR, el comunicado emitido es escueto y ni siquiera conocemos quién es el fiscal que lleva el caso ni mucho menos el número de la carpeta de investigación... Antes sí se informaba…

No conocemos el nombre del juez que aplicó la figura del arraigo y bajo qué fundamento.

Y con respecto del trabajo realizado por el FBI. Sabemos que han ocurrido dos incursiones y que las aportaciones serán consideradas en las actuaciones ministeriales como lo dijo la FGR en el comunicado del día primero...

Hasta el momento se han realizado dos incursiones del FBI para recolectar evidencias.

Ebrard dijo a senadores que "las evidencias de todos los casquillos, y la inmensa mayoría, efectivamente son de manufactura norteamericana, ya la compartimos con el FBI”.

Los LeBarón agregaron que el FBI ha entrado dos veces a México para recolectar evidencias, y reiteraron su postura de que los grupos del narcotráfico deben ser considerados como terroristas.

La realidad hará cambiar a AMLO.

La semana pasada afirmamos en este espacio que las intervenciones de Donald Trump podrían obligarnos a cambiar la estrategia contra el crimen organizado de "abrazos, no balazos", por algo distinto, igual que cuando lo hicieron con el tema de la migración.

¿En algún momento usted, presidente, se plantearía la posibilidad de rectificar en su estrategia en materia de seguridad?, le pregunta una reportera al Presidente.

Respondió que no…

"¡No, no, no!, porque lo que quieren, con todo respeto, es que regresemos al uso de la fuerza y apostar a las limpias, al exterminio, al ‘mátalos en caliente’. Eso no, esas políticas fascistoides no”.

Yo creo -con todo respeto-, que sí cambiará. Su estrategia no ha funcionado, no funcionará por lo menos en el corto plazo.

Hacia la segunda reunión, ¿en Bavispe?

Julián y Adrián LeBarón confirmaron que la reunión cuya fecha está por definirse entre el 2 y 3 de enero, se llevará a cabo en el municipio en el que ocurrió el ataque.

El encuentro tiene por objetivo dar información del avance de las investigaciones.

López Obrador lo confirmó en la mañanera de ayer.

Señaló que durante la reunión del lunes, hablaron como amigos y destacó que son buenas personas, y lo único que buscan es justicia tras el asesinato de nueve familiares.

¿Qué dijo?

-Voy a hablar de generalidades porque no puedo detallar sobre este tema por razones obvias, dijo AMLO.

Agregó que la reunión se dio en un ambiente de mucho respeto de ambas partes, “hablamos como amigos” y dijo que se les informó de lo que están haciendo... “se ha avanzado en la investigación, hay resultados”, precisó, y agregó que los LeBarón le tienen confianza al Gobierno...

“Contrario de lo que a lo mejor pensaban algunos de nuestros adversarios, pues fue una relación, una reunión fraterna vamos a decir. Y hay confianza, nos tienen confianza”, dijo.

- ¿Hubo alguna solicitud en relación a lo que ellos pidieron en el pasado a Estados Unidos, en tema de los cárteles (y el terrorismo)?-, pregunta la reportera de El Imparcial de Sonora.

¡No!, respondió AMLO.

Precisó que “nosotros tenemos que protegerlos, y se sienten también orgullosos de ser mexicanos”.

“Desgraciadamente se polarizan posturas y hay pasiones. Pero es gente muy buena, gente mayor, gente seria, religiosa, no quiere decir que los que no son religiosos no sean gente buena, tampoco quiero que me malinterpreten -precisó-, o sea, pero en general el mexicano es bueno, es un pueblo bueno. Cuando además sabe que se actúa de buena fe, ¿qué problema puede haber?”, dijo...

- ¿Va a ir a Bavispe, presidente?-, le preguntan...

- Voy a ir a Sonora, la semana próxima respondió.

- Pero, ¿a Bavispe?-, le vuelven a inquirir.

¡No! Quedamos en vernos, sí, pero ellos van a decidir dónde, donde ellos lo decidan, si quieren allá o consideran que es mejor acá, como ya se tuvo la reunión, están por decidir eso.

- ¿Ustedes sabían que iba a haber otra reunión?-, pregunta a reporteros López Obrador.

¡Sí!, respondieron a coro los reporteros de la fuente...

-Entonces, ya no fui indiscreto, bromeó el Presidente.

Es evidente que los reporteros dan seguimiento al tema y los LeBarón lo comentaron un día antes...

¿Y con respecto al tema del terrorismo y los carteles?

El posicionamiento del Canciller Ebrard en el Senado fue preciso y corrigió las barbaridades que había expresado en agosto con respecto  al tema de El Paso, Texas, cuando habló de actos terroristas, confundiendo terrorismo con “terrorismo doméstico”.

"Les hemos hecho saber -a Washington-, que no estamos de acuerdo, como tampoco lo ha estado México nunca, con la designación de organizaciones criminales, de delincuencia organizada en nuestro país como organizaciones terroristas por las implicaciones que puede tener para nuestra soberanía y nuestros intereses nacionales.

Nunca ha sucedido que se designe así a una organización de delincuencia organizada, solamente se ha usado cuando hay motivos políticos o religiosos, ambos”, subrayó Ebrard.

Incluso en el mensaje del domingo en el Zócalo López Obrador dijo que México busca que la relación bilateral con Estados Unidos, con nuestro vecino del norte, se desarrolle con apego al respeto mutuo.

“Aquí expresamos -dijo- de nuevo nuestra condolencia a los familiares de las víctimas del asesinato colectivo en El Paso, Texas. Reiteramos nuestra condena a ese crimen de odio motivado por el racismo y la xenofobia, así como la existencia de que se castigue conforme a derecho al responsable de esta abominable agresión”.

Crimen de odio, dijo AMLO, lo que es correcto, no terrorismo -o terrorismo doméstico-, como habían insistido antes en varias mañaneras. Aunque el canciller dedicó varios minutos a senadores a explicar la diferencia...

Ellos invocaron el terrorismo y ahora se debe exorcizar, toda vez que Washington insistirá sobre ello.

Ebrard reiteró que esta semana se reunirá en México con el Fiscal General de Estados Unidos, William Barr, para tratar el tema.

Daremos seguimiento...