Acceso a la información y género: un binomio democrático
 


Velemos por que cada niña, en cualquier parte del mundo, tenga la oportunidad de alcanzar sus sueños, crecer con arreglo a su potencial y contribuir a un futuro sostenible para todos"; António Guterres, secretario General de la ONU.

Con motivo del Día Internacional de la Mujer y la Niña en la ciencia que se celebra el once de febrero de cada año, la Organización de las Naciones Unidas para la Educación la Ciencia y la Cultura, pretende cerrar la brecha de género existente en los sectores de la ciencia, la tecnología, la ingeniería y las matemáticas.

En la resolución del 22 de abril de 2015, las Naciones Unidas establecieron que se invita a los Estados Miembros, las organizaciones y los órganos del sistema de las Naciones Unidas y otras entidades internacionales y regionales, el sector privado y el mundo académico, así como a la sociedad civil, incluidas las agrupaciones no gubernamentales y los particulares, a que celebren el Día Internacional de la Mujer y la Niña en la Ciencia, a través de actividades de educación y sensibilización pública a fin de promover la participación en condiciones de igualdad de las mujeres y las niñas en la educación, la capacitación, el empleo, eliminar toda forma de discriminación contra la mujer, para alentar una mayor participación de las mujeres y las niñas, promover las perspectivas de carrera de las mujeres en la ciencia y reconocer sus logros en la materia.[i]

Debemos tener en cuenta que las mujeres y niñas constituyen 49.5% de la población mundial, esto es, 3, 712 millones de personas, conforme a los datos presentados por la Agencia Central de Inteligencia (CIA) en 2017, año en que, según un estudio del INEGI con INMUJERES, México contaba con una población femenina de 63 millones 420 mil, lo que se traduce en el 51.3% de la población total del país. En ese contexto, es urgente entender que la igualdad entre hombres y mujeres, además de ser un derecho humano, es indispensable para lograr sociedades pacíficas, con pleno potencial humano y desarrollo sostenible y económico.

Al respecto, Christine Lagarde, directora del Fondo Monetario Internacional, incorporó a la agenda del Grupo de los 7 (G-7), la Agenda de Género como una estrategia de fortalecimiento económico de la mujer, porque está demostrado que, en la medida en que aumenta su participación en la economía, la sociedad en su conjunto obtiene beneficios, puesto que hay incrementos sustanciales en el Producto Interno Bruto (PIB), al diversificarse las economías y la distribución del ingreso.

Igualdad


De acuerdo con la OCDE, la igualdad no significa que las mujeres y los hombres sean lo mismo, sino que los derechos, las responsabilidades y las oportunidades no dependan del sexo con el que se nace. Es decir, se debe brindar iguales oportunidades, derechos y responsabilidades a todas las personas.

Ahora bien, el derecho de acceso a la información es una herramienta fundamental en toda democracia para el control ciudadano respecto del funcionamiento del Estado y la Administración Pública; asimismo, este derecho coadyuva en el combate a la corrupción, ya que es la fuente de visibilidad de los actos de gobierno. Es también, un mecanismo indispensable para la participación ciudadana en asuntos públicos, ya que con él es posible lograr el ejercicio de los derechos político-electorales de manera informada, lo que crea un círculo virtuoso a efecto de que una vez ejercido el voto, la ciudadanía solicite rendición de cuentas, logrando una sociedad más participativa y democrática.

A través de este derecho se fortalece el respeto y ejercicio de los derechos humanos, especialmente, el de los grupos vulnerables, dentro del que se encuentran las mujeres, por ello es reconocido como un derecho llave. Asimismo, el derecho de acceso a la información es importante para la equidad de derechos entre géneros, toda vez que genera conocimiento, abre las puertas de la participación para la toma de decisiones políticas y sociales.

Cabe destacar que de acuerdo con datos del INAI de 2003 a 2018 del total de las personas que han presentado solicitudes de información, 24% son mujeres y 38% son hombres. El 38% restante son personas que no indicaron género cuando presentaron su solicitud.

El porcentaje de ocupación por sexo, de quienes realizaron solicitudes de acceso a la información son: académicos: 30% mujeres y 27% hombres, ámbito empresarial 11% mujeres y 17% hombres; ámbito gubernamental: 10% ambos; medios de comunicación: 6% mujeres y 7% hombres; y dedicados al hogar: 7% mujeres y 1% hombres.

Por ello, soy una convencida que a mayor información, menor desigualdad de género, menor exclusión y por lo tanto, menor violencia para las mujeres.

Protección de datos personales: derecho de nuestros días

@bl_ibarra | @OpinionLSR | @lasillarota




Debe iniciar sesión para poder enviar información

Debe iniciar sesión para poder enviar información