Opinión

4T: instrucciones para frustrar la esperanza

A casi tres años del triunfo electoral, las expectativas se frustran, aquí una muestra de lo que no se debe hacer pero, sin embargo, se ha hecho. | José Roldán Xopa

  • 03/05/2021
  • Escuchar

La "esperanza" ha sido el estandarte.

Los treinta millones de votos se debieron a una pluralidad de razones: el voto de castigo, las expectativas que abría no solamente una nueva alternativa política, sino un movimiento abierto a la diversidad social. Su crítica a las prácticas de corrupción, fraude electoral, influyentismo, privilegios, clientelismo, nepotismo, entre otros males, acuerparon la esperanza.

A casi tres años del triunfo electoral, las expectativas se frustran.

Como si se siguiera el guión de las instrucciones de lo que no se debe hacer pero, sin embargo, se ha hecho:

Paso 1

Patrimonializa el poder

Lo sucedido con la candidatura para el gobierno del Estado de Guerrero es sólo un botón de muestra. La candidatura se decide como si se tratara del patrimonio de una persona. Las trayectorias, los méritos, las capacidades, la credibilidad de los procesos internos se vuelven cuestiones secundarias. 

Paso 2

Prefiere las excepciones

La ley para el caso, la adjudicación directa y no la licitación pública y abierta, el proteccionismo y no la competencia, son ejemplos de la preferencia por las excepciones. El excepcionalismo es el terreno de la discrecionalidad, del voluntarismo, de las actuaciones caprichosas y a conveniencia.

Paso 3

La conformidad

La centralización de decisiones tiende a la dirección unipersonal alejándose de la pluralidad, de la diversidad como clave de la inteligencia social. El triunfo de la 4T obedeció más a la pluralidad que a la secta. Los cambios en el gabinete han alejado a voces críticas. Las iniciativas para disminuir las autonomías, sea mediante restricciones presupuestales, presiones de hecho, modificaciones normativas, o presiones políticas hacia las administraciones autónomas y órganos judiciales, tienen en común una lógica del control. Se busca la conformidad y no la pluralidad de voces.

Paso 4

Los poderes de facto

En un proceso de captura y de entrega de espacios públicos, se reposicionan a grupos de poder existentes o nuevos. La reforma educativa hacia los grupos sindicales; a los militares como nunca antes se les han abierto campos antes de la administración civil para su control y explotación directa, a grupos empresariales específicos se les dan de manera directa contratos o protecciones. La discrecionalidad es la forma específica para una nueva vinculación entre los poderes sindicales, empresariales y castrenses.

Paso 5

Menos capacidades institucionales

Un presidente fuerte no equivale a un Estado capaz. La relación puede ser inversa y autogenerada. Las políticas de austeridad, reducción de gasto (de hecho, con redireccionamiento del gasto más que disminución), eliminación de fideicomisos, no inversión en tecnología, despido de personal, entre otras medidas, se ha generado una disminución de las capacidades institucionales que se expresa en las insuficiencias del Estado para dar respuesta a los requerimientos ordinarios y extraordinarios de la pandemia.

Desabasto de medicamentos, incremento de las situaciones de riesgo, indefinición e incertidumbre que la administración por "encargo" tiene en las responsabilidades, son algunos de los efectos.

Para La Silla Rota es importante la participación de sus lectores a través de  comentarios sobre nuestros textos periodísticos, sean de opinión o informativos. Su participación, fundada, argumentada, con respeto y tolerancia hacia las ideas de otros, contribuye a enriquecer nuestros contenidos y a fortalecer el debate en torno a los asuntos de carácter público. Sin embargo, buscaremos bloquear los comentarios que contengan insultos y ataques personales, opiniones xenófobas, racistas, homófobas o discriminatorias. El objetivo es convivir en una discusión que puede ser fuerte, pero distanciarnos de la toxicidad.