Opinión

Mujer del clima

Espero que un día prenda las noticias en México y descubra que la sección del clima es informativo y no objetiviza a la mujer. | María José Salcedo

  • 23/08/2018
  • Escuchar

Después de vivir en Alemania muchos me preguntan que cómo son los alemanes, que si son muy fríos, o que si son muy serios. La verdad es muy sencillo entablar una conversación con cualquier alemán: tan solo mencionar el estado del clima y voilá, hablarán hasta por los codos. Los alemanes aman quejarse o preguntarse sobre el estado del clima: ¿lloverá mañana? ¿caerá nieve más tarde? O el clásico que las madres alemanas dicen a los niños, “si te comes toda tu comida, mañana saldrá el sol”. El estado del clima está impregnado a la cultura alemana.

Creo que como mexicana nunca me había preocupado tanto el clima. Hasta que llegué a Alemania y experimenté en un día viento, lluvia, sol a 24 grados y nieve a 2 grados entendí la importancia del clima en la vida de los alemanes. De hecho, desde que llegué a Alemania adopté la costumbre alemana de sintonizar por 15 minutos a las 20 hrs. las noticias del día. Es un breve recorrido de las noticias más importantes, los números de la lotería y por supuesto, el pronóstico del clima. Sin embargo, a una semana de regresar a México y terminar mi ciclo de estudios en Alemania, mientras veía el pronóstico del clima no dejaba de cuestionarme ¿por qué en Alemania no existe ninguna weather girl o sea mujer que presente el clima como en México? ¿Por qué en Alemania solo basta con poner un mapa del país y el pronóstico meteorológico con una voz de fondo? ¿Por qué en México en lugar de ver el mapa de la República Mexicana con el pronóstico del tiempo tenemos que ver el trasero de una mujer? Me di cuenta que en realidad el clima es la sección más esperada por los alemanes y no precisamente porque salga una mujer anunciando el pronóstico del tiempo como suele ser en México.

Recordé entones cuando me topé con un muy buen artículo del diario El País sobre las weather girls en México y como este fenómeno ha levantado los ratings de los noticieros nacionales, desde Monterrey hasta Guadalajara y la Ciudad de México. Por curiosidad, comencé a buscar a estas mujeres del clima en internet y mis primeros resultados de búsqueda fueron recuentos en Youtube de sus presentaciones del clima. A veces me gustaría regresar el tiempo y no haber leído los comentarios de los videos pues parecen más provenientes de animales que de seres humanos.

Libertad e igualdad de mujeres y hombres

Y fue entonces, leyendo estos comentarios que en mi cabeza comencé a tener miedo de no poder ser la mujer libre que soy en Berlín. Libre de elegir la ropa que me gusta sin que me insulten, me ataquen o me culpen por incitar a los hombres. Libre de hacer actividades que me gustan sola, sin necesidad de que un hombre este a mi lado porque la única compañía que necesito es la mía. Libre de ser independiente. Libre de poder andar en mi bicicleta con un vestido enseñando los calzones y que a nadie le importe. Libre de estudiar lo que es considerado solo para hombres. Libre de ser, sin restricciones, sin que se me catalogue como objeto sexual. Regreso a México feliz, con la esperanza y poniendo todo de mi parte para que más mujeres puedan ser libres como yo lo he sido en Alemania.

Más allá del clima, creo que México tiene mucho que aprender y adoptar de Alemania en cuanto a la libertad e igualdad de las mujeres y los hombres. En Alemania las mujeres no son objetos sexuales, somos seres humanos, pensantes y capaces de ser. Todavía nos falta mucho por hacer en México, pero creo que la lucha no sólo reside en las mujeres que creemos en este nivel de libertad e igualdad, si no también, en los hombres que deberían de ver a las mujeres como sus iguales y seres humanos, que también tienen el derecho a gozar de su libertad, sin prejuicios y sin limitaciones.

Regreso a México y ¿cuál es mi sueño? Que un día prenda las noticias en México y descubra que la sección del clima enseña un mapa de la república, es informativo y no objetiviza a la mujer.

Y por fin… las vacaciones

@MariaJoseSalcdo | @OpinionLSR | @lasillarota