NICARAGUA

EU condena represión en Nicaragua y lanza acciones en respuesta

La Casa Blanca condenó, en los términos más enérgicos posibles, la violencia y abusos a los derechos humanos registrados en Nicaragua
EU condena represión en Nicaragua y lanza acciones en respuestaNicaragua (Foto. tomada de la web)

La Casa Blanca condenó, en los términos más enérgicos posibles, la violencia y abusos a los derechos humanos registrados en Nicaragua, y responsabilizó de los hechos al presidente del país Daniel Ortega y a la vicepresidenta, Rosario Murillo.


“Estados Unidos condena fuertemente la violencia y abusos de derechos humanos que están llevando a cabo en Nicaragua y cometidos por el régimen de Ortega en respuesta a las protestas”, indica el comunicado de prensa que desveló este lunes la Casa Blanca, firmado por la portavoz Sarah Huckcabee Sanders.

En medio de crisis, se estanca diálogo en Nicaragua

“Después de años de elecciones fraudulentas y la manipulación de las leyes nicaragüenses por parte del régimen, así como la supresión de la sociedad civil, de los partidos de oposición y la prensa independiente, el pueblo de Nicaragua ha tomado las calles para exigir reformas democráticas”, enfatiza el comunicado de la Casa Blanca.

El gobierno del presidente de Estados Unidos, Donald Trump, destaca que las demandas democráticas han sido respondidas por parte del gobierno de Ortega y de su esposa Murillo, con violencia y abusos a las garantías individuales que hasta ahora han dejado un saldo de más de 350 personas muertas y miles de heridos.

La Casa Blanca anotó que “falsamente” el gobierno de Ortega ha etiquetado a los inconformes como propagandistas de un golpe de Estado y terroristas para justificar la violencia y los abusos.


“El presidente Ortega y la vicepresidenta Murillo son los responsables de que los grupos paramilitares a favor del régimen hayan brutalizado los ataques a su propia gente”, enfatiza la Casa Blanca.

El gobierno de Trump se declaró a favor de un cambio democrático en Nicaragua y de aquellos ciudadanos, incluidos miembros del Partido Sandinista, que exigen también una solución pacífica a la crisis de violencia.


“Elecciones libres, justas y transparentes son la única avenida para restaurar la democracia en Nicaragua. Apoyamos a la iglesia católica para encabezar el proceso de Dialogo Nacional sustentado en negociaciones de buena fe”, agregó la vocera de la Casa Blanca.

El gobierno de Estados Unidos, bajo sus propias leyes en defensa de los derechos humanos, ha impuesto sanciones al gobierno de Ortega luego de designar a tres funcionarios de su gobierno, Francisco Díaz, Fidel Moreno y Francisco López, como responsables de las vejaciones a las garantías individuales de los nicaragüenses y por corrupción.

Anula visado a funcionarios

Por otro lado, el Departamento de Estado revocó y anuló el visado estadunidense a funcionarios del gobierno de Ortega y familiares, a quienes considera responsables y cómplices de los intereses políticos que han desatado la violencia en el país centroamericano.

Estados Unidos recientemente anunció le entrega de un millón y medio de dólares para fortalecer la causa de organizaciones civiles, grupos defensores de derechos humanos y a la prensa independiente, que denuncia los abusos cometidos por el gobierno de Ortega.

Ortega sólo reconoce 195 muertes por violencia

El presidente de Nicaragua, Daniel Ortega, admitió que 195 personas murieron desde que estalló la crisis que sacude a su Gobierno desde el pasado abril, en una entrevista con la cadena de televisión estadunidense CNN en español.

ONG de derechos humanos, sin embargo, elevan el dato a más de 400 víctimas. La emisora divulgó en su sitio web fragmentos de la entrevista, que se transmitirá íntegra en Latinoamérica hoy lunes.

Ortega, que brindó la entrevista el sábado en su despacho en Managua, adujo que las cifras de muertos, heridos y desaparecidos que han divulgado organismos humanitarios no son reales.


"Estos datos que se manejan a través de algunos organismos de derechos humanos y la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) no han sido depurados. Simplemente son denuncias que han recibido y van sumando, van sumando, van sumando", afirmó.

"Los datos que tenemos nosotros, y que no son poca cosa tampoco, son 195 fallecidos", acotó el mandatario de 72 años, que atribuyó las muertes a "enfrentamientos" entre fuerzas gubernamentales y manifestantes.

Ortega criticó a reconocidas organizaciones humanitarias como Amnistía Internacional. Dijo que han realizado "visitas de médico" (muy breves) y que son manipuladas por ONG locales enfrentadas al Gobierno.

"Estos organismos mueven gente que llegan a poner denuncias e inventan cualquier cosa", aseguró.

LEA TAMBIEN


Miles marchan en Nicaragua. Ortega asegura que no renunciará

En tanto ,miles de manifestantes, en su mayoría jóvenes universitarios, salieron nuevamente a las calles en Managua, e insistieron en sus reclamos de “libertad”





Debe iniciar sesión para poder enviar información

Debe iniciar sesión para poder enviar información