NACIÓN

Se deteriora libertad de expresión en México en el último año

La emergencia sanitaria por el covid, cita el informe, expuso las fragilidades laborales de los lugares de trabajo de reporteros y fotógrafos

  • ERIKA FLORES
  • 16/07/2020
  • 22:05 hrs
  • Escuchar
Se deteriora libertad de expresión en México en el último año
Lo más complejo, señala, ocurre en el ámbito estatal y municipal; mientras que en lo federal advierte que la principal fuente surge de las conferencias mañaneras en Palacio Nacional (Foto: Cuartoscuro)

“Las condiciones para ejercer la libertad de expresión en México se han deteriorado en el último año”.  Con esta frase inicia el informe elaborado por el Colectivo de Análisis de la Seguridad con Democracia, A.C. además de otros colegios y organismos que evaluaron la condición de trabajo de la prensa en México tras conocer la experiencia de 70 periodistas y defensores de derechos humanos. “Es preocupante que desde la propia presidencia de la República se genere desinformación que coloca a la opinión pública en las antípodas del pluralismo, orillándola a la visión maniquea del amigo/enemigo”, advierte; por lo que concluye que la suma de estas y otras condiciones hacen de México uno de los países más peligrosos para ejercer la libertad de expresión.

Lo más complejo, señala, ocurre en el ámbito estatal y municipal; mientras que en lo federal advierte que la principal fuente surge de las conferencias mañaneras en Palacio Nacional.

“Además de los riesgos derivados de la cantidad de homicidios, amenazas, acciones de acoso judicial e intimidaciones que deben enfrentar periodistas y personas defensoras de derechos humanos todos los días en el país, es importante agregar la constante estigmatización y desacreditación hacia periodistas, medios de comunicación, organizaciones civiles, intelectuales, etc., que surgen desde la presidencia de la república e instancias gubernamentales en las conferencias matutinas”.

La emergencia sanitaria por el covid, cita el informe, expuso también fragilidades laborales de los lugares de trabajo de reporteros, fotógrafos y otros; así como carencias en el conocimiento de protección personal para este tipo de coberturas consideradas de riesgo, “ha mostrado que son muy pocos los medios de comunicación que brindan a sus periodistas la capacitación y los medios para prevenir contagios y resguardar su salud durante la cobertura periodística de campo”, afirma.

“En el proceso las autoridades de salud y el presidente de la república, han dado mensajes contradictorios (el uso de cubrebocas o señalar que reanudarán actividades al mismo tiempo que se muestra al 99% del país en color rojo de acuerdo con el semáforo epidemiológico) e incluso equivoca dos (el llamado del presidente López Obrador a portarse bien para no contagiarse)”, señala el informe.

“La poca información sobre el virus y la necesidad por controlarla ha generada en redes sociales y medios de comunicación el fenómeno de la infodemia, definido por la Organización Mundial de la Salud como "una cantidad excesiva de información en algunos casos correcta en otros no que dificulta que las personas encuentren fuentes confiables y orientación fidedigna cuando las necesitan".

Esta investigación destaca que, ante la falta de acceso a información pública relacionada con la pandemia, la prensa busca otras alternativas informativas con especialistas y epidemiólogos (entre otros) lo que trajo como consecuencia la descalificación y los señalamientos por parte de las autoridades.

La violencia también afecta, afirma el informe y explica que esta condición no ha cambiado en la última década. “También es una de las causas de riesgo para la cobertura de noticias… así como de la defensa de derechos relacionados con el territorio, con las personas migrantes, con las personas jóvenes con las familias de personas desaparecidas. El riesgo es mayor cuando se imbrican los intereses y acciones de poderes políticos, criminales y empresariales a nivel local”.

“CASEDE desea contribuir con la construcción de evidencia empírica que fortalezca el análisis de lo estatal, en este caso en materia de libertad de expresión, bajo la premisa de que los principales problemas del país encuentran sus primeras respuestas y soluciones en el ámbito local”.