NACIÓN

Prohíben a padres jalón de oreja, cinturón o chancla a niños

El Senado de la República avaló reforma legal que prohíbe golpear y humillar a los niños o actos que contravengan a una infancia digna

  • ALEJANDRA CANCHOLA
  • 24/09/2020
  • 15:01 hrs
  • Escuchar
Prohíben a padres jalón de oreja, cinturón o chancla a niños
Reforma legal prohíbe golpear y humillar a los niños. (Foto: Pixabay)

El Senado de la República avaló una reforma a la Ley General de los Derechos de Niñas, Niños y Adolescentes y al Código Civil Federal para prohibir que los padres eduquen “con mano dura” a sus hijos, refiriéndose a violencia física y psicológica.

El dictamen aprobado ayer por los senadores pasó a la Cámara de Diputados, donde iniciará su trámite legislativo, y prohíbe expresamente a quienes tengan a menores de edad bajo su cuidado ejercer castigos corporales y humillantes contra éstos.

“Queda prohibido que quienes tengan trato con niñas, niños y adolescentes ejerzan cualquier tipo de violencia en su contra, en particular el castigo corporal y humillante”, sostiene la reforma.

Por castigo corporal, los senadores señalan -de forma no limitativa- los golpes con la mano o algún objeto, empujones, pellizcos, mordidas, tirones de cabello o de orejas, obligar a los niños a que sostengan posturas incómodas, quemarlos o cualquier causa de malestar.

Respecto a los tratos de humillación, los senadores prohíben tratar a los menores bajo amenazas, sustos o ridiculizarlos, convertirlos “chivos expiatorios” en actos que contravengan a una infancia digna, o menospreciarlos.

A estas prohibiciones también se ceñirán las instituciones educativas y sus maestros, asociaciones religiosas, de salud, de asistencia social y de cuidados bajo régimen penal, es decir, cualquiera en la que se desarrolle la infancia de un menor.

En la discusión de la propuesta, algunos senadores recordaron sus experiencias al vivir momentos de violencia a manos de sus padres. Fue el caso de la senadora Xóchitl Gálvez, quien se refirió a los contextos de pobreza y marginación económica.

“Hay momentos en los que corregir a los hijos se vuelve un poco complicado, los hijos te retan, los hijos te desobedecen. Y tienes el consejo de tu tía que te dice ‘es que tú no lo corregiste a tiempo, no le diste un golpe a tiempo’ y entonces te sientes culpable porque sientes que esa indisciplina se debe a la mala educación que tú diste. Pero, por otro lado, dices: ‘bueno, yo fui violentada físicamente y tampoco fue positivo’”, señaló.

La reforma se discutirá en comisiones de la Cámara de Diputados después de la próxima semana, una vez que se avale ante el pleno, se enviará al presidente de la República, quien deberá publicarla en el Diario Oficial y ésta entrará en vigor un día después.

(MJP)