NACIÓN

Policía Federal supo del secuestro de estudiantes: testigo protegido

Las investigaciones describen que durante el ataque y traslado de estudiantes también se comprobó que estuvieron elementos de la Policía Ministerial de Guerrero

  • MARCOS MUEDANO
  • 24/09/2021
  • 17:08 hrs
  • Escuchar
Policía Federal supo del secuestro de estudiantes: testigo protegido

El expediente del caso Iguala deja algo claro: la extinta Policía Federal tuvo conocimiento de la agresión contra de los estudiantes de la Normal de Ayotzinapa, así como de su posible traslado a Huitzuco en patrullas de ese municipio y de Iguala después de ser atacados en el cruce del “Puente del Chipote”.

La declaración hecha por un testigo protegido, fechada el 11 de marzo de 2016, relata que la noche de 26 de septiembre de 2014, al estar a bordo del autobús 1531 de la empresa Estrella de Oro, policías municipales de Iguala bloquearon el paso a la altura del “Puente del Chipote”. Al parar la unidad comenzaron a disparar sus armas de fuego y lanzar piedras hasta romper los cristales. Ese momento fue aprovechado para arrojar gas pimienta al interior del camión.

Al no poder respirar, entre 15 y 20 estudiantes descendieron. Los policías los sometieron y colocaron sus rostros en el suelo. El testigo protegido recuerda que, al bajar, se inclinó para tomar agua de la lluvia acumulada en el asfalto y limpiar sus ojos, los cuales estaban irritados por el gas pimienta. 

Segundos después llegaron dos patrullas de la Policía Federal. Los federales se acercaron a tres policías municipales para preguntarles qué es lo que pasaba. En respuesta, uno de ellos expresó: “allá atrás chingaron a un compañero. Se los van a llevar a Huitzuco, allá que el patrón decida que va a hacer con ellos”. Inmediatamente, el policía federal contestó: ¡Ah!, ok, ok. Está bien”.

Durante los instantes en que charlaron los policías, el declarante vio el rostro de uno de ellos gracias a la luz de las torretas. Mientras el Ministerio Público de la PGR tomaba la declaración del testigo protegido, le acercó fotografías de personal de la Policía Federal que laboró en Iguala el 26 y 27 de septiembre.

El denunciante tomó una imagen y con voz entrecortada dijo: “es él”. La fotografía corresponde al Oficial Víctor Manuel Colmenares Campos, quien llegó al lugar a bordo de la patrulla 9908 junto con el Suboficial, Emmanuel de la Cruz Pérez Arizpe. Días después de la desaparición de los alumnos, ambos policías fueron cambiados de adscripción a Tlaxcala y Estado de México. 

Una tercera persona que presenció el sometimiento y traslado de los alumnos fue Luis Antonio Dorantes Macías, entonces titular de la Estación Iguala de la Policía Federal, quien presentó su renuncia un mes después de la agresión. Su ubicación, así como la de Víctor Manuel y Emmanuel en el “Puente del Chipote” fue corroborada a través de la ubicación de sus dispositivos móviles, gracias a estudios de georreferenciación.

Las investigaciones describen que, durante el ataque y el traslado de los estudiantes que viajaban a bordo del autobús 1531, también se comprobó que en el lugar estuvieron elementos de la Policía Ministerial del Estado de Guerrero. Entre ellos, el entonces coordinador Javier Bello Orbe, Eliohenay Salvador Martínez Hernández y Andrés Barrera Apolinar.  Además, el rastreo de los celulares indica que el mismo lugar estuvo presente un policía municipal de Tepecoacuilco, del cual no se menciona su nombre.

El 23 de marzo de 2016, la PGR abrió la carpeta de investigación SEIDO/UEIDMS/FE-D/2024/2016, por los delitos de abuso de autoridad, ejercicio indebido de servicio público y lo que resulte. Sin embargo, el expediente nunca progreso.

Los peritajes hechos por la PGR, incluidos en los tomos del caso Iguala, mencionan que, a las 22:19 del 26 de septiembre de 2014, Colmenares Campos, realizó distintas llamadas, las cuales fueron ubicadas en el “Puente del Chipote”.

Víctor Manuel Colmenares Campos fue capturado en septiembre de 2020 por su relación en el caso Ayotzinapa. La declaración del testigo protegido también ha llevado a la captura de Luis Antonio Dorantes Macías, quien era titular de la estación de la Policía Federal en la ciudad de Iguala.

El rastreo satelital de celulares de los alumnos, permitió establecer que en el autobús 1531, estaban abordo, por lo menos, Adán Abraján de la Cruz, Alexander Mora Venancio, Carlos Lorenzo Hernández Muñoz, Israel Jacinto Lugardo, José Ángel Navarrete González, José Eduardo Bartolo Tlatempa,  Julio César López Patolzin, Luis Ángel Francisco Arzola, Magdaleno Rubén Lauro Villegas, Jorge Aníbal Cruz Mendoza, Martín Getsemany Sánchez García, Cutberto Ortiz Ramos y Giovanni Galíndrez Guerrero.