NACIÓN

México aún no consigue inmunidad del rebaño para la covid-19

Especialistas alertan que mexicanos no deben bajar la guardia en el combate a la enfermedad; casos asintomáticos son más de los registrados

  • MARILUZ ROLDÁN
  • 02/05/2021
  • 20:00 hrs
  • Escuchar
México aún no consigue inmunidad del rebaño para la covid-19
Especialistas alertan que mexicanos no deben bajar la guardia en el combate a la enfermedad; casos asintomáticos son más de los registrados. Fotos Cuartoscuro

A más de un año del inicio de la pandemia de covid-19, especialistas estiman que poco más del 50 % de los mexicanos podrían tener protección contra el virus Sars-CoV2; sin embargo, proyectan que sería hasta mediados del segundo semestre de este año cuando se podría alcanzar la inmunidad de rebaño, siempre y cuando las variantes no afecten la situación. 

También lee: Abren registro para vacuna antiCovid en adultos de 50 a 59 años

Los especialistas, consultados por La Silla Rota, enfatizaron que los mexicanos no deben disminuir las medidas de prevención ni confiarse porque piensan que ya podrían haber estado expuestos al virus, ya que todavía no hay información concreta de cuánto tiempo dura esa protección y se sabe que también hay casos de reinfección

Esta semana, las autoridades dieron a conocer un estudio realizado por el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) en el que se indicó que 33.5 % de los mexicanos ya tienen anticuerpos contra el virus Sars-CoV2, con corte al 31 de diciembre, es decir, a la mitad de la segunda ola que embistió con fuerza al país. 

Desde entonces, han transcurrido cuatro meses en los que los casos de coronavirus siguieron aumentando, esto implica que también aumentó el número de personas expuestas al virus y que podrían tener anticuerpos

Arturo Erdely, doctor en Ciencias Matemáticas, estima que, a la fecha, 54 % de la población ya tuvo contacto directo con el virus Sars-CoV2. Esto indica que 68.8 millones de mexicanos se enfermaron o fueron asintomáticos. 

El especialista explicó que esta cifra la obtuvo a través de un modelo matemático realizado con base en los datos de la Encuesta Nacional de Salud y Nutrición covid-19, que se presentó el pasado 15 de diciembre, en la que se dio a conocer que el 25 % de los mexicanos ya se había contagiado. 

Sin embargo, determinar cuántos mexicanos ya podrían haber estado expuestos al coronavirus es más complejo. Francisco Moreno, médico internista e infectólogo, resaltó que México ha sido un mosaico durante la pandemia y que la dispersión del virus ha sido diferente en las zonas urbanas y rurales, por lo que la inmunidad tampoco es homogénea en todo el territorio. 

"Estas vacaciones (de Semana Santa)  se hubiera esperado que se asociaran a un mayor incremento en el número de contagios nuevos en el país; sin embargo, no hemos visto un alza muy importante.  Yo creo que eso nos habla de que la inmunidad que se ha logrado en las zonas urbanas es alta, probablemente ahí sí estemos entre el 50 %, 60 %, por eso el número de casos es más bajo, pero no podemos hablar de que todo el país la tenga", indicó. 

Para Malaquías López Cervantes, académico de la Facultad de Medicina de la UNAM y vocero para el covid-19,  entre el 30 % y el 40 % de la población ya podría haber estado expuesta al virus y destacó que a esta estimación debe sumar el porcentaje de población vacunada, aunque sea con la primera vacuna, que es de alrededor del 10 %, por lo que ya nos estaríamos acercando al 50 % de personas con inmunidad

Al ser cuestionado sobre cómo llegamos a que la mitad de la población estuviera expuesta al virus, López Cervantes respondió: "Por qué no se ha hecho nada por frenarlo, es la única explicación, si está subiendo mucho la proporción de personas con inmunidad, es porque no se han hecho los esfuerzos. Al principio se decidió mitigación, pero no contención, entonces ahí están los resultados".

Sin embargo, Xavier Tello, analista y consultor de políticas en salud, consideró que no es posible hacer una estimación, porque la única manera en la que se puede medir la inmunidad es midiéndola con pruebas, pero hacerlas es poco práctico y sin mucha utilidad en materia epidemiológica. 

Con estar estimando este tipo de cosas la gente puede confiarse, un mensaje que nos dice que tenemos una inmunidad de rebaño muy alta, seguramente habrá gente que va a decir bueno ya se contagiaron tres de mi oficina y uno de mi casa, seguramente yo ya soy inmune y eso no es cierto

¿LLEGARÁ LA INMUNIDAD DE REBAÑO ANTES DEL PRÓXIMO INVIERNO? 

La inmunidad de rebaño se refiere a la protección indirecta contra una enfermedad infecciosa, que se consigue cuando el 70 % de la población se vuelve inmune, ya sea como resultado de la vacunación o de haber presentado la infección con anterioridad.

De acuerdo con las estimaciones, México todavía no está cerca de lograr la inmunidad de rebaño y a esto se suman dos factores importantes que podrían afectarnos: las nuevas variantes y la incertidumbre de por cuánto tiempo duran los anticuerpos

Moreno y López Cervantes mencionaron que un estudio reciente indicó que personas que enfermaron de covid-19 seguían teniendo buen nivel de inmunidad después de nueve meses, lo que eleva un poco más las expectativas en este tema. 

Aunque cada caso es diferente, no todas las personas desarrollan el mismo nivel de inmunidad y el tener anticuerpos tampoco garantiza protección contra las nuevas variantes que han surgido. 

"Otra cosa que es muy importante es la presencia de variantes, porque si hay una variante que escape de tu inmunidad, como ha pasado en Brasil, aunque tengas anticuerpos y originalmente ibas a tener una duración de inmunidad de un año o de nueve meses, vuelves a tener la susceptibilidad de tener covid-19, por eso es tan importante el monitoreo de variantes, que en México también se hace de una forma muy baja", explicó Moreno. 

Considerando los diversos factores, Erdely realizó dos proyecciones de cuando México podría llegar a la inmunidad de rebaño: "Si adoptamos la postura optimista de que ya el 54 % se infectó y que algo tendrán de inmunidad, más el ritmo que llevamos de vacunación, la inmunidad de rebaño la podríamos alcanzar a finales de agosto de este año, al 70 %. 

Si nos ponemos muy conservadores, es decir, no hagamos cuentas alegres, no contamos con que ya mucha gente se infectó y que sólo nos ceñimos a que la única inmunidad que vamos a tomar en cuenta es la que proviene de la vacunación, pues nos vamos a marzo de 2022, que de hecho es así como está el plan nacional de vacunación

Aunque el especialista dijo que lo más probable es que la inmunidad de rebaño llegue en un punto intermedio entre ambas fechas, que sería aproximadamente en octubre, a tiempo para evitar que haya una fuerte ola de contagios en la etapa invernal. 

"Ese punto es muy importante, si todo va bien, nuestro siguiente challenge, nuestra siguiente prueba va a ser el periodo invernal del año que entra, si hay una variante nueva, entonces si ya nos echó a perder todo", alertó Moreno. 

Tello enfatizó que la mejor manera de llegar a la inmunidad de rebaño es vacunando a la población y que será hasta ese momento cuando se podrá decir que hay alguna protección. Dio el ejemplo de Israel, en donde ya se alcanzó este porcentaje de población inmunizada y disminuyeron las hospitalizaciones y las muertes por coronavirus

Los especialistas coincidieron en que es necesario acelerar la vacunación porque esa será la única manera de tener el mayor número de personas protegidas en el mismo periodo de tiempo. Advirtieron que, si las autoridades se tardan mucho en vacunar, cuando terminen de hacerlo, las primeras personas que recibieron las dosis ya podrían haber perdido inmunidad, pues no se sabe claramente cuánto dura la protección que dan las vacunas

Tello alertó también que "mal entender la inmunidad de rebaño como una inmunidad que te puede llegar sin hacer nada, solamente por vivir entre gente infectada, es una mala concepción, no hay una prueba documental de que la gente adquiere una inmunidad así". 

Todos enfatizaron que los mexicanos deben seguir siendo precavidos y mantener las medidas de prevención, porque no hay garantías de quiénes tienen anticuerpos y quienes no, y, además, podrían estar expuestos a las nuevas variantes.

 

rst