NACIÓN

Fracasa licitación para compra medicamentos

Seis de cada diez licitaciones fueron declaradas desiertas por las secretarías de Salud y Hacienda

  • MARILUZ ROLDÁN
  • 29/06/2019
  • 18:31 hrs
  • Escuchar
Fracasa licitación para compra medicamentos

Con una cifra nunca antes vista de 62% de claves desiertas, representantes de la industria indicaron que “no fue exitosa la licitación” para la compra de medicamentos y material de curación, ya que en años anteriores esta cifra ha estado entre el 4% y el 8%.

A las 23:20 horas del viernes se dio a conocer el fallo de la licitación LA-012000991-E82-2019, en la que las secretarías de Salud y Hacienda adjudicaron mil 167 claves, pero que quedó con mil 923 claves desiertas, que representan 62% del total que buscaban comprar.

En entrevista con LA SILLA ROTA, Patrick Devlyn, presidente de la Comisión de Salud del Consejo Coordinador Empresarial (CCE), declaró que el resultado no fue sorpresivo para la industria privada, ya que fue una licitación plagada de dudas y poca claridad.

Explicó que en licitaciones anteriores las claves desiertas oscilaron entre el 4% y el 8% en el caso de los medicamentos, por lo que el 62% de este proceso “fue una cantidad exagerada”.

Devlyn expresó que varios factores contribuyeron para llegar a este resultado. “Cuando tienes incertidumbre respecto a la metodología y los precios con los que se establecieron los precios de referencia, cuando tienes que ser el único que tienes que surtir el 100% de una clave, cuando no tienes certeza de la fecha de entrega, especialmente la primera entrega, y cuando no tienes claridad respecto a los plazos de pago, eso le hace mucho más difícil al laboratorio farmacéutico hacer una propuesta y arriesgarse a que lo pueda cumplir”.

Para él, en este proceso de adquisiciones falló que el gobierno abordó al sector privado como si fuera un enemigo, lo que impidió que pudieran trabajar en equipo.

“Abordar un proceso de tal envergadura pensando que lo primero es combatir la corrupción y crear ahorros, olvidando y dejando en segundo nivel de prioridad a los pacientes y las vidas que representan, creo que fue un error. Conviene hacia adelante aprender de esto y abordar a la industria como un aliado, obviamente cada quien en su cancha”, enfatizó.

Mientras que Juan de Villafranca Andrade, director ejecutivo de la Asociación Mexicana de Laboratorios Farmacéuticos (Amelaf), dijo que “nunca había habido 62% de claves desiertas. El promedio es alrededor del 8%, creo que lo máximo que hubo fue 12% en alguna licitación. El tener 62% quiere decir que no fue exitosa la licitación”.

Él añadió otros factores que influyeron a que se diera este resultado: que el proceso se hizo de manera precipitada, que los precios máximos de referencia que fijaron las autoridades  eran muy bajos y que los laboratorios tuvieron problemas para hacer sus propuestas.

En las licitaciones anteriores eran los distribuidores quienes se encargaban de participar, pero ahora que quedaron fuera del proceso los laboratorios tuvieron que llevar a cabo esto a través de Compranet, lo que llevó a que tuvieran algunos errores técnicos que los descalificaron.

“Para mí lo más importante es que pueda haber una reunión de las autoridades con los laboratorios y platicar qué estuvo bien, qué estuvo mal y preparar bien la próxima (para 2020). Ver también qué quieren ellos de la industria, es muy importante que haya un diálogo”, destacó De Villafranca.

Ambos coincidieron en que en la licitación hubo piso parejo, ya que no detectaron que se favorece en los resultados a algún sector en particular. Por eso también descartan que se presenten controversias legales, ya que no se incumplieron leyes.

Para Devlyn lo más recomendable es que, ante la cifra de claves sin adjudicar, las autoridades se apeguen a los contratos que existen de la compra consolidada que se hizo en noviembre del año pasado para todo 2019.

Sin embargo, De Villafranca alertó de riesgo de desabasto de medicamentos en los estados que no participaron en esa licitación, ya que no tienen ese respaldo.