NACIÓN

Estos son los estados que lideran la cifra de homicidios en el país

Entre los meses de enero de 2018 y junio de 2021, las fiscalías y procuradurías del país han registrado 91 mil 620 muertes

  • MARCOS MUEDANO
  • 21/07/2021
  • 21:34 hrs
  • Escuchar
Estos son los estados que lideran la cifra de homicidios en el país

Al rebasar la cifra de 90 mil víctimas de homicidio doloso y feminicidio, durante el sexenio del presidente Andrés Manuel López Obrador, 10 entidades del país superan la cifra promedio. Incluso, uno de los estados, concentra más de 10 mil crímenes.

De acuerdo con los registros del Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública (SESNSP), entre los meses de enero de 2018 y junio de 2021, las fiscalías y procuradurías del país han registrado 91 mil 620 muertes. De ellas, 89 mil 64 son homicidios dolosos, mientras que dos mil 556 son de feminicidio.

El desglose por entidad muestra que, en Guanajuato, estado donde se han afectado múltiples operativos contra el crimen organizado, murieron 10 mil 190 personas, 10 mil 132 fueron homicidios dolosos y 58 feminicidios, durante este periodo.

Seguido de esa entidad se encuentra Baja California con siete mil 774 víctimas por ambos delitos; en el Estado de México, siete mil 548; Jalisco, siete mil 16; Chihuahua, seis mil 725; Michoacán, cinco mil 979; Guerrero, cuatro mil 222; Veracruz, cuatro mil 161; Sonora, cuatro mil 79; y en la Ciudad de México, con tres mil 704.

Las cifras del SESNSP indican que, hasta junio pasado, 23 entidades registraron más de mil víctimas de ambos delitos. Las cuatro entidades donde se reportan menos muertes son: Yucatán, 123 (ambos delitos); Baja California Sur, 195; Campeche, 223; y Aguascalientes, 239. 

El presidente López Obrador, durante su campaña y al ser electo, aseguró que una de las prioridades del gobierno sería disminuir la violencia y regresar la paz al país.

"No más asesinatos, ya no va a haber masacres porque hasta los heridos son rematados, eso ya no, eso es inhumano no puede ser que se les abandone a los jóvenes y cuando toman el camino equivocado de la delincuencia se les masacra. Aunque estén queriendo cuestionarme vamos a buscar otra estrategia, vamos a atender las causas y vamos a conseguir la paz y vamos a hablar con todos", dijo el 12 de abril de 2018.

"Ahora hay justicia para el pobre y en materia de seguridad ya no manda la delincuencia organizada, ya no hay torturas, desapariciones, ni masacres, se respetan los derechos humanos y se castiga al culpable, sea quien sea", expresó el 1 de septiembre de 2020.

La estrategia del presidente se ha basado en la entrega de programas sociales a jóvenes, así como el despliegue de la Guardia Nacional, institución que no ha disminuido la violencia en el país.

Durante este sexenio, los secretarios de Seguridad Pública y Protección Ciudadana, Alfonso Durazo Montaño y Rosa Icela Rodríguez han asegurado que, durante este gobierno se ha contenido el aumento de homicidios y feminicidios.

Sin embargo, las víctimas de ambos delitos dejan en claro que la violencia no cede. Los datos indican que, en promedio cada 24 horas 97.15 mujeres y hombres son asesinados en alguna de las 32 entidades federativas.

La violencia en el país ha llevado al presidente a reunirse con algunos gobernadores electos y en turno para hacer frente a la inseguridad.

"Nos reunimos, integrantes del Gabinete de Seguridad, con 16 gobernadoras y gobernadores electos y en funciones. Establecemos acuerdos para intensificar acciones y vivir en plena paz. Lo mismo haremos con los otros 15 mandatarios estatales del país", escribió el 14 de julio a través de su cuenta de Twitter.

El presidente dijo que, las reuniones también incluirían a 15 mandatarios más. "Establecemos acuerdos para intensificar acciones y vivir en plena paz. Lo mismo haremos con los otros 15 mandatarios estatales del país".

Un día después, en la conferencia de prensa en Palacio Nacional, dijo tener confianza en que se pacificará al país. "Yo tengo confianza de que vamos a seguir avanzando hasta pacificar el país. Es un desafío, es una responsabilidad, es una convicción. Si no terminamos de pacificar a México, por más que se haya hecho, no vamos a poder acreditar históricamente a nuestro gobierno".