NACIÓN

En inseguridad, el país está muy descompuesto: AMLO

El presidente electo, Andrés Manuel López Obrador dijo que la Guardia Nacional podría nacer con 40 mil elementos, aunque se requieren 150 mil para enfrentar la situación de inseguridad

  • MARCO ANTONIO MARTÍNEZ
  • 20/11/2018
  • 00:00 hrs
  • Escuchar
En inseguridad, el país está muy descompuesto: AMLO
Foto Twitter

El presidente electo de México, Andrés Manuel López Obrador, reconoció que luego de ganar las elecciones y comenzar a planear su gobierno, ha detectado que el país está muy descompuesto en materia de inseguridad.

Puedes leer: AMLO y sus empresarios magníficos

“Sí, está muy descompuesto el país, hay 80 homicidios diarios en promedio, robos, secuestros, la gente está en varias regiones en estado de indefensión”, expresó ante los periodistas integrantes del programa Tercer Grado, de Televisa, que lo entrevistaron este lunes 19 de septiembre.

El periodista Raymundo Rivapalacio le preguntó por qué había rectificado sobre mantener a los militares en las calles, como plantea en su estrategia de seguridad, presentada la semana pasada, cuando en su campaña se había manifestado por retirarlos para que ya no hicieran labores de seguridad.

“¿Por qué tomo esta decisión? Es un desastre lo de las policías, le tengo confianza a los soldados, es pueblo uniformado y podemos reconvertir, dar un giro al ejército encargado de la defensa para que nos ayuden en esta circunstancia que necesitamos garantizar la paz y la seguridad con la Guardia Nacional”.

Aclaró que aunque la Guardia Nacional podría nacer con 40 mil elementos, se requieren 150 mil para enfrentar la situación de inseguridad, lamentó el grado de descomposición de la mayoría de las policías municipales y estatales del país, y criticó que la Policía Federal -la cual desaparecerá- de 40 mil elementos, solo 20 mil estén destinados a labores de seguridad porque el resto está en actividades administrativas.

CORRUPCIÓN, GRAVE

La inseguridad no es el único tema donde la situación es preocupante, ya que en materia de corrupción en el país, aseguró que “es más grave de lo que pensaba”.

Prometió que durante su administración, que comenzará el 1 de diciembre, se acabará la corrupción y que México pasará de estar en el lugar 135 en anticorrupción a ser similar a países conocidos por su honestidad como Suecia o Noruega. Adelantó que buscará que el castigo contra quienes cometan actos de corrupción se endurézca y garantizó que quienes incurran en dichas prácticas en su gobierno serán sancionados, así se trate de un familiar suyo.

“En un país tan corrupto como México no es delito grave la corrupción. Una de las reformas será convertir en delito grave la corrupción y también el uso de recursos públicos para partidos o candidatos. Se va acabar la utilización de despensas. El que haga eso se va a ir a la cárcel aunque sea mi familiar”.

Reiteró lo que dijo en su campaña, que no castigará la corrupción cometida antes del 1 de diciembre de este año, sólo la que se cometa durante su gobierno. La razón es que no alcanzarían las cárceles para encerrar a los corruptos.

“Yo voy a perdonar pero no quiero que me perdonen a mí. Se acaba la corrupción. Es tanta la corrupción en México que no alcanzarían las cárceles ni juzgados, pero además si somos honestos como lo somos, tendríamos que empezar por los de arriba de tiempo atrás y eso nos metería en un pantano de confrontación. Tenemos que tomar la decisión. No quiero hacer lo mismo, simular, no me gusta la espectacularidad, tendríamos que ir hacia arriba y sería un acto de confrontación muy fuerte, es apostar a la discordia”.

PLANEA ACUERDO PARA FRENAR MIGRACIÓN

El presidente electo adelantó que trabaja en un acuerdo internacional con Estados Unidos y Canadá para apoyar la región de Centroamérica y con ello frenar la migración del área, e incluso que ha sostenido conversaciones con el presidente de Estados Unidos Donald Trump y el primer ministro de Canadá, Justin Trudeau, al respecto.

“Estamos buscando un acuerdo con el gobierno de Estados Unidos y Canadá, he estado hablando con él presidente Trump y el primer ministro Trudeau. Queremos llevar a cabo un acuerdo de inversión de empresas y gobiernos para financiar proyectos en Centroamérica y México para enfrentar el fenómeno migratorio”, informó.

LA POLÍTICA ES OPTAR ENTRE INCONVENIENTES

El tabasqueño fue cuestionado respecto a la consulta sobre la cancelación del aeropuerto de Texcoco, y justificó que fue para decidir sobre un asunto complejo, de un proyecto iniciado que contaba ya con inversión, obra, contratos, con muchos defensores, intereses y también con oposición de muchos ciudadanos, las sospechas de corrupción, de que se trataba de una obra faraónica para beneficio de empresas contratistas, y que se afectaba el lago de Texcoco.

“La politica es optar entre inconvenientes, y tomamos la decisión de hacer esta consulta” sintetizó. Reconoció que la consulta se hizo sin cumplir todos los requisitos de la ley, pero lo atribuyó a una cuestión de falta de tiempo.

Aprovechó para asegurar que con la intención de hacer parecer más indispensable el nuevo aeropuerto de Texcoco, de unos años a la fecha se comenzó a reducir la capacidad de viajes del aeropuerto de Toluca, en el Estado de México, y saturar el aeropuerto Benito Juárez, en la Ciudad de México.

“Ahora puedo decir que para sostener la obra de lago de Texcoco prácticamente cerraron el aeropuerto de Toluca, llegó a tener 4 millones de usuarios y lo bajaron a 600 mil para saturar deliberadamente el actual aeropuerto. Tiene capacidad el de Toluca para 8 millones. Estamos hablando de tiempos y estrategias”.

En cuanto a si la consulta fue una simulación, pregunta planteada por Carlos Loret de Mola, López Obrador lo negó, aseguró que él nunca ha hecho fraude electoral y pidió no confundirlos con el PRI. Aceptó que se presentaron errores, pero no fue por mala fe.

“De eso a actuar de mala fe o sacar provecho o una actitud tendenciosa nunca lo hemos hecho”.

Fue cuestionado sobre la consulta del próximo fin de semana sobre temas tan diversos como la construcción del Tren Maya, una nueva refinería en Tabasco y las pensiones para adultos mayores, y aunque admitió que los proyectos forman parte de su gobierno, también la consulta se hace para reafirmar los proyectos.

“Porque los conservadores después de la consulta sobre el aeropuerto empezaron a mencionar si iba a consultar el Tren Maya, que apuesto a consultar solo sus proyectos. Por eso vamos a abrir todo. Son obras importantes, tengo encuestas del Tren Maya no solo en la región, a nivel nacional que se aprueba, igual la refinería, pero no está de más se lleve a cabo la consulta”.

Adelantó que en cuanto asuma el poder buscará reformar el artículo 35 de la Constitución para flexibilizar los requisitos para poder hacer una consulta y que incluso los ciudadanos tengan menos complicaciones para convocarlas.

Planteó, como hizo en campaña, que someterá a consulta la revocación de su mandato, cuando cumpla dos años como presidente.

LAS BENDITAS REDES SOCIALES

Cuestionado por René Delgado sobre por qué divide sin matices a quienes lo apoyan y a quienes lo critican, dijo que se trata de una división histórica entre liberales y conservadores.

Aprovechó para prometer que durante su mandato se garantizará la libertad de expresión, pero dijo que cuando lo considere necesario, ejercerá el derecho de réplica, a través de las redes sociales.

“Yo tengo el derecho a defenderme, afortunadamente existen las benditas redes sociales, pero tengo posibilidad de expresarme. Antes cuando estábamos en la oposición nos cercaban, no teníamos posibilidad de replicar, defendernos, ahora hay un cuestionamiento y yo escribo en tuiter o face lo que pienso y tengo capacidad de defensa”.



kach