PERFIL

"El Jefe de Jefes", maestro de grandes capos

Miguel Ángel Félix Gallardo, alias El Jefe de Jefes, inició su carrera delictiva bajo las órdenes de Pedro Avilés Pérez, “El León de la Sierra”
El Jefe de Jefes, maestro de grandes caposEl Jefe de Jefes (Especial)

CIUDAD DE MÉXICO (La Silla Rota).- Miguel Ángel Félix Gallardo, alias El Jefe de Jefes, inició su carrera delictiva junto a Ernesto Fonseca Carrillo y Rafael Caro Quintero, bajo las órdenes de Pedro Avilés Pérez, “El León de la Sierra”, pionero de los traficantes de droga en Sinaloa y quien mantenía una alianza con Max Cossman, “El Rey del Opio”, miembro de la pandilla de Benjamin ‘Bugsy’ Siegel de la familia Lucky Luciano, jefe de la mafia italo-norteamericana.

‘El León de la Sierra’ murió en una balacera en Sinaloa el 15 de septiembre de 1978, y Miguel Ángel Félix Gallardo asumió en control de la organización criminal, acompañado de Ernesto Fonseca Carrillo y Rafael Caro Quintero.

El asesinato de Enrique “Kiki” Camarena Salazar desató una cacería contra el Cártel del Guadalajara, por lo que la organización se fragmentó y surgió el Cártel de Sinaloa, que encabezaron Joaquín “El Chapo” Guzmán Loera y Héctor Luis “El Güero” Palma Salazar, ambos capos surgidos de la “escuela” de “El Jefe de Jefes”.

En las décadas de los años 70 y 80, Félix Gallardo era considerado el narcotraficante más poderoso de México y dominaba las principales rutas de comercio de estupefacientes en la mitad del país y Centroamérica.

LEA TAMBIEN


Jalisco, el paraíso para lavar dinero

La última red de lavado destapada por el Departamento del Tesoro, con base en Guadalajara y Zapopan, es la de Raúl Flores Hernández

ImagenMultimediaRelacionada

Fue el primer narcotraficante mexicano en llevar cocaína a gran escala a Estados Unidos desde México. Antes sólo comerciaban mariguana y amapola hacia territorio norteamericano.

Miguel Ángel Félix Gallardo, alias El Padrino o El Jefe de Jefes, fue detenido en 1989 como parte de la investigación por el asesinato del agente de la DEA, Enrique Camarena Salazar, aunque oficialmente fue acusado de acopio de armas, delitos contra la salud y homicidio.

Este miércoles, el juez Cuarto de Distrito de Procesos Penales Federales de Jalisco declaró “penalmente responsable” a Miguel Ángel Félix Gallardo, “El Jefe de Jefes”, líder de extinto Cártel de Guadalajara, de los homicidios del agente de la DEA, Enrique "Kiki" Camarena Salazar, y del piloto mexicano, Alfredo Zavala Avelar, por lo que le impuso una pena de 37 años de prisión.

Además el capo “en forma solidaria y mancomunada con los anteriores sentenciados por los mismos hechos”, tendrá pagar de 20 millones 810 mil pesos con 80 centavos por reparación integral del daño, los cuales deberán ser entregados a las víctimas indirectas de las personas privadas de la vida.

LEA TAMBIEN


Los padres del narco: herencia criminal

En La Silla Rota enlistamos a algunos de los líderes criminales que han heredado a su descendencia el poder delictivo

ImagenMultimediaRelacionada

De acuerdo con el juez, el 7 de febrero de 1985 el agente de la DEA y el piloto fueron privados de su libertad de Guadalajara, Jalisco, y privados de la vida por órdenes del ahora sentenciado en complicidad con Ernesto Fonseca Carrillo “Don Neto” y Rafael Caro Quintero. En abril de 1989 fue detenido Félix Gallardo y permanece preso.

Se le acreditó la comisión del delito de homicidio calificado, con premeditación y ventaja, en agravio del agente estadunidense de la DEA, adscrito al Consulado de los Estados Unidos y el piloto de la Secretaría de Agricultura y Recursos Hidráulicos.

Sin embargo, Miguel Ángel Félix Gallardo se le dictó “sentencia absolutoria” por “el delito de Contra la Salud, en su modalidad de posesión de cocaína con fines de comercializarla mediante su venta”, tipificado y castigado en el artículo 195, en relación con el diverso 193, del Código Penal Federal.

lrc





Debe iniciar sesión para poder enviar información

Debe iniciar sesión para poder enviar información