NACIÓN

El grupo Oaxaca y la transparencia, 20 años después

Presentan el libro “La agenda democrática del Grupo Oaxaca, balance y futuro” que relata el camino para consolidar al derecho al acceso a la información

  • ÉRIKA FLORES
  • 26/06/2020
  • 14:14 hrs
  • Escuchar
El grupo Oaxaca y la transparencia, 20 años después
El libro compila los relatos de quienes integraron este grupo que abrió camino al derecho de acceso a la información (Especial)

El impacto de la transparencia y el derecho al acceso a la información, marcó en los últimos años la vida política de México. Sin estas herramientas hoy todavía sería desconocido, por ejemplo, cómo es la estructura de un partido, cuáles son los conflictos de interés y corrupción en la política, el salario de los funcionarios, magistrados, jueces; e incluso saber en qué gastan los recursos públicos. Veinte años después, los impulsores de aquella propuesta (que luego se convirtió en ley y organismo autónomo), revisan su trayectoria y aportación histórica en el libro “La agenda democrática del Grupo Oaxaca, balance y futuro”.

El libro -disponible de manera gratuita en http://inicio.inai.org.mx/PublicacionesComiteEditorial/GrupoOaxaca_digital_ok.pdf - compila los relatos de quienes integraron este grupo que abrió camino al derecho de acceso a la información al consolidarlo como el contrapeso político natural en cualquier gobierno.

Francisco Acuña, presidente del INAI recordó que “hubo que arrancarle al gobierno de Fox, que era la alternancia, cumplir su ofrenda da campaña por la transparencia; el caso toallagate aceleró este procedimiento y vino un periodo difícil de negociación”. Y enlistó que hubo que convencer a los legisladores mientras que el poder judicial fue arisco al tema. “Los medios de comunicación creyeron en esta causa, Reforma, Jenaro Villamil con la Jornada y El Universal, fueron tres medios que se quedaron solos en esta aventura, los periodistas de televisión hicieron mutis”, dijo.

“Fueron casi tres lustros para convencer a tres congresos. Ni el sexenio de Fox, Calderón ni Peña Nieto hicieron lo que se logró con estas instituciones. Se logró a pesar de ellos” y agregó que cuando los expresidentes fueron candidatos, apoyaron la propuesta; pero ya en el poder “aceptaron a regañadientes algunas cláusulas de la creación de la que habían sido parte”.

Blanca Lilia Ibarra, comisionada del INAI, explicó que este libro no debe ser visto como un recuento histórico sino como una reflexión sobre el derecho a saber, como un derecho humano que nos permite exigir a las autoridades la rendición de cuentas. “Se deben abrir archivos para acceder a la información gubernamental para evitar que se gobierne desde las tinieblas y corrupción”.

Los miembros y los actuales retos

Roberto Rock, director general del portal La Silla Rota y miembro del Grupo Oaxaca, relató la anécdota del salario del expresidente Zedillo quien buscó a toda costa mantener en secrecía el aumento que él mismo se autorizó en un 300 por ciento. Y destacó que “visto a casi 20 años hay preocupaciones fundamentales, el tema de la transparencia fue desatado por un sector de la sociedad civil, medios y académicos que le tomaron la palabra a Fox al decir que venía un cambio con mucha alegría. Pero en 2018 el país concurrió a un cambio, era evidente un cambio con el presidente López Obrador, pero fue otro país el que concurrió: un país confrontado, enojado, polarizado y desencantado con el fracaso de las promesas de la democracia como promesa de bienestar y equilibrio”.

Y señaló “me preocupan posicionamientos del presidente López Obrador, su distancia, confrontación con los órganos autónomos en particular con INE e INAI. Hay que asegurarnos y tener claro que los avances democráticos no son de una vez y para siempre, no hay avance que no pueda tener una regresión”, advirtió.

Jenaro Villamil, presidente sistema público de radiodifusión del Estado Mexicano, consideró que se debe continuar con lo que dejó el Grupo Oaxaca del que también fue miembro.

Salvador Nava, consultor profesional y exmagistrado del Tribunal Electoral de la Federación consideró que “el ciudadano puede preguntar lo que le dé la gana porque necesitamos seguir sabiendo”. Y sobre el escenario político actual, dijo, “vivimos terribles momentos, pareciera que al titular del Ejecutivo no le gusta los organismos autónomos” y defendió tanto al INE como al INAI.

Estos órganos autónomos lo son porque en aquel entonces el gobierno no cumplía de manera neutral con la función que le corresponde a cada uno” y recordó que “cuando empezó este movimiento de la declaración de 3 de 3 y yo anuncie que presentaría mi declaración, me llamó un magistrado para pedirme que no lo hiciera

Jorge Islas, cónsul General de México en Nueva York, adelantó que hoy el instituto tiene retos “y hay que continuar para poder controlar el poder y los excesos, para saber cómo se gasta el dinero de los contribuyentes en comparación de anteriores regímenes oscuros y opacos”.

Francisco Escobedo, editor del libro y director de seguimiento de cumplimiento del INAI, concluyó la presentación al señalar que “el país está viviendo un proceso de cambio de régimen a la inversa, veníamos de la larga noche del autoritarismo, se abre la alternancia y ahora vivimos un proceso de regresión autoritaria. Están en riesgos serio las instituciones de la democracia y el estado mexicano, hay un hiperpresidencialismo. Hay riesgos en la desinstitucionalización del país, estamos amenazados por tres crisis: la de gestión de la emergencia sanitaria, de la crisis económica y modelo de gobierno".

Lo que hizo el grupo Oaxaca ahí está, puede ser juzgado o criticado, pero no podemos pasar por alto el proceso que vivimos en este momento, es importante recuperar la perspectiva de futuro

(María José Pardo)