NACIÓN

Dan luz verde a plan del Conacyt que golpea a investigadores

La Conamer emitió su dictamen final favorable al anteproyecto de María Elena Álvarez-Buylla pese a preocupaciones de la comunidad científica

  • MARILUZ ROLDÁN
  • 06/04/2021
  • 13:14 hrs
  • Escuchar
Dan luz verde a plan del Conacyt que golpea a investigadores

A pesar de la oposición de la comunidad científica, la Comisión Nacional de Mejora Regulatoria (Conamer) dio luz verde al nuevo reglamento del Sistema Nacional de Investigadores que elaboró el Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología (Conacyt).

La Conamer emitió su dictamen final favorable al anteproyecto que sometió el Conacyt a Análisis de Impacto Regulatorio, por lo que ahora entrará en vigor en cuanto sea publicado en el Diario Oficial de la Federación.

En el dictamen, que fue emitido este lunes, pero se publicó hasta hoy, se indicó que "la Conamer observa que el Conacyt argumentó que es un instrumento normativo necesario para operar el ingreso y permanencia de integrantes del SNI, por lo que se resolvió en sentido positivo lo solicitado".

La aprobación se dio a pesar de los 277 comentarios que emitieron investigadores en el portal de Conamer, la mayoría de ellos manifestaron su preocupación por los cambios que se planteaban en el nuevo reglamento.

El tema que causó mayor preocupación fue que se elimina el apoyo económico a los integrantes del SNI que trabajan en instituciones o centros del sector privado, lo que los científicos han calificado como "discriminación" y una violación a sus derechos.

CONACYT BUSCA AHORRARSE CASI 125 MILLONES DE PESOS

En su justificación para el análisis de impacto regulatorio, el Conacyt indicó que con la eliminación de esos apoyos se ahorrará 124 millones 954 mil 175 pesos. Detalló que en el caso de ingresos anuales, considerando que entraran 180 investigadores de instituciones privadas, el costo mensual individual sería de 212 mil 507 pesos, para un total al año de 38 millones 251 mil 278 pesos.

En el caso de los reingresos, indicó que en promedio habría 408 al año,  con el mismo costo mensual individual, para un total anual de 86 millones 702 mil 897 pesos.

Asimismo, el Conacyt, que preside María Elena Álvarez-Buylla, señaló en el documento que "en ese sentido, la presente medida no atenta contra la dignidad humana ni tiene por objeto menoscabar los derechos y libertades de las personas. Pues como sucede en los hechos, hay una constante movilidad de investigadores entre las instituciones públicas y privadas de educación superior, por lo que si satisfacen los requisitos que establece el reglamento pueden también recibir el apoyo económico correspondiente".

Sin embargo, los miembros del SNI manifestaron estar en contra de esta medida. La Silla Rota publicó algunos de los comentarios que escribieron en Conamer, en donde veían cinco temas de peligro en el nuevo reglamento.

Uno de ellos era justamente el tema de los apoyos, ya que "elimina la posibilidad a las personas adscritas a instituciones privadas a participar en el Sistema Nacional de investigadores, esto representa el tema de discriminación".

Criticaron que el objeto del SNI se dividió en general y particular, lo que creará un conflicto de esferas de competencia. Otro de los temas es el del recurso de reconsideración, ya que con la modificación se señaló que el investigador no podrá desistirse del recurso.

A la comunidad científica también le preocupa que se endurece el reglamento para dar apoyo a beneficiarios en caso del fallecimiento de un investigador y el tema de las comisiones dictaminadoras, en la que se elimina la participación de representantes.