NACIÓN

Clara Elena, de reina de belleza a líder de los Beltrán Leyva

Cuando todos pensaban que el Cártel de los Beltrán Leyva se fracturaría en células criminales, una mujer tomó el mando de la organización criminal

  • REDACCIÓN
  • 08/09/2018
  • 00:00 hrs
  • Escuchar
Clara Elena, de reina de belleza a líder de los Beltrán Leyva
Clara Elena, de reina de belleza a líder de los Beltrán Leyva (Foto Especial)

Hermanos los cuatro, Arturo "El Barbas", Héctor "El Ingeniero", Alfredo "El Mochomo" y Carlos formaron el Cártel de los Beltrán Leyva, una organización importante dentro de la “Federación”, un grupo formado por varios cárteles liderada por Joaquín Guzmán Loera, "El Chapo"; Ismael "El Mayo" Zambada, Juan José Esparragoza Moreno, "El Azul"; e Ignacio "Nacho" Coronel.

Sin embargo, la detención de “El Mochomo” en Culiacán, Sinaloa, en 2008, provocó la fractura de los Beltrán Leyva con la “Federación”, principalmente con “El Chapo” a quien acusaban de entregar al hermano caído a las autoridades federales.

LEE ADEMÁS: Los cárteles que están detrás de los narcos en la CDMX

La guerra contra Guzmán Loera, así como la persecución de las autoridades federales, provocaron la caída del resto de los hermanos.  

“El Barbas" fue asesinado en 2009 por fuerzas federales en Cuernavaca, Morelos; Carlos fue capturado el mismo año, en Culiacán, Sinaloa; y Héctor fue aprendido en 2014, en San miguel de Allende, Guanajuato.

Cuando todos pensaban que el Cártel de los Beltrán Leyva se fracturaría en células criminales, una mujer tomó el mando de la organización criminal.

Se trataba de Clara Elena Laborín Archuleta, esposa de Héctor Beltrán Leyva, el último de los hermanos en ser neutralizado.

La mujer nació en Agua Prieta, Sonora, el 19 de febrero de 1964.

Antes de casarse con “El Ingiero”, Clara Elena fue coronada como la más bella de su estado al ganar el concurso Miss Sonora.

En la década de los noventa se alió con un ex conductor de televisión y representante artístico, Guillermo Ocaña, detenido en 2010 por lavado de dinero.

Con la ayuda de Ocaña, Clara Elena se hizo de varios amigos poderosos, entre artistas, diplomáticos y personas "de sociedad".

Dentro del mundo del espectáculo, Laborín Archuleta se hizo de un nombre en México, pero también en España.

PUEDES LEER: Onze Black, el tequila del CJNG

La fortuna que acumuló generó investigaciones en Estados Unidos, gobierno que la incluyó en 2009 en el Departamento del Tesoro por lavar dinero de los Beltrán Leyva.

Al año siguiente, en 2010, fue secuestrada fuera de su casa en Hermosillo, Sonora. A los trece días después la dejaron tirada cerca de la Universidad de Sonora, atada de pies y manos, con los ojos vendados, así como con un mensaje.

El secuestro se atribuyó al Cártel de Sinaloa, en venganza por el asesinato de Alejandro Coronel, de 16 años, hijo del capo Ignacio Coronel.

Junto con Beltrán Leyva, Laborín Archuleta no quiso ser un “adorno”, como los capos de la droga utilizan a las mujeres, sino que siempre se involucró en el “negocio”.

Al tomar las riendas del Cártel, en 2014, la mujer era podada como "La Señora" u "Osiris".

Las bandas dentro del cártel la respetaban, incluso Fausto Isidro Meza Flores "El Chapo Isidro", quien actualmente lidera la organización criminal y se disputa el poderío criminal en Sonora con el Cártel de Sinaloa, particularmente con “Los Chapitos”.

La única fracción que se interpuso a su poder fue el Cártel Independiente de Acapulco (CIDA) que opera en Guerrero.

Logró mantener la presencia del Cártel de los Beltrán Leyva en Guerrero, Morelos, Chiapas, Querétaro, Sinaloa, Jalisco, Quintana Roo, Tamaulipas, Nuevo León y el Estado de México.

TAMBIÉN LEE: Así fue la boda de El Chapo Guzmán y Emma Coronel

Consolidó alianzas con otros enemigos a muertes del Cártel de Sinaloa como “Los Zetas”, el Cártel de Juárez o el Cártel de Jalisco Nueva Generación (CJNG).

El reinado de “La Señora” duró dos años, únicamente, cuando fue detenida el 15 de septiembre de 2016.

Su captura consolidó la fractura de los Beltrán Leyva, actualmente, de acuerdo con la Procuraduría General de la República (PGR), hay siete bandas criminales que emanaron de la organización, varias de ellas desertoras y enemigas entre sí.

(Por error en el artículo original se publicó la fotografía de la actriz Adriana Ugarte en lugar de la de Clara Elena Laborín. Ofrecemos una disculpa por ello)

Con información de Infobae

rgg