NACIÓN

“Busco trabajo para conservar mi trabajo”, otra crisis de investigadores de Conacyt

El endurecimiento del programa exige que catedráticos encuentren empleo como parte de su evaluación; trabajadores califican los requisitos como absurdos

  • MARILUZ ROLDÁN
  • 15/09/2021
  • 13:44 hrs
  • Escuchar
“Busco trabajo para conservar mi trabajo”, otra crisis de investigadores de Conacyt

Busco trabajo para conservar mi trabajo” es el mensaje con el que catedráticos del Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología (Conacyt) denunciaron y manifestaron su preocupación por el endurecimiento de los lineamientos que rigen al programa, ya que entre las medidas les piden que los contrate alguna institución.

A través de redes sociales, los investigadores que forman parte del Programa de Cátedras lanzaron una campaña en la que indicaron qué temas son su especialidad y que buscan empleo porque así se los pide el Conacyt como parte de su evaluación, a pesar de que la labor que realizan es un trabajo formal porque desarrollan un proyecto y cumplen con otros requisitos como pertenecer al Sistema Nacional de Investigadores.

En entrevista con La Silla Rota, Perla Fragoso Lugo, secretaria de organización del Sindicato Independiente de Trabajadoras y Trabajadores de Investigación de Cátedras Conacyt (Siintradcatedras), explicó que esta campaña surgió espontáneamente de la base sindical.

Detalló que esta campaña surgió ante “el absurdo que implica además de cumplir con los objetivos de nuestros proyectos, de dar clases, de buscar financiamientos para nuestros proyectos, de mantenernos en el Sistema Nacional de Investigadores, ahora tenemos que buscar que nos contrate nuestra institución u otra porque eso nos van a evaluar. Nos preguntamos cómo se evalúa que busques trabajo”.

Fragoso Lugo, quien es catedrática comisionada en el Ciesas Peninsular, relató que esta situación comenzó el pasado 29 de junio, cuando el Conacyt publicó el nuevo Estatuto de personal académico de Cátedras Conacyt el cual calificó de regresivo en muchos sentidos.

Señaló que en el artículo 11 de dicho estatuto se hizo un cambio para incluir que ahora en las evaluaciones se valorará también la inserción laboral de los catedráticos en la institución donde están comisionados o en cualquier otra. De acuerdo con el plan, la próxima evaluación se realizará en octubre.

Esta nueva medida eleva la preocupación de los catedráticos, quienes llevan varios meses luchando para que el Conacyt acceda a darles un contrato colectivo de trabajo para mejorar sus condiciones laborales, pues si bien desarrollan un trabajo, no cuentan con los derechos de un empleado.

A esto se suma  que a algunos de los catedráticos les han comentado que a pesar de que los proyectos son a 10 años, hasta ahora sólo hay garantía de que se mantengan hasta el final de esta administración.

“Ellos mismos están dando la razón de que el programa puede desaparecer y eso es lo que nos preocupa, si nos están pidiéndome busquemos trabajo porque al final del sexenio piensan cerrar el programa”, alertó Fragoso Lugo.

CATEDRÁTICOS EMPLAZAN A HUELGA EL 30 DE SEPTIEMBRE

Fragoso Lugo declaró que el Siintracatedras lanzó un emplazamiento a huelga el próximo 30 de septiembre, esto ante la falta de respuesta del Conacyt, que encabeza María Elena Álvarez Buylla, a responder a su solicitud de mejores condiciones laborales.

Recordó que se establecieron mesas de diálogo con el Conacyt, aunque señaló que les preocupa la simulación que ha habido, pues todavía en la reunión del 30 de junio les dijeron que se podrían tomar en cuenta sus propuestas para el nuevo estatuto, cuando éste ya se había publicado un día antes.

El Consejo se ha negado a firmar un contrato colectivo de trabajo bajo el argumento de que no tiene las condiciones presupuestales para hacerlo, a pesar de que los catedráticos no solicitan un aumento salarial y están dispuestos a negociar.

“Tenemos un emplazamiento a huelga para el 30 de septiembre, el 28 es la audiencia. Nosotros no nos queremos ir a huelga, una prueba de que no somos los beneficiados que ganamos mucho es que la base nos ha manifestado que tiene obligaciones familiares y que no sería sencillo irnos a huelga.

“Yo como secretaria de organización del Siintracatedras, hablo por nuestros 308 afiliados, hay mucha preocupación. También sabemos que hay preocupación en las personas no afiliadas. Hay mucha preocupación de la base por este endurecimiento de las exigencias que nos piden en el nuevo estatuto y por todo lo que implica irnos a huelga en caso de ser necesario”, enfatizó Fragoso Lugo.