NACIÓN

"Aún tengo pesadillas por exámenes": exalumno; explota tensión en ITAM

Estudiantes del Instituto Tecnológico Autónomo de México convocan a paro para el próximo lunes

  • MARCO ANTONIO MARTÍNEZ
  • 13/12/2019
  • 19:54 hrs
  • Escuchar
"Aún tengo pesadillas por exámenes": exalumno; explota tensión en ITAM
Alumnos llegaron este 13 de diciembre vestidos de negro en señal de luto y algunos llevaban girasoles en la mano. (Especial)

El Instituto Tecnológico Autónomo de México (ITAM) se vistió de negro. Este mediodía alumnos rindieron un homenaje a la estudiante Fernanda, quien presuntamente se quitó la vida por el nivel de presión al que son sometidos los estudiantes en la prestigiada escuela ubicada al sur de la ciudad.

Alumnos llegaron este 13 de diciembre vestidos de negro en señal de luto y algunos llevaban girasoles en la mano.

A las 13 horas iniciaron una protesta silenciosa "con la finalidad de evidenciar el problema de salud mental que sufrimos como itamitas a raíz de altas exigencias sin acompañamiento institucional, así como para exigirle una respuesta eficaz a nuestras autoridades", según un comunicado de las representaciones de ingenierías y licenciaturas, la Asociación de Estudiantes Foráneos y El Consejo Estudiantil.

La convocatoria al homenaje fue en la llamada Plaza Roja, donde los itamitas apilaron las flores en la explanada que se pintó de verde y amarillo y ahí se sentaron.

Su intención era ilustrar la parálisis física, mental y emocional que provoca el ambiente académico de la institución. Como si fuera un performance del dolor, de la inmovilidad por la exigencia que padecen, se quedaron así durante 10 minutos.

Pero el lugar fue recorrido por el rector, Arturo Fernando Manuel Pérez, quien intentó dar un mensaje pero fue recibido por un grito: "chinga tu madre, cabrón", se escuchó una voz masculina e indignada. Otros alumnos acallaron el iracundo grito con un masivo "shhhh", y el silencio volvió a imponerse, de acuerdo con un video subido en la cuenta de Andrés Lombana cuyo usuario es @andreslombt.

Después el rector buscó entablar un diálogo, y fue cuando alumnos plantearon algunas preocupaciones.

Un alumno de cabello largo, se puso de pie y sin soltar su pancarta describió que para él la presión es aún mayor, por tratarse de un estudiante becado.

¿Cómo chingados quieren que si no puedo pagar mis estudios aquí, pague 600 pesos de atención psicológica, cómo es posible?", lo que le valió cientos de aplausos, de acuerdo con otro video, subido a Twitter por la cuenta @niemich que además escribió "el que no entiende el estrés que causa una mala calificación, no entiende (lo) que para muchos de nosotros implica dejar de estudiar. Qué chingón que esto ya esté explotando, ya fue demasiado


Aunque en redes sociales los alumnos dieron a conocer el acuerdo de que por respeto a Fer este 13 de diciembre no darían declaraciones a medios de comunicación, unas alumnas se acercaron a un grupo de reporteros para informarles que el 16 de diciembre a partir de las 5:30 de la mañana iniciará un paro estudiantil, aunque no detallaron si cerrarán la escuela, si solo habrá mantas o en qué consistirá.

"El lunes desde las 5 y media de la mañana va a haber paro y lectura de pliego petitorio, hoy no va a haber toma de instalaciones", dijo una de ellas.

"Hoy fue el homenaje", reiteró otra.

Pero otros alumnos fueron consultados afuera de la escuela y dijeron desconocer que se avecine un paro. Incluso una de ellas, vestida de negro, aseguró que acudirá a la escuela pero porque tiene examen, "el más importante" del curso.

LOS ESTRAGOS

Arturo, exalumno y quien dejó la escuela hace dos décadas, recordó a La Silla Rota que la época de exámenes sí es muy dura en la escuela. Es cierto que haber estudiado en el ITAM le ha abierto puertas, admitió. Pero después de tanto tiempo aún tiene pesadillas que le traen al inconsciente la angustia de tener que aprobar para no abandonar la escuela, derrotado.

Arturo estudió en el ITAM hace 25 años. En su época no ocurrió ningún presumible suicidio. Pero recuerda la presión que sentía cuando se acercaban los exámenes. Es una cicatriz mental que cada cierto tiempo se abre y se traduce en pesadillas, describió.

La presión de los exámenes se da cada fin de semestre que coincide con el fin de año, expresó.


Si los alumnos reprueban una misma materia dos veces son sometidos a una revisión, entonces la posibilidad de reprobar tres veces incrementa la presión, pues se convierte en expulsión.

La presión es más fuerte durante los primeros años, ya que con esos exámenes se deshacen de varios en el llamado tronco común, se trata de un filtro para depurar y que queden solo los mejores.

Arturo comentó que se ha reunido con ex compañeros y aún recuerdan esa presión que vivieron y todavía sienten fresca esa angustia, esa sensación que se daba como cuando tenían pendiente un examen.

Agregó que en sus tiempos -desconoce si ahora es igual- en época de exámenes la biblioteca permanecía abierta 24 horas y los alumnos pasaban la noche ahí, para estudiar.

Una materia que era famosa por lo complicada que era aprobarla era Economia 5. Respecto a los profesores consideró que eran más difíciles las clases que enfrentar la actitud de los profesores.

En cuanto a los que reprobaban, algunos sí los dejaba mal y con secuelas y otros simplemente se iban a diferentes escuelas. Eso sí, los que sí concluyen presumen con orgullo sus blasones itamitas e incluso se jactan de lo que sufrieron.

En su caso, Arturo regresó a dar clases y también fue exigente con los alumnos, un poco con la mentalidad de "yo sufrí, ahora les toca a ustedes", y comparó esa actitud con la que hay en el ejército.

Otro aspecto que recuerda son las instalaciones que en los noventa eran "más espantosas". Para quien no conoce el ITAM, está construido en lo que antes fue un convento, y hay pasillos fríos y estrechos.

Una característica itamita es que son estudiantes que llegan al plantel, estudian y se van. La vida social es mínima, agrega.

TENDENCIA

La muerte de Fer, presumiblemente por suicidio, se convirtió en un motivo para que los estudiantes itamitas expusieran lo que calificaron de estrés académico y en redes sociales, donde el tema fue tendencia, hasta ironizaron sobre una de las instituciones con mayor materia gris del país y fundada por el millonario Alberto Bailleres.

El instituto ha sido un granero que alimentó a los gobiernos de Vicente Fox, de Felipe Calderón y de Enrique Peña Nieto. De ahí son egresados el ex secretario de Hacienda, Luis Videgaray; el ex secretario de Relaciones Exteriores y ex candidato presidencial, José Antonio Meade; el director del IMSS, Zoé Robledo; el actual coordinador de la bancada de Morena en la Cámara de Diputados, Mario Delgado o el ex consejero electoral, el fallecido Alonso Lujambio.

Pero hoy los alumnos se manifestaron y la estudiante Rocío Torres compartió en su cuenta @TfRocío75 fotos de la explanada y el mensaje "nos querían críticos, aquí nos tienen. @Itam_mx.

Pero hubo más mensajes, algunos que reconocieron que esa característica de dar con el perfil del ITAM, que deja frustrados a tantos estudiantes que anhelan ser reconocidos ahí, tal vez debe cuestionarse.

"Es cierto. El ITAM premia a quien sabe manejar la presión. Es parte del perfil de los egresados. Pero el mérito de la universidad debería radicar en proveer las herramientas para lidiar con ella, no en seleccionar adecuadamente a quienes ya sabían hacerlo", escribió la itamita Juana Pereira en su cuenta @jainapereyra.

"Y tengo que reconocer con vergüenza, como maestra que he sido ahí, que hoy es la primera vez que me doy cuenta", admitió la directora de la empresa Discurseros en un segundo mensaje.

ESTÁN PASANDO COSAS

Este viernes 13 de diciembre eran escasas las risas estudiantiles a la entrada del ITAM, en Río Hondo 1, en Progreso Tizapán.

Algunos estudiantes que llegaron con flores iban ensimismados y no volteaban a ver a nadie. Otros sí lo hacían pero por respeto a Fer evitan dar declaraciones.

Un guardia de la puerta dijo que al medio nadie de comunicación o que atienda a los medios de comunicación "ha llegado".

Mientras es el homenaje, en el interior del ITAM, afuera un despachador de un comercio cercano describió que los estudiantes que le compran son poco comunicativos y que incluso él se enteró de la tragedia hasta este viernes 13.

Al concluir el homenaje comienzan a salir los estudiantes y en algunos se dibuja una sonrisa. Unos celebran la cancelación de un examen y en medio de la conversación previeron que "lo del psicólogo no va a servir".

En otra charla, un joven vestido de negro que espera pasen por él en coche, le dijo a un compañero "que todos traen cara de infelices".

Uno más se acercó apresuradamente a los reporteros y como si recitara explicó que en el homenaje abuchearon al rector, le reclamaron que no hay empatía y se opusieron a que se pronunciara.

El rector, que ocupa el cargo desde hace 29 años, intentó ser conciliador, ofreció escucharlos y algunos plantearon sus agravios, añadió el joven.

Pero rápido se despidió. "Debo preparar un examen", se justificó, pero se tomó tiempo para una última pregunta.

-¿Sí hay mucha presión?

-Sí y muy fuerte y ha orillado a algunos a tomar estupefacientes para soportarla y rendir académicamente.

Las jóvenes que informaron del paro resumieron el día de la manera siguiente:

Están pasando cosas adentro

MJP