NACIÓN

AMLO no acabará con corrupción en 6 años: expertos

En mesa de análisis de LA SILLA ROTA, especialistas creen que en seis años si se podrá notar un cambio o iniciar la semilla

  • SHARENII GUZMÁN
  • 30/11/2018
  • 00:00 hrs
  • Escuchar
AMLO no acabará con corrupción en 6 años: expertos
Los panelistas Romina Román, José Antonio Sosa Plata y Fernando Díaz Naranjo reflexionaron sobre el fin del sexenio de EPN y el nuevo gobierno de AMLO

La corrupción no se acabará de tajo durante el sexenio de Andrés Manuel López Obrador. No le dará tiempo. Sin embargo, en seis años si se podrá notar un cambio o iniciar la semilla, consideraron especialistas.

Durante la mesa de análisis Inicia la Era AMLO. ¿Qué esperar?”, organizada por LA SILLA ROTA con motivo de la ceremonia de transmisión de poderes que se realizará este 1 de diciembre, los panelistas Romina Román Pineda, José Antonio Sosa Plata y Fernando Díaz Naranjo reflexionaron sobre el fin del sexenio de Enrique Peña Nieto, así como las expectativas en materia política, económica, corrupción y libertad de expresión para el próximo gobierno.

 

El consultor político y director de Apoyo, Asesoría en Comunicación Política, S.C., José Antonio Sosa Plata, reiteró que la corrupción no se acabará por decreto. “Si existe voluntad será un proceso largo. Se verán afectados muchos intereses”.

Reconoció que López Obrador si podría ir en serio y combatirla con todo, pero también hay elementos que hacen pensar que seis años no serán suficientes para erradicar la inercia de la corrupción que hay en la sociedad y gobierno. 

Consideró que si logra reducirla en su gestión sería un éxito. “Hablar de corrupción es hablar de varios tipos. Hay corrupciones que no se acabarán cuando hay alguien dispuesto a corromporse y otro a corromper. En seis años se podría empezar y ver efectos, pero no erradicar”.

El experto en temas político electorales, Fernando Díaz Naranjo coincidió en que terminar con la corrupción es un proceso largo que podría, incluso, rebasar el sexenio. Sin embargo, en tres años se tendrían que ver los efectos. 

En relación a que si el gobierno de AMLO podría procesar a Enrique Peña Nieto, la especialista en finanzas, Romina Román estimó “difícil” que el aún presidente actual toque la cárcel. “Se podrá ver a otros gobernadores, pero no a Peña”.

Cambio de gobierno, no de régimen

Los tres panelistas y columnistas de LA SILLA ROTA concordaron en que hasta el momento el nuevo sexenio no se vislumbra como la Cuarta Transformación, así como López Obrador ha reiterado que será su gestión.

Para el analista José Antonio Sosa Plata, la llegada del tabasqueño al poder representa un fin al sistema político tal cual se conoció desde la década de 1960. Reiteró que aún no es cambio de régimen, ya que se mantiene el centralismo.

“Nuestro modelo tiene un giro importante. Es prematuro decir que es nueva era o inicia nueva transformación. Es el arranque de sexenio. Será apasionante en el análisis político. Habrá sorpresas. Se vivirán claroscuros, los normales del cambio. Habrá cosas buenas y errores”.

Román Pineda apuntó que con la toma de posesión del nuevo gobierno se dejará atrás una época de tecnocracia.

“De los amigos del presidente. Veo al (nuevo) gabinete más laxo, sin tanto rigor. Con otra formación, casi todos de la UNAM. Con AMLO será una época sin tanta ortodoxia”.

Por otro lado, la directora de MCR producciones, reiteró que los inversionistas, así como el consejo empresarial y banqueros están preocupados con el inicio de la Era de López Obrador, debido a decisiones como la cancelación del Nuevo Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México o la iniciativa sobre de la Ley Minera que propuso Morena.

En torno a las expectativas de los mercados, Romina Román dijo que se espera deslizamiento y volatilidad en el tipo cambio, por lo menos, hasta en dos semanas. “Eso dependerá de las acciones o declaraciones del presidente. Hay nerviosismo en los cambios financieros”.

En tanto, el también profesor en la Universidad Iberoamericana, Díaz Naranjo indicó que López Obrador llega a la presidencia con las normas que criticó, “con las reglas del juego e instituciones que mandó al diablo y había criticado: INE y Tribunal Electoral”.

Consideró que tendrán que fortalecerse algunas instituciones que han demostrado que hacen bien las cosas, por lo que lo ideal es caminar hacia adelante, sin contradicciones que contrapongan el discurso del próximo presidente.

En el tema de la libertad de expresión, Díaz Naranjo reconoció que le preocupa este aspecto en el gobierno de AMLO. Se preguntó hacia donde se podría dirigir. “Es un derecho logrado a pulso. Tenemos que seguirla defendiendo a como sea.

Hay que ser precavidos, porque hay señales y contradicciones entre AMLO y Morena (dirigentes, legisladores) que confunden a la ciudadanía. Le mando éxito, porque a todos nos conviene que tenga un buen sexenio”, dijo.

AJ