MUNDO

Mexicana acusada de terrorismo en España gana pleito por nacionalidad

La ciudadana mexicana de 40 años de edad tuvo que iniciar un pleito para frenar los planes del Ministerio de Justicia español de revocar la concesión de la nacionalidad española

  • AGENCIAS
  • 11/06/2019
  • 21:14 hrs
  • Escuchar
Mexicana acusada de terrorismo en España gana pleito por nacionalidad
Ana Marilú Reyna Castillo. (Foto: Tomada de Internet)

La odisea de la ciudadana mexicana Ana Marilú Reyna Castillo, de 40 años de edad, no se refiere únicamente a la grave acusación de pertenecer a una célula terrorista del Estado Islámico (EI) en España.

Además, cuando a mediados de 2018 quedó en libertad, tras un año en la prisión de Mujeres de la ciudad de Ávila, se enteró de que el gobierno español le había abierto un expediente para revocar la concesión de la nacionalidad española.

Los argumentos del Estado español para ello se basaban en la condena por enaltecimiento del terrorismo que recayó en la ciudadana mexicana.

Sin embargo, la sentencia fue anulada por el Tribunal Supremo, que ordenó que se repitiera el juicio para Reyna y su esposo, el hispano-marroquí Aziz Zaghanane, por considerar que no tuvieron un proceso justo.

Marilú Reyna tuvo que iniciar un pleito para frenar los planes del Ministerio de Justicia español respecto a su doble nacionalidad. Y lo acaba de ganar, según informó su abogado, el español Jacabo Teijelo, a Notimex.

La victoria coincide con la celebración estos días del segundo juicio al que se enfrentan Reyna y Zaghanane para demostrar su inocencia.

Ambos están acusados de dirigir una célula terrorista del autodenominado Estado Islámico para captar adeptos en Madrid, en concreto en Pinto, la localidad de las inmediaciones donde la pareja reside.

El año pasado, él fue condenado a seis años de prisión por un delito de adoctrinamiento terrorista y ella, a un año de privación de libertad por enaltecimiento del terrorismo.

Sin embargo, el Tribunal Supremo ordenó repetir el juicio, al aceptar el recurso del abogado Jacobo Teijelo, quien razonó que el proceso no había respetado el derecho de los acusados a un juicio justo, pues no se había permitido declarar a otros tres acusados y se había mermado así su derecho a una justa defensa.

En 2016 el matrimonio, ambos musulmanes, fueron detenidos, junto con tres hombres de origen magrebí por la Guardia Civil en el marco de una operación anti-yihadista.

Se les acusaba de pertenecer al Estados Islámico y de captar adeptos para mandarlos a combatir en sus filas.

Mientras que los tres magrebíes aceptaron la acusación, Marilú y su esposo clamaron su inocencia.

Los jueces dictaron sentencias dispares en ambos casos y en eso se basó el recurso del letrado Teijelo, un experimentado abogado en casos de terrorismo yihadista.

"Que el mismo tribunal dicte sentencias contrarias para los mismos hechos enjuiciados es un escándalo. Así que no le quedó más remedio al Tribunal Supremo que declarar la nulidad de las actuaciones y ordenar la repetición del juicio", afirmó el defensor.

El Estado mexicano envió a un observador al juicio, que se celebra estos días en la Audiencia Nacional, "para que garantice que los derechos procesales de Ana Marilú Reyna sean respetados", sostuvo Teijelo.

PUEDES LEER: "ANA MARILÚ, LA MEXICANA YIHADISTA DETENIDA EN ESPAÑA"

Respecto a la confesión de los tres magrebíes, el abogado aclaró que "es lo habitual en acusaciones de yihadismo, que confiesen hechos falsos, porque normalmente son personas sin recursos que quieren evitar males mayores".

Las pruebas contra el matrimonio son endebles y están cargadas de racismo, según el letrado. "Todo empezó cuando la multinacional donde trabajaba Aziz Zaghanane decide enviarlo a Estados Unidos. Se produce una investigación a petición de ese país, porque, claro, él es musulmán y saltan las alarmas", explicó.

La Guardia Civil española detectó unos videos que Aziz colgó en sus redes sociales criticando el "imperialismo" de Estados Unidos. Esos videos son ahora pruebas contra él. "¿No tiene derecho a la libertad de expresión?", se preguntó su abogado.

En lo que respecta a la ciudadana mexicana, la fiscalía en su escrito de acusación plasmó lo siguiente: "cuya única obsesión era encontrar un marido en España".

Esta afirmación indignó al abogado de Marilú Reyna. "No solo es machista, sino también racista".

Marilú Reyna se convirtió a la religión musulmana en su Monterrey natal. Siempre estuvo interesada en la religión, de hecho fue profesora de catolicismo en un colegio. Su transición como musulmana respondió, según declaró ella misma, a profundas lecturas y reflexiones.

Conoció a Aziz a través de internet. Y al año, en 2011, la mexicana viajó a España para emprender una vida junto al ciudadano hispano-marroquí. Ambos tienen dos hijos, que viven en Marruecos con los abuelos paternos, mientras que la pareja ha estado en prisión.

Dentro de tres días, el juicio quedará visto para sentencia.

MJP