CASO ODEBRECHT

La crisis en Perú por el clan Fujimori

Este miércoles se detuvo a la hija del expresidente Alberto Fujimori, quien fuera aspirante presidencial y que está inmiscuida en la red
La crisis en Perú por el clan FujimoriLa crisis en Perú por el clan Fujimori.

Este miércoles detuvieron a Keiko Fujimori, la líder del partido opositor peruano Fuerza Popular, por presunto delito de lavado de dinero, lo que avivó la crisis en Perú tras la anulación del indulto a su padre, el expresidente Alberto Fujimori.

La orden de detención preliminar dictada contra Keiko Fujimori es el último eslabón de un largo proceso de investigación y consecuencia en última instancia de las revelaciones del caso de corrupción de la constructora brasileña Odebrecht.

De acuerdo con investigaciones del diario La república, de Perú, los aportes a la campaña del 2011 de Keiko Fujimori tuvieron un origen irregular a través de aportantes fantasmas. Fuerza 2011, nombre con el que se identificaba Fuerza Popular en ese año, no sustentó debidamente sus ingresos ante la Oficina Nacional de Procesos Electorales.

Un juez que lleva el caso afirma que este partido que lidera Keiko Fujimori tenía entre sus fines obtener el poder político, "recibiendo para ello aportes ilícitos" provenientes de actos de corrupción del grupo empresarial brasileño Odebrecht en el Perú, para que luego estando en el poder se retribuyera dichos aportes otorgando obras "sobrevaluadas, beneficios normativos, y/o favorecimiento judicial continuando así como un mecanismo de corrupción empresarial y estatal".

"La persecución se ha disfrazado de justicia en nuestro país. Me han perseguido 18 años y nunca han mostrado una prueba, y así sin pruebas en mi contra estoy privada de mi libertad, con la frente en alto y el espíritu de lucha intacto", manifiesta Fujimori Higuchi en el escrito.

Continuar leyendo: Santiago Nieto exige a PGR transparentar caso Odebrecht; habrá justicia, advierte

¿Cuáles son los fundamentos del magistrado para tomar esta decisión?

1. El "grave " peligro de fuga

El juez Richard Concepción Carhuancho señala en su resolución que en el caso de Keiko Fujimori, se evidencia un "grave peligro de fuga" porque –dice– ha constituido una organización criminal en el interior de su partido Fuerza Popular.

Precisa que la excandidata presidencial cuenta con capacidad económica para abandonar el país, "por lo que tiene la capacidad de rehuir al accionar de la justicia". Precisa que tiene amistades y parientes en Estados Unidos y Japón, lo que demostraría la facilidad que tiene para ir al extranjero.

2. Habría formado una organización criminal

En la resolución judicial que ordena la detención preliminar de Keiko Fujimori, el juez indica que la excandidata presidencial, en su condición de presidenta de Fuerza Popular, habría formado una organización criminal "con la finalidad de obtener poder político en las instituciones del Estado".

Para el magistrado, el partido político habría sido usado entonces para la conversión, transferencia, ocultamiento y tenencia de activos de procedencia ilícita, de la suma de 1.2 millones de dólares provenientes de fondos ilícitos producto de actos de corrupción de Odebrecht "y posibles otros montos".

3. Habría lavado 1 mdd de Odebrecht

La orden judicial también indica que la presunta organización criminal, es decir Fuerza Popular, habría lavado el activo ilícito de Odebrecht de 1 millón de dólares.

Te puede interesar: INAI ordena a PGR hacer pública averiguación de caso Odebrecht

También en La Silla Rota: Brasil no ha entregado información de Odebrecht: PGR

EXPRESIDENTE, OTRO FOCO ROJO

A finales de diciembre de 2017, el entonces presidente Pedro Pablo Kuczynski otorgó el indulto al exmandatario, quien cumplía una pena de 25 años por delitos de lesa humanidad.

Fujimori fue detenido en 2005 en Chile, a petición de la Justicia peruana que lo procesaba por las matanzas de La Cantuta y Barrios Altos, además de varios casos de corrupción. Desde ese año, Fujimori estuvo en prisión en ese país y luego fue extraditado a Perú, donde fue condenado en 2009 a 25 años de cárcel como autor mediato (con dominio del hecho) de las matanzas de 25 personas en La Cantuta (1992) y Barrios Altos (1991) perpetradas por el grupo militar encubierto Colina.

Sin embargo, el poder judicial de Perú anuló este 3 de octubre el indulto humanitario que le fue concedido al exmandatario Alberto Fujimori a finales de diciembre —en Nochebuena— al considerar que ese perdón, que se extendió por presuntas razones médicas, no había sido fundamentado en un informe oficial sobre el estado de salud de Fujimori.

La resolución fue tomada por el juez Hugo Núñez, quien extendió una orden de ubicación y captura para que el exmandatario sea reingresado a un establecimiento penitenciario. "No cumplió con el debido procedimiento", dijo.

Fujimori, quien gobernó entre 1990 y 2000, fue destituido por el parlamento en noviembre de 2002 y se fugó a Japón, país en el que residió hasta 2005, cuando viajó a Chile de donde las autoridades de ese país lo extraditaron a Lima en septiembre de 2006 por crímenes de lesa humanidad. El expresidente recibió su primera condena a fines de 2007; en total debía cumplir veinticinco años de prisión por delitos de corrupción y por crímenes de lesa humanidad, pues estaba acusado de haber formado un grupo paramilitar que ejecutó diversas matanzas de peruanos en los años noventa.

LEA TAMBIEN


Odebrecht obtuvo contrato de Pemex a días de los sobornos

Los sobornos de Odebrecht coinciden con fechas claves en la asignación de un contrato con Pemex por mil 436 millones de pesos en la refinería de Tula

LEA TAMBIEN


Así pasó el dinero de Ahmsa a Odebrecht y a Lozoya

3.7 millones de dólares fueron transferidos a una empresa que no tiene oficinas, empleados, ni actividades y cuya cuenta fue proporcionada por Emilio Lozoya

DJH





Debe iniciar sesión para poder enviar información

Debe iniciar sesión para poder enviar información