MUNDO

Hasta de antro se olvidan del distanciamiento mientras brotes regresan

Las restricciones van disminuyendo mientras los encuentros con amigos aumentando, pero eso no significa que el covid-19 haya desaparecido

  • REDACCIÓN
  • 29/06/2020
  • 17:57 hrs
  • Escuchar
Hasta de antro se olvidan del distanciamiento mientras brotes regresan
Se puede observar una relajación de las medidas de seguridad muy clara entre conocidos. (FOTO: EFE)

A pesar que los casos siguen en todo el mundo, hay personas que han relajado las medidas sanitarias sin pensar dos veces en realizar una reunión familiar o una fiesta aunque el riesgo de contraer covid-19 es mayor en las reuniones donde hay contacto cercano con otros.

Las autoridades de Estados Unidos hicieron este lunes llamamientos a la responsabilidad de los ciudadanos para evitar imprudencias y frenar la expansión del coronavirus en el país, que supera los 2.5 millones de casos y roza los 126,000 muertos, con repuntes graves en Florida, Texas y Arizona.

El principal epidemiólogo del Gobierno estadounidense, Anthony Fauci, lamentó que algunos estadounidenses hayan abandonado las medidas de precaución frente a la covid-19. "Lo que ha ocurrido, adivino que de forma comprensible, aunque no obstante lamentable, es que la gente ha adoptado una actitud en algunos lugares de todo o nada.

O te encierras o lo dejas ir e ignoras muchas de recomendaciones de distancia social, de llevar mascarilla, de abstenerse de dar la mano o de evitar grandes multitudes", reflexionó Fauci en una entrevista con la CNN.

UNA RECETA PARA EL DESASTRE

El experto indicó que incluso en estados que están solicitado a los ciudadanos que sigan esas medidas "hay multitudes, no hay distancia social y no están llevando mascarillas".

"Esta es la receta para el desastre -alertó-. Es algo de lo que he hablado una y otra vez".

Los expertos apuntan que debido al incremento de los casos, Florida se vislumbra como posible nuevo epicentro de la pandemia en EU, donde hasta ahora el principal foco ha sido Nueva York.

El Departamento de Salud de Florida informó este lunes de que el estado registró 5,266 casos nuevos de covid-19 en las últimas 24 horas, una cifra muy por debajo de las de los tres últimos días, aunque puede deberse a que el domingo se realizaron muchas menos pruebas que el sábado.

Aun así, en Miami-Dade, principal foco de la enfermedad, la pandemia no da respiro y los contagios aumentaron en más de 1,500. La cifra de casos acumulada desde el 1 de marzo asciende así hasta los 146,361, de los cuales a día de hoy 3,447 (28 más que el domingo) han fallecido a causa del virus, según el Departamento de Salud de Florida.

REAPERTURA BAJO CONTAGIO

En Baton Rouge, Luisiana, al menos cien personas dieron positivo a la prueba del virus tras visitar bares en el distrito de vida nocturna Tigerland, popular entre los estudiantes de la Universidad Estatal de Luisiana.

En un campamento cristiano de verano cerca de Colorado Springs, al menos 11 empleados se enfermaron justo antes de la apertura de la temporada, por lo que el campamento canceló las estancias nocturnas por primera vez en 63 años.

En tanto, en Las Vegas, tan solo semanas después de que se reabrieron los casinos, algunos empleados de casinos, restaurantes y hoteles han dado positivo, y los trabajadores asustados les rogaron a los huéspedes que usaran cubrebocas en una conferencia de prensa que se transmitió por video.

Ak norte de Texas, 18 miembros de una familia en Carrollton se contagiaron después de hacer una fiesta de cumpleaños a la que asistieron 25 personas. Las autoridades del condado de Dallas han alertado que las reuniones donde participan varias personas son un foco de peligro para la propagación del contagio.

FIESTAS EN EUROPA

Una fiesta privada de más de cien invitados en la discoteca Amnesia, de la ciudad insular de Ibiza fue cancelada por la policía local de Sant Antoni y la Guardia Civil, la mañana de este domingo. A nivel mundial, el club español es muy popular y tiene una capacidad de aproximadamente 5 mil personas.

Sin embargo, los salones de eventos y las discotecas con aforo mayor a 300 asistentes continúan suspendidos por instrucción gubernamental, debido a la pandemia por covid-19. A las 07:00 horas residentes de Sant Antoni notificaron a la policía del festejo y del alto volumen de la música.

Por lo que al arribar las autoridades al establecimiento encontraron 130 personas bailando, sin la sana distancia ni cubrebocas, indicaron fuentes de dichas dependencias. Los oficiales desalojaron el club y presentaron una denuncia contra el dueño por no acatar el decreto de la nueva normalidad, específicamente la referida a la suspensión de locales de fiesta, clubes nocturnos y discotecas con capacidad de más de 300 asistentes.

No obstante, el propietario argumentó que era un evento privado y no abierto al público en general.

Por su lado, las autoridades regionales de Berlín anunciaron mano dura contra las fiestas ilegales que vienen registrándose semana a semana y que contravienen las medidas de distanciamiento frente a la pandemia.

"Las reglas deben respetarse y quien no lo haga deberá asumir las consecuencias", advirtió el responsable de Interior del gobierno regional berlinés, Andreas Geisel, en declaraciones a la radio pública Rbb.


Geisel también alertó del creciente clima de incivismo y agresividad contra la policía.

Berlín se encuentra en plena reactivación de la vida pública y económica, pero siguen cerrados los clubes nocturnos y discotecas. Desde hace semanas vienen reproduciéndose las fiestas ilegales en algunos barrios, como Kreuzberg y Neukölln.

De los picnics más o menos masivos se ha pasado a concentraciones de miles de personas. Se da el caso de que algunos de los puntos de encuentro están justamente en Neukölln, donde la semana pasada se registró un brote de coronavirus que obligó a poner en cuarentena a varios bloques de viviendas, lo que afectó a unos 370 hogares.

JÓVENES PODRÍAN DESATAR MILES DE CONTAGIOS

En las últimas semanas las autoridades de Estados Unidos han estado viendo un aumento de casos de coronavirus en los jóvenes, en el sur y en el este del país, con aumentos en casos en jóvenes en partes de Florida, Carolina del Sur, Georgia, Texas y otros estados, muchos de los cuales fueron algunos de los primeros en reabrir.

Expertos en salud pública han alertado que los jóvenes pueden ser propagadores del virus: se podría desatar "un infierno", si no se siguen las medidas de seguridad adecuadas, según le dijo a CNN la médico y profesora Erin Bromage.

La semana pasada las autoridades registraron un impulso de los nuevos casos de coronavirus en Estados Unidos está en el sur y el oeste, donde las autoridades dicen que más jóvenes ignoran las medidas de distanciamiento social y dan positivo.

Los jóvenes tienen más probabilidades de tener resultados más leves del coronavirus, pero aún pueden infectar a otras personas que están en mayor riesgo.

"Con una edad más joven de infecciones recientes en al menos algunos lugares como Florida, se espera una tasa de mortalidad más baja en esta ola ... hasta que las personas entre 20 y 40 años que están infectados hoy continúen infectando a otros", dijo Dr. Tom Frieden, exdirector de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de Estados Unidos, en Twitter.