MUNDO

Francisco Franco, el dictador que quebró a España

La dictadura de Franco significó el retraso económico del país, además de que ejecutó a más de 60 mil de sus adversarios políticos

  • REDACCIÓN
  • 24/10/2019
  • 12:20 hrs
  • Escuchar
Francisco Franco, el dictador que quebró a España
Francisco Franco, dictador de España de 1939 a 1975. (Especial)

Este jueves se llevó a cabo la exhumación de los restos del dictador español, Francisco Franco, del Valle de los Caídos, para ser reinhumados en el cementerio de El Pardo. 

El acto ha cobrado relevancia en vida pública del España, así como a nivel internacional, por lo que en La Silla Rota te contamos quién fue Francisco Paulino Hermenegildo Teódulo Franco Bahamonde, quien nació un 4 de diciembre del año 1892 en la Coruña:

GUERRA CIVIL

El 17 y 18 de julio de 1936, mientras parte del Ejército español se encontraba en Marruecos, el bando nacionalista de la milicia -terratenientes y efectivos de las clases altas- con el Francisco Franco (quien en 1926 se convirtió en el general más joven de Europa) como líder, se registró un fallido golpe de Estado contra el gobierno republicano de Manuel Azaña.

Con ello comenzó el conflicto bélico que se extendió hasta 1939, conocido como la Guerra Civil española, mismo con el que Franco concretó alianzas fascistas con Alemania, gobernada por Adolf Hitler, e Italia, con Benito Mussolini al frente.

La participación nazi en la guerra interna de España comenzó con la Operación Fuego Mágico, con la que Hitler mandó -duplicando el requerimiento original de Franco- 20 aviones y 5 soldados a territorio español.

La que es considerada la acción más mortífera por parte de la Alemania Nazi en España, es el bombardeo de Guernica (abril, 1937), donde se estima que murieron entre 126 y 300 personas.

Al término de la guerra, Hitler felicitó a Franco por la victoria. 

“Al recibir vuestra felicitación y la de la nación alemana por la victoria final de nuestras armas en Madrid os envío con la gratitud de España y la mía personal los sentimientos más firmes de la amistad de un pueblo que en los momentos difíciles ha sabido encontrar sus verdaderos amigos”, escribió Franco, según la colección José María Castañé, de documentos de aquellas fechas.

No obstante, durante la entrevista que ambos líderes sostuvieron el 23 de octubre de 1940 en la estación de trenes de Hendaya, Francia, Franco decidió no unirse activamente al Eje durante la Segunda Guerra Mundial, debido a la precaria situación en la que España se encontraba tras la guerra civil.

Al contrario que sus aliados, Franco no fue derrocado.

DICTADURA

Los ideales conservadores y antidemocráticos de Franco los habría enraizado desde el seno familiar, pues su padre formó parte de la Marina y por parte de la familia Bahamonde, la de su madre, creció rodeado de efectivos de la Armada. 

No obstante, durante su mandato, estas ideas hicieron que España se relegara en materia económica, en comparación al crecimiento que por la época comenzó a desarrollar en los países europeos. 

La dictadura pegó de tal manera a la economía, que en el año de 1959 se tuvo que abrir el mercado a través del Plan de Estabilización, con el fin de no caer en una crisis y reforzar una alianza con Estados Unidos. 

Entre las medidas que destacan, están la prohibición de integrar partidos políticos o sindicatos de trabajadores. 

No obstante, uno de los aspectos que marcaron la dictadura de Franco, fueron las ejecuciones políticas contra la oposición, que de 1939 a 1945 sumaron cerca de 60 mil, más las que se continuaron haciendo hasta 1975.

Además de hacerse llamar "El Caudillo", popularizó la frase "Viva España", como firma de su mandato.

MUERTE

Francisco Franco murió un 20 de noviembre de 1975, debido a los estragos de un parkinson avanzado y heridas hechas durante su vida en el campo de batalla, como la bala en el bajo vientre que casi le quita la vida en Marruecos.

Por ello, desde 1969 el dictador había nombrado al rey Juan Carlos I como su sucesor, puesto que era nieto del último Rey de España, Alfonso XIII. 

“Alteza, lo único que le pido es que defienda la unidad de España", habrían sido las últimas palabras del dictador para el rey, según declaró Francis Franco, nieto del hoy exhumado.

Sin embargo, Juan Carlos promovió una transición democrática tras la muerte del dictador que nunca cayó.

 

 

djh