MUNDO

Dos historias que te harán desconfiar de tu celular

Entre la cámara, el micrófono o el GPS con que vienen cargados los teléfonos inteligentes, nuestra privacidad se torna comprometida

  • REDACCIÓN
  • 15/04/2019
  • 16:11 hrs
  • Escuchar
Dos historias que te harán desconfiar de tu celular
¿Te ha pasado que, estando en tu celular, ves un anuncio de algún producto luego de mencionarlo o haber tenido una conversación al respecto? (Archivo)

Pese a haberse convertido en una herramienta prácticamente fundamental para el desarrollo de nuestra vida diaria, los teléfonos inteligentes también son vistos con cautela debido a la tecnología con la que están equipados, la cual facilita el espionaje y almacenamiento de datos, lo que pone en una situación de vulnerabilidad a todo aquel que posee un smartphone.

La razón por la que Rusia prohíbe a sus soldados el uso de redes sociales

Entre la cámara, el micrófono, altavoces inteligentes como Siri o Alexa, o el localizador satelital (GPS) con que viene cargado el equipo, nuestra privacidad se torna comprometida. ¿Te ha pasado que, estando en tu celular, ves un anuncio sobre algún producto luego de mencionarlo o haber tenido una conversación al respecto?

A continuación, dos historias que te harán desconfiar de tu smartphone:

Zoe Kleinman

Kleinman es corresponsal de tecnología para la cadena BBC. En alguna ocasión -cuenta- su madre le comunicó la muerte de un amigo de la familia, a causa de un accidente de tráfico en el extranjero. “Recuerdo que mi teléfono estaba a mi lado", comenta.

Al querer buscar si algún medio había dado cobertura al accidente, Zoe escribió en el teclado de su celular el primer nombre de su conocido, lo que le asombró fue que el dispositivo le dio la opción de autocompletado con el nombre correcto del occiso.

Ante tal caso, Kleinman acudió a un experto al que desafió con la creación de una aplicación que enlazara el micrófono de su smartphone con una laptop. Desarrollo que tan sólo demoró un par de días.

Al probar la aplicación, el sistema fue capaz de mandar el texto de una conversación escuchada a través del celular, hacia la computadora enlazada.

Lo que la periodista destaca, es la facilidad con que este tipo de aplicaciones pueden ser creadas, por lo que se pregunta cuáles serían los alcances de las grandes compañías tecnológicas, de amplios presupuestos, en dicha materia.  

"En realidad es un gran riesgo para ellas. Espiar es ilegal. No puedes recabar datos de la gente sin haberles pedido permiso explícitamente", afirma. En este sentido, todas las firmas tecnológicas niegan que el uso de datos recabados por voz, así como que se compartan dichos datos a terceros.

Anthony van der Meer

La historia del cineasta holandés Anthony van der Meer también muestra lo fácil que resulta el espionaje con estos dispositivos inteligentes.

En su caso, van der Meer dejó que un ladrón robara su celular luego de haberle instalado una aplicación que le permitía el control del smatphone de manera remota. “"Creo recordar que me costó unos cinco dólares la suscripción de por vida", dice.

La aplicación le permitió al cineasta observar la cotidianidad del nuevo dueño del teléfono, además de que se dio cuenta de toda la información personal que se comparte a través de este tipo de tecnología.

En adición, el holandés resalta la potencia del micrófono de los smatphones, ya que incluso cuando el celular estaba dentro de un bolsillo, las conversaciones eran claras y nítidas.

"La aplicación puede hacer streaming, es decir, grabar en directo lo que esté haciendo la persona en ese momento, ya sea en vídeo o audio", puntualiza.

Protección en tres pasos


Lo que las personas que han compartido estas experiencias resaltan es que, lejos de cualquier uso que se pueda encontrar sobre esto en términos de mercadotecnia y comportamiento del mercado, es muy fácil para cualquier persona o hacker robar nuestros datos.

Con consecuencias tan variadas como el uso de nuestras cuentas bancarias, hasta la extorsión.

De acuerdo con la experta en seguridad de datos, Luisa Forte, tres son las medidas que se pueden aplicar para evitar ser espiados. En primer lugar se recomienda no tener ninguna conversación “importante” cerca del celular.

En segundo lugar, es altamente preferible actualizar el sistema operativo del celular cada que salga una nueva versión, ya que pueden mejorarse cualquier sospecha o brecha sobre el sistema fabricado para el teléfono.

Por último, estar al pendiente de los permisos que se otorgan a las aplicaciones que se descargan. Esto, en relación a las funciones a las que algunas apps solicitan del acceso, como uso de cámara y micrófono, GPS y mensajería.

Con información de BBC Mundo

djh