METRÓPOLI

Sheinbaum supo que Mancera la espiaba durante su campaña

El diario español El País retoma la historia del centro de espionaje que operó durante el gobierno de Mancera y que dirigía Héctor Serrano

  • REDACCIÓN
  • 22/09/2020
  • 14:54 hrs
  • Escuchar
Sheinbaum supo que Mancera la espiaba durante su campaña
Claudia Sheinbaum (Foto: Cuartoscuro)

El diario español El País publicó este martes un fragmento de la investigación de Mexicanos Contra la Corrupción y la Impunidad (MCCI) que señala que en el primer cuadro de la Ciudad de México operaba un centro de inteligencia y espionaje vinculado al exjefe de Gobierno Miguel Ángel Mancera.

Aunque el tema no es nuevo y La Silla Rota lo ha documentado en diversas ocasiones, un medio internacional ha retomado la investigación de MCCI que señala que desde una casa en la calle Sterling se coordinaron intervenciones telefónicas a cientos de políticos, que en su mayoría eran rivales de Mancera, dentro de los que estaba el presidente Andrés Manuel López Obrador y la actual jefa de Gobierno, Claudia Sheinbaum.

De acuerdo con MCCI, la jefa de Gobierno aseguró que antes de asumir el cargo no conocía la existencia de la casa espía, pero que era un “secreto a voces”, que el gobierno de Mancera espiaba a la oposición.

Además, dijo que durante su campaña sufrió “un seguimiento personal” y que una persona de confianza le advirtió que la vigilaban de diferentes formas.

Con lo cambios de gobierno de finales de 2018, la entonces procuraduría local recibió una denuncia de que se habían llevado equipo de una oficina de la calle Sterling.

El personal de la procuraduría encontró al llegar un edificio desmantelado: solo había un par de computadores que eran de la Secretaría de Gobierno.

El análisis forense informático, aseguró Ernestina Godoy, fiscala de la Ciudad de México, fue realizado por un equipo federal debido a que las autoridades capitalinas desconfiaban de su propia policía cibernética.

De acuerdo con lo publicado por El País, con base en la investigación de MCCI, la trama de espionaje apunta directamente a Héctor Serrano, el secretario de Gobierno de Mancera y uno de los hombres fuertes de la Administración capitalina del PRD entre 2012 y 2018. Quienes estaban a cargo del centro de espionaje le reportaba directamente a Serrano, quien hoy es diputado federal y accionista de la agencia digital ContraRéplica S.A de C.V. La derrota electoral propinada por la ola de Morena en la ciudad llevó a un masivo intento de ocultar la huella espía. De acuerdo con el texto publicado hoy, 365 mil  archivos fueron borrados de 42 computadoras horas después de la toma de posesión de Sheinbaum, en diciembre de 2018.

ASÍ OPERABA EL CENTRO DE ESPIONAJE

La Silla Rota publicó en diciembre de 2018 dos artículos sobre las actividades que se desarrollaban en el edificio número 15 de la calle Márquez Sterling, colonia Centro, en la alcaldía Cuauhtémoc.

Este portal dio a conocer que Marcelo Ebrard, secretario de Relaciones Exteriores, por su cercanía con el presidente López Obrador, e influyentes políticos de Morena eran el objetivo del centro de espionaje.

Otro personaje que era espiado es el exdelegado de Cuauhtémoc y actual senador morenista, Ricardo Monreal.

Investigaciones de la entonces Procuraduría capitalina (PGJ) y General de la República (PGR), ahora fiscalías, concluyeron que en el centro operaban entre 30 y 40 trabajadores, algunos adscritos a Base Lince, del gobierno local, y otros a la Procuraduría.

De acuerdo con las pesquisas, la mayoría de ellos estaban dados de alta como personal de estructura y como jefes administrativos especializados.

Con base en las investigaciones de la PGJ, en el centro se hacían también geolocalizaciones de teléfonos celulares y clasificación de datos financieros.

El espionaje era apoyado por agentes de campo, los cuales utilizaban una camioneta Explorer gris y una Chevrolet Van blanca

Ernestina Godoy, actual fiscal, afirmó en diciembre de 2018 que el inmueble de dos pisos fue resguardado y que fueron recuperadas algunas carpetas con papelería, computadores desarmadas, esqueletos de aparatos electrónicos y otros objetos.

Sin embargo, aclaró, el sitio fue vaciado antes de que el nuevo gobierno interviniera.

"NUNCA NOS IMAGINAMOS LO QUE EN REALIDAD HACÍAN"

En la visita de La Silla Rota al centro de espionaje, vecinos comentaron que siempre sospecharon que en ese lugar agentes de la Procuraduría capitalina “hacían cosas raras”.

“Desde que llegaron a ese edificio se veía que hacían cosas sospechosas. Nosotros nos dimos cuenta que trabajaba gente de la procuraduría porque se notaban que eran agentes, venían trajeados, nunca uniformados y en ocasiones portaban placa”, dijo entonces un vecino que tiene un negocio enfrente del edificio.

Otro vecino aseguró que “las personas que trabajaban ahí se metían al edificio y no salían hasta la noche. Desde afuera no se veía el movimiento ni nada, porque las ventanas siempre estaban cerradas”.

“Nunca nos imaginamos lo que en realidad hacían. Entre los vecinos se comentaban cosas, siempre supimos que ahí trabajaban agentes de la procuraduría, pero no en qué”, señaló la vecina.

cmo