METRÓPOLI

Reinician actividades verificentros del Edomex con la nueva normalidad

En el Estado de México 126 verificentros reiniciaron sus actividades a través del sistema de citas previas

  • ISAAC RAMÍREZ
  • 28/07/2020
  • 18:04 hrs
  • Escuchar
Reinician actividades verificentros del Edomex con la nueva normalidad
En algunos verificentros del Edomex se han realizado 150 citas en un día (Especial)

TULTITLÁN.- En los primeros dos días de reapertura de los 126 verificentros que existen en el Estado de México, la respuesta de los automovilistas ha sido buena, pues a pesar de que se cambió el esquema a un sistema por citas, en algunos lugares, se han hecho más de 150 verificaciones en un solo día.

Durante un recorrido realizado por los centros de verificación de Coacalco, Tultitlán y Tlalnepantla, se observó una buena afluencia por parte de los conductores, especialmente, por las tardes, quienes realizaron su cita desde hace aproximadamente 15 días.

"Yo hice mi cita hace 10 días. Debo decir que fue un proceso rápido y lo único que te piden es que llegues 10 minutos antes del horario agendado, para evitar algún contratiempo. La verdad es que sí me gustó más este modelo, porque ya no tienes que hacer fila y te ingresan rápidamente, aunque hay que ver si funciona igual en las siguientes semanas que se espera haya mayor saturación, por eso yo me adelanté", comentó Estela, una automovilista que acudió a un verificentro de Coacalco.

De acuerdo con los encargados de estos establecimientos, el nuevo proceso de verificación ha resultado ágil en los primeros dos días, ya que lo que se busca es que el automovilista pase el menor tiempo posible al interior de los verificentros, para reducir el riesgo de contagio del covid-19.

La Nueva Normalidad

Desde este lunes 27 de julio, los centros de verificación están obligados a adaptar sus instalaciones para evitar contagios entre sus trabajadores y los automovilistas que asisten para obtener el holograma de este año. Para ello, han tenido que adquirir algunos insumos como tapetes sanitizantes, caretas y cubrebocas, además de llevar a cabo señalizaciones que eviten el contacto directo entre ambos.

La encargada del Verificentro T1-979, Miriam Sandoval, explicó que estos lugares adecuaron sus procedimientos de acuerdo a las especificaciones que estableció la Secretaría de Medio Ambiente, por lo que, desde ayer, todos sus empleados iniciaron su jornada laboral con cubrebocas, caretas y guantes desechables, los cuales deben conservar durante toda su jornada.

Detalló que, en el caso de este verificentro, solo se permite el ingreso del conductor del vehículo que tiene agendada la cita, a quien se le aplica un cuestionario que ha estipulado la propia secretaría, con el fin de detectar si cuenta con algún síntoma relacionado con el covid-19; en caso de ser positivo, se le reagenda para que regrese otro día o, por el contrario, si se descarta la sintomatología, se le mide la temperatura con un termómetro digital y, si no existe alguna medición alta, se le invita a descender del vehículo.

Solo una persona ingresa

"Todos los automovilistas deben portar cubrebocas, sin embargo, si alguno no lo trae, nosotros le regalamos uno, el cual debe usar todo el tiempo que permanezca en las instalaciones, además de que se le aplica gel antibacterial. Si alguien llega, pero no trae cita, una vez que cumplió con este protocolo de sanidad y constatamos que no tiene síntomas, le ayudamos a generar una para que no se vaya con las manos vacías", comentó.

En el proceso de verificación, los trabajadores están obligados a pasar por los tapetes sanitizantes cada vez que descienden del vehículo de los clientes, los cuales han sido instalados en diversos puntos, al tiempo en que también deben desinfectar las áreas de contacto de los vehículos que arriban a este lugar.

En tanto, los clientes deberán asistir a las cajas para pagar, donde se mantiene la sana distancia con señalamientos que establecen el metro y medio de distancia, y posteriormente, tendrán que dirigirse a la sala de espera, donde también están marcadas las áreas en las que únicamente podrán permanecer sentados. 

"El ver que los empleados cuentan con todas las medidas de seguridad y de sanidad, nos da la tranquilidad de que venimos a un lugar en donde existe un menor riesgo de contagio, porque a veces uno teme de que se suban al vehículo, pero si están protegidos, es poco probable", dijo Alfonso Vargas, usuario de este verificentro.

Regresan a trabajar

La presidenta de la Asociación de Verificentros en el Estado de México, María de Lourdes Campos Medina, señaló que este lunes reabrieron sus puertas los 126 establecimientos de este tipo que existen en la entidad, lo que significó que tres mil 500 personas regresaron nuevamente a sus lugares de trabajo para seguir contando con un ingreso que les permita sacar adelante a sus familias.

Indicó que, en los primeros dos días, se ha tenido muy buena respuesta por parte de los automovilistas, ya que se atendieron las primeras cien citas, aunque varios usuarios más llegaron, pero al no contar con cita previa, no se les pudo atender; no obstante, se les ayudó para que pudieran realizar su verificación en los siguientes días.

Mencionó que, hasta ahora, los clientes se han adaptado a la Nueva Normalidad en estos establecimientos, pues han acatado las medidas establecidas y no se ha generado un descontento generalizado por el sistema de citas, por lo que se prevé que este funcionará sin mayores problemas.

Activan protocolos sanitarios

Campos Medina aseveró que todos los verificentros están cumpliendo con las nuevas disposiciones, aunque existen variaciones entre unos y otros en las medidas higiénicas, pues algunos regalan cubrebocas, otros se encargan de desinfectar el vehículo antes de iniciar el proceso y algunos otros forran los asientos y volantes con hule cristal para que los trabajadores tengan el menor contacto con las áreas susceptibles de contaminación, aunque esto es opcional y varía de acuerdo a cada concesionario.

"Para nosotros, este regreso fue muy significativo porque reactivamos nuestra actividad después de cuatro meses de permanecer cerrados. No sabemos a ciencia cierta cuánto hemos invertido en estos protocolos, pero ningún gasto es tan significativo como el hecho de poder garantizar la salud a nuestros trabajadores y clientes. Ahora solo esperamos que los clientes también se cambien el chip y nos ayuden a mantener estas medidas", sostuvo.

(Sharira Abundez)