METRÓPOLI

¿Qué son los usos mixtos y por qué mejoran la calidad de vida?

Frente al crecimiento poblacional y los problemas de movilidad, las grandes urbes apuestan por los usos mixtos para consolidar espacios más productivos

  • JUAN RAMÍREZ
  • 05/11/2019
  • 11:28 hrs
  • Escuchar
¿Qué son los usos mixtos y por qué mejoran la calidad de vida?
Desarrollos de Usos Mixtos (Especial)

Frente al crecimiento poblacional y los problemas de movilidad, las grandes urbes apuestan por los usos mixtos para consolidar espacios más productivos y mejorar la calidad de vida de las personas.

Los usos mixtos son aquellos desarrollos cuyo uso de suelo es una mezcla con fines comerciales, laborales y residenciales, lo cual supone comodidad para los usuarios que pueden hacer todas sus actividades en un mismo lugar y también una excelente inversión para quien las crea.

En México, desde hace casi 10 años estos proyectos se han vuelto una realidad necesaria en sus principales megalópolis: la Ciudad de México, Monterrey y Guadalajara por su alta demanda de departamentos en renta y vivienda en general.

La capital del país fue la primera en ver esta innovación inmobiliaria cuando en 2007 Reforma 222 abrió sus puertas. Aunque en 2006 ya se vislumbraba la primera fase de Antara, diseñada por Sordo Madaleno como parte de una nueva tendencia.

Desde entonces y hasta ahora, el desarrollo de usos mixtos comparte sus bondades incrementando la plusvalía de las zonas donde se edifica e impulsa la inversión de capitales de forma interna y a su alrededor.

Para entender la importancia de estos complejos cabe señalar que la Ciudad de México es la quinta urbe más habitada, con una población estimada de 21 millones 581 mil habitantes, según el informe Revisión 2018 de las Perspectivas de Urbanización Mundial de la ONU.

De acuerdo con la organización, la capital y su zona metropolitana está por debajo de Tokio y Seúl como el espacio territorial con mayor cantidad de habitantes, mismos que requieren centros de trabajo, espacios comerciales y recreativos cercanos a sus domicilios o bien, que no representen un esfuerzo titánico de desplazamiento.

El último índice de TomTom Traffic califica a la Ciudad de México como la que tiene el peor tráfico del mundo. Aunado a esto, la última encuesta Origen-Destino en Hogares del Inegi destacó que entre semana en la Zona Metropolitana del Valle de México se realizan 34.5 millones de viajes a centros de trabajo.

Si para el 2020 la ONU estima que el 68% de la población mundial vivirá en áreas urbanas, el desarrollo sostenible jugará un papel fundamental y el uso mixto también.

Además de aminorar la movilidad urbana (que representa el tránsito cotidiano) dando prioridad al peatón y al ciclista, estos nuevos desarrollos revitalizan los espacios y promueven la integración de una nueva comunidad.

La proyección es que para 2050, México deberá resolver las necesidades de 144.9 millones de habitantes urbanos, es decir, el 88.2% de la población. Todavía estamos a tiempo de mirar hacia arriba, los usos mixtos llegaron para quedarse. 


fmma