METRÓPOLI

Leonardo Avendaño quería ser sacerdote, la violencia le dijo que no

Desde los 19 años, Leonardo Avedaño ya tenía en la mente ser sacerdote. Comenzó su proceso religioso a la par que ingresó a la universidad.

  • REDACCIÓN
  • 14/06/2019
  • 13:21 hrs
  • Escuchar
Leonardo Avendaño quería ser sacerdote, la violencia le dijo que no
Leonardo Avedaño quería ser sacerdote, la violencia le dijo que no (Foto Especial)

Hugo Leonardo Avendaño Chávez tenía 29 años, habían pasado apenas dos semanas de haber terminado una maestría en la Universidad Intercontinental y ya tenía su destino claro: ser sacerdote. Sin embargo, la violencia que azota a la Ciudad de México le dijo que no.

El 11 de junio de 2019 fue reportado como desaparecido por sus familiares, dos días después fue encontrado sin vida dentro de su camioneta en un paraje boscoso de la alcaldía Tlalpan.

Privado de su libertad y luego asesinado, el caso de Avendaño Chávez es el segundo que conmociona la capital del país, luego del caso –muy similar al de Leonardo– de Norberto Ronquillo, también estudiante de 22 años.

Pese a ser muy joven, Hugo Leonardo ya sabía que quería que hicieran con su cuerpo cuando falleciera, que lo cremaran.

Cuando su madre falleció, hace apenas dos meses, debido a un paro cardiaco decidió mientras la velaba que ese debía ser también su destino.

La familia de Leonardo Avedaño, misma que ha dado entrevistas a diversos medios, desconoce las razones que le dieron muerte al joven seminarista y estudiante de maestría, pues lo calificaban como una persona muy tranquila.

Las autoridades capitalinas han descartado que se haya tratado de un secuestro, como en el caso de Norberto, pues nunca llamaron a la familia para pedirles alguna cifra por su liberación.

Al sur de la Ciudad de México, Leonardo se dedicaba a trabajar en una parroquia donde pretendía dedicarse al sacerdocio.  

Avedaño acababa de recibir su departamento, mismo que se encontraba a escasos 10 minutos de dicha iglesia.

El día de su desaparición, Avedaño Chávez salió de su domicilio para dirigirse a esta parroquia, donde iba a dormir esa noche, pero no llegó.

Desde los 19 años, Leonardo Avedaño ya tenía en la mente ser sacerdote. Comenzó su proceso religioso a la par que ingresó a la universidad.

Apasionado, obstinado, viajero e inteligente, así lo califican sus familiares, quienes piden respetuosamente pero de forma enérgica justicia a las autoridades capitalinas.

Hugo Leonardo Avendaño Chávez fue víctima de la violencia desmedida que actualmente se vive en la Ciudad de México.

En los primeros cuatro meses del 2019, los asesinatos en la capital del país se dispararon en un 33% en comparación con el primer cuatrimestre del año pasado, según datos del Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública (SESNSP).

Esto significa que de enero a abril de este año se registraron 575 asesinatos en la Ciudad de México, mientras que en el mismo lapso del 2018 las víctimas de homicidio doloso fueron 432.

Con información de El País y de Infobae

rgg