METRÓPOLI

Encuestadores del Inegi, objetivos de la delincuencia en CDMX

A unos días de haber retomado sus actividades, un entrevistador fue objetivo de un asalto

  • IVÁN MEJÍA
  • 27/07/2020
  • 18:36 hrs
  • Escuchar
Encuestadores del Inegi, objetivos de la delincuencia en CDMX
Fue a partir del dos de marzo pasado que los trabajadores del INEGI comenzaron a aplicar el formulario a los habitantes de la urbe (Foto: Cuartoscuro)

Debido a la pandemia del coronavirus el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi) suspendió el censo poblacional que realizaba en la Ciudad de México, pero durante las semanas en las que los encuestadores estuvieron asistiendo a los hogares capitalinos, los empleados del organismo fueron víctimas de la delincuencia. Ahora, a unos días de haber retomado sus actividades, un entrevistador ha sido objetivo de un asalto.

Fue a partir del dos de marzo pasado que los trabajadores del Inegi comenzaron a aplicar el formulario a los habitantes de la urbe. Dos semanas más tarde La Silla Rota informó que la Fiscalía General de Justicia (FGJ) había iniciado nueve carpetas de investigación por robos en los que los afectados eran distintos entrevistadores.

Después de dicho periodo, la institución registró por lo menos otros tres robos a este mismo gremio, llegando así a 12 casos de asaltos a entrevistadores durante marzo, de acuerdo a autoridades consultadas.

Sin embargo, la contabilidad de estos actos ilícitos que se cometieron en contra de los servidores públicos, se pausó, luego de que el organismo determinara interrumpir el muestreo a finales del mes ya mencionado.

Pero a una semana de que el Inegi decidiera enviar de nuevo a las calles a los encuestadores, a pesar de los altos picos de casos de contagios y muertes por el covid-19, razón por la que desde un principio detuvo el censo, un encuestador ya fue víctima de un asalto.

Fue el lunes pasado que el trabajador fue robado por un par se sujetos que viajaban a bordo de una motocicleta, quienes lo interceptaron cuando caminaba sobre calles de la colonia Santa Martha Acatitla, alcaldía Iztapalapa.

El afectado narró al Ministerio Público que uno de los sujetos descendió del vehículo y le apuntó con un revolver, momento en el que le exigió que le diera la mochila que cargaba, según contaron fuentes de la Fiscalía capitalina a este medio de comunicación.

Christian "N" detalló que en la maleta traía documentos oficiales del Inegi, como cuestionarios y el cargador y el aparato electrónico denominado Administrador censal, además de su celular y cartera.

REGRESAN A ACTIVIDADES ENTREVISTADORES POR FUNCIÓN ESENCIAL

Fuentes consultadas del INEGI aseguraron a La Silla Rota, que después de que la Secretaría de Salud decretará que los censos y entrevistas que fueron suspendidas por la contingencia sanitaria por el covid-19, podían ser retomadas, algunos entrevistadores del organismo retomaron la función de "verificación", que trata de confirmar el número de personas que vienen en un domicilio.

Esta acción solo se hace en las casas que ya fueron visitadas, pero en las cuales no se obtuvo respuesta de los residentes. Dicha actividad los encuestadores la llevan a cabo bajo las medidas de protección que dictan las autoridades, como lo son la sana distancia y el uso de cubrebocas y gel antibacterial.

LA GAM, ESCENARIO DE ASALTOS A ENCUESTADORES DEL INEGI 

De los casos registrados en marzo, cinco ocurrieron en la alcaldía Gustavo A. Madero; tres en Iztapalapa, y uno en Milpa Alta. Ocho de los atracos fueron a plena luz del día, solamente uno fue en la noche. Del total de robos, ocho fueron a mano armada en la vía pública donde a todos los encuestadores les quitaron sus equipos telefónicos, principalmente, un teléfono celular de la marca Mitsui que es proporcionado por el instituto, que tiene un valor de mil 756 pesos.

El primer robo cometido con pistola en mano ocurrió a unas horas de haber iniciado con la aplicación de los formularios en la capital (2 de marzo), actividad por la que perciben un sueldo de seis mil pesos al mes.

No obstante, antes de este atraco, los encuestadores fueron víctimas del hurto de una camioneta Nissan tipo Pick Up, modelo 2010 doble cabina de color blanco, con placas de circulación 825-WXA, que pertenecía al instituto.

Según la carpeta de investigación con terminación /00339/03-2020 que se inició en la coordinación territorial GAM-3, una encuestadora de nombre María Elena dejó estacionada la unidad sobre la calle Poniente 134 y avenida 100 Metros cerca de las 14:00 horas, para después ir a realizar su trabajo. Sin embargo cuando regresó después de las ocho de la noche, ya no encontró el vehículo.

cmo